Cómo es la historia de los rinocerontes, una especie amenazada por el ser humano

La vida de estos animales es desconocida y, probablemente, nos estemos perdiendo su verdadero origen. Aquí los detalles

La palabra “rinoceronte” proviene de los términos griegos rhino (nariz) y  kera (cuerno), y significa literalmente “nariz cornuda” (Reuters)
La palabra “rinoceronte” proviene de los términos griegos rhino (nariz) y kera (cuerno), y significa literalmente “nariz cornuda” (Reuters)

Aunque parezca una broma, un pariente cercano de los rinocerontes, dentro de lo que habitualmente un hombre semiurbano conoce fácilmente, es el caballo, perteneciendo al mismo orden que ellos: los perisodáctilos (ungulados de dedos impares).

Los rinocerontes habitan algunas zonas de África y en el sur de Asia. La palabra “rinoceronte” proviene de los términos griegos rhino (nariz) y kera (cuerno), y significa, literalmente, “nariz cornuda”, aludiendo a los característicos cuernos en el hocico, que son, además, un valorado trofeo y la razón principal de su caza.

Los cuernos en Oriente tienen un supuesto efecto afrodisíaco o medicinal, lo que hace altamente cotizada su obtención. A diferencia de los cuernos de otras especies, como los antílopes, los de los rinocerontes no tienen un soporte óseo, sino que son de queratina, la misma sustancia que forma los pelos y las uñas en el resto de mamíferos.

En suma, los cuernos de los rinocerontes son un conjunto de pelos pegoteados. Las dos especies africanas y el rinoceronte de Sumatra tienen dos cuernos, mientras que el Indio y el de Java tienen solo uno. Al tener tres dedos con el central más grande y largo, dejan una huella de la pezuña muy parecida a un gran trébol de tres hojas.

Se conocen cinco especies diferentes: el rinoceronte blanco, el negro, el de la India, el de Sumatra y el de Java (EFE)
Se conocen cinco especies diferentes: el rinoceronte blanco, el negro, el de la India, el de Sumatra y el de Java (EFE)

Todos son herbívoros, y tienen una piel gruesa y resistente, de entre 1,5 y 5 centímetros de grosor, formada por capas superpuestas de colágeno. La familia de los rinocerontes se caracteriza por su gran tamaño, siendo de las pocas especies consideradas como megafauna aún existente, junto con elefantes e hipopótamos.

Todas las especies pueden sobrepasar como mínimo la tonelada de peso. Tienen cerebros relativamente pequeños para su tamaño corporal (entre 400 y 600 gramos). Los rinocerontes tienen una visión muy pobre y sus ojos están situados a ambos lados de su cabeza. Con un oído muy fino, y las orejas son de tipo tubular, moviéndose rápidamente, pueden percibir los sonidos y la dirección de donde provienen. Pero su sentido más desarrollado es el olfato; la cantidad de tejido olfativo en el hocico supera al tamaño del cerebro.

Se conocen cinco especies diferentes: el rinoceronte blanco, el negro, el de la India, el de Sumatra y el de Java. Cada especie se ha adaptado al consumo de un tipo de materia vegetal. El rinoceronte negro tiene un labio superior prensil a modo de pequeña trompa cónica que utiliza para romper los extremos de las ramas de las plantas leñosas.

El rinoceronte blanco, en cambio, cuenta unos labios anchos que utiliza para pastar las hierbas cortas. El rinoceronte indio también tiene un labio superior prensil, que usa para obtener hierbas altas y pequeños arbustos y tanto el rinoceronte de Java como el de Sumatra, a menudo derriban pequeños árboles para comerse sus hojas y brotes, y todas las especies excepto el blanco incluyen algunos frutos en su dieta.

Todos son herbívoros, y tienen una piel gruesa y resistente, de entre 1,5 y 5 centímetros de grosor (EFE)
Todos son herbívoros, y tienen una piel gruesa y resistente, de entre 1,5 y 5 centímetros de grosor (EFE)

Aunque se alimentan por lo general de hojas, su capacidad de fermentar el alimento en el colon les permite sobrevivir consumiendo materia vegetal más leñosa, como raíces y ramas, de ser necesario. Todos los rinocerontes beben casi a diario, pero en condiciones áridas pueden sobrevivir entre cuatro o cinco días sin beber.

El rinoceronte indio pasa grandes periodos en el agua, mientras las especies africanas suelen preferir revolcarse en el barro. Si bien el agua los refresca, el barro los protege contra las picaduras de moscas y otros insectos.

Una particularidad de los rinocerontes es que los testículos no descienden al escroto, y el pene, cuando está retraído, está dirigido hacia atrás. Hoy hablamos de no más de 20.000 ejemplares viviendo en estado de libertad, lo que significa un escasísimo número para esta especie casi prehistórica que intenta sobrevivir de su mayor amenaza que es el ser humano, sus creencias y su ambición desmedida.

*El Prof. Dr. Juan Enrique Romero @drromerook es médico veterinario. Especialista en Educación Universitaria. Magister en Psicoinmunoneuroendocrinología. Ex Director del Hospital Escuela de Animales Pequeños (UNLPam). Docente Universitario en varias universidades argentinas. Disertante internacional.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR