El estafador de Tinder: consejos para evitar ser víctima de una ‘estafa romántica’

El documental de Netflix que cuenta la historia del Simon Leviev ha puesto sobre el tapete un problema real: las estafas disfrazadas de amor eterno. Toma en cuenta estas recomendaciones para que no te ocurra en San Valentín.

El estafador de Tinder, documental de Netflix sigue dando que hablar. Foto: NetflixLAT
El estafador de Tinder, documental de Netflix sigue dando que hablar. Foto: NetflixLAT

El documental de Netflix ‘El Estafador de Tinder’ se ha convertido en un éxito en la plataforma de streaming al contar la historia de Simon Leviev, nombre falso de Shimon Hayut, quien estafó con aproximadamente US$ 10 millones de dólares a varias mujeres por las cuales fingía un interés romántico.

Las encontraba en Tinder, actuaba como enamorado y poco después les pedía dinero: a una le había robado US$ 40,000, a otra US$ 200,000.

Esta es una historia de la vida real y de hecho varias personas que buscan el amor en Internet, algo cada vez más común, están expuestas a un estafador o estafadora de Tinder, Instagram, Tiktok o Facebook.

Se prevé que el mercado mundial de las citas online llegue a casi 3,600 millones de dólares para el año 2025. Pero hay un punto a tener en cuenta: no se puede creer todo lo que se lee ni a todas las personas que se conoce en Internet. Una investigación de ESET revela que el 52 % de las personas cree que la soledad en los días previos a San Valentín las hace más vulnerables a los métodos utilizados por los delincuentes que buscan víctimas en sitios o apps de citas.

Las estafas románticas o de citas, a veces también llamadas estafas de catfishing, ocurren cuando quien estafa adopta personajes falsos en sitios y aplicaciones de citas. Se hacen amigos, construyen una relación e incluso llegan a proponerles matrimonio. Pero, muy pronto solicitan dinero o que se abra una nueva cuenta bancaria para usar. Usan estas cuentas para lavar el dinero que obtienen de otras víctimas, convirtiendo a la víctima del fraude romántico en mulas de dinero involuntarias. Incluso pueden tratar de persuadir a las víctimas para que les envíen fotos o videos comprometedores para luego intentar chantajearlas.

“El fraude de las citas es un gran negocio. Ocupa el octavo lugar en la lista de los tipos de delitos cibernéticos más reportados en los Estados Unidos, en 2021 las estafas románticas ocuparon el segundo lugar en cuanto a pérdidas, permitiendo a los estafadores recaudar más de 600 millones de dólares, cifra que superó los 500 millones de dólares de 2020″, menciona Camilo Gutiérrez Amaya, Jefe del Laboratorio de investigación de ESET Latinoamérica.

Un documental que muestra los engaños de las citas online.

RECOMENDACIONES

Hay que saber que muchas de estas estafas siguen un patrón similar. A continuación las señales a las que prestar atención al conocer a una nueva persona en línea:

* Hacer creer que viven o trabajan fuera del país en el que se encuentra la víctima

* Afirmar estar trabajando en una plataforma petrolera, en el ejército o como médico

* Hacer muchas preguntas personales a la víctima.

* Ser evasivos cuando se les pregunta sobre sus vidas.

* Intentar avanzar muy rápido en la relación y declarar su ‘amor’ en poco tiempo

* Dar excusas cada vez más elaboradas para no verse personalmente o unirse a una videollamada

* A menudo buscan rápidamente mudar la conversación del sitio o app de citas hacia un chat privado.

* Tener fotos de perfil perfectas

* Contar historias de vida complicadas para argumentar por qué necesitan dinero. Esto suele incluir la necesidad de pagar:

- Gastos de viaje. Por ejemplo, pasajes de avión

- Gastos médicos

- Visas y documentos de viaje

- Deudas de juego

- Tarifas aduaneras aplicadas a los artículos importados

Si piden dinero, quienes están detrás de los engaños amorosos generalmente pedirán que se les transfiera, o posiblemente solicitarán a su amor gift cards o tarjetas prepagas con dinero. Si la víctima se niega, la persona que estafa continuará acosándolo/a hasta que ceda, posiblemente usando excusas cada vez más elaboradas de por qué necesita el dinero. Algunas víctimas han perdido decenas o incluso cientos de miles de esta manera.

Se recomienda adelantarse a esta situación y hacer una investigación sobre cualquier persona que se conozca en Internet. Si bien no suena romántico, al tratarse de contactos casi anónimos, puede ahorrar dolores de cabeza y dinero a largo plazo. A la hora de buscar información sobre la persona, se aconseja considerar:

* Realizar una búsqueda inversa de su foto de perfil (por ejemplo, con Google Images) para ver si coincide con otros nombres o detalles y de esta manera averiguar si es una imagen robada.

* Buscar su nombre y otros detalles para ver si la historia de vida de la persona coincide con la información en Internet.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR