Israel le manifestó a EEUU la necesidad de eliminar al grupo terrorista Hezbollah de la frontera con el Líbano

El miembro del gabinete de emergencia Benny Gantz se reunió este lunes con el secretario de Estado de EEUU, Antony Blinken, a quien le señaló el desafió que enfrenta el gobierno israelí con el grupo chií libanés

Compartir
Compartir articulo
El Secretario de Estado de los Estados Unidos, Antony Blinken, en reunión con el Ministro de Defensa de Israel, Benny Gantz, en el Departamento de Estado de Washington, EE.UU., el 3 de junio de 2021. Jacquelyn Martin/Pool vía REUTERS
El Secretario de Estado de los Estados Unidos, Antony Blinken, en reunión con el Ministro de Defensa de Israel, Benny Gantz, en el Departamento de Estado de Washington, EE.UU., el 3 de junio de 2021. Jacquelyn Martin/Pool vía REUTERS

El líder de la oposición israelí y miembro del gabinete de emergencia, Benny Gantz, le señaló al Secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, la necesidad de Israel de eliminar la amenaza que representa el grupo terrorista Hezbollah a lo largo de la frontera norte.

Gantz agradeció el veto de Estados Unidos a una resolución de alto el fuego en el Consejo de Seguridad de la ONU y actualizó a Blinken sobre la guerra en Gaza.

El encuentro entre Gantz y Blinken, que se celebró en Israel, sucedió luego de que las fuerzas israelíes interceptaron seis proyectiles lanzados desde Líbano en distintos ataques desde este país al norte de Israel, informó este lunes el Ejército israelí.

Los proyectiles fueron interceptados por el sistema de defensa israelí después de haber detectado en el norte de Israel varios ataques desde Líbano, según un comunicado del Ejército israelí.

En respuesta, la artillería israelí atacó posiciones desde las que habían sido realizados los ataques, añadió.

El Ejército detalló posteriormente que aviones de combate israelíes atacaron una posición del grupo terrorista Hezbollah en Líbano tras el lanzamiento desde este país de proyectiles hacia comunidades en Galilea, en nuevos ataques contra posiciones militares israelíes.

Soldados israelíes hacen guardia en un puesto de control cerca del Kibbutz Sasa, cerca de la frontera entre Israel y el Líbano en el norte de Israel, el 1 de octubre de 2019. 17, 2023. Prensa Europea/Contacto/Ayal Margolin/JINI
Soldados israelíes hacen guardia en un puesto de control cerca del Kibbutz Sasa, cerca de la frontera entre Israel y el Líbano en el norte de Israel, el 1 de octubre de 2019. 17, 2023. Prensa Europea/Contacto/Ayal Margolin/JINI

La frontera entre Israel y Líbano vive su mayor tensión desde la guerra que tropas israelíes y Hezbollah libraron en 2006, con un intercambio de fuego que comenzó el pasado 8 de octubre, al día siguiente de que estallara la guerra contra Hamás en Gaza.

Un portavoz del Ejército israelí, el coronel Olivier Rafowicz, se refirió en rueda de prensa en Jerusalén a la “escalada” de la violencia en la zona fronteriza entre Israel y Líbano.

Rafowicz afirmó que el grupo terrorista libanés intenta con sus ataques desde el Líbano “distraer” a Israel de su guerra contra Hamas en la Franja de Gaza.

“Hezbollah es consciente de que Hamas está perdiendo”, comentó, y “quiere ayudar” al grupo terrorista palestino en Gaza.

“No vamos a perder el foco” sobre Gaza, pero si Hezbollah “decide ir a una guerra total, el precio será muy alto para Hezbollah y para Líbano, esperemos que no sea el caso”, advirtió.

El grupo chií libanés Hezbollah y terroristas palestinos en el sur de Líbano han lanzado cohetes, drones y misiles antitanque, a lo que Israel, que ha desplegado más de 200.000 soldados en su frontera norte, ha respondido con intensos ataques por aire y con artillería.

El sábado, el grupo terrorista libanés reivindicó unos 11 ataques sobre bases militares en el norte del Estado judío -precisamente en las localidades de Ramya y Metula- gracias al empleo de “armas adecuadas” no especificadas.

Según sumaron, lograron bajas en el bando enemigo aunque Israel aún no ha confirmado esta información. Asimismo, la formación de Hassan Nasrallah informó la muerte de uno de sus combatientes, Hassan Kamal Sorour, aunque no hizo mención del lugar ni las condiciones de su fallecimiento.

Desde el comienzo de las hostilidades en la zona se han registrado más de 140 muertos: 11 en Israel -7 soldados y 4 civiles- y al menos 130 en el Líbano, incluyendo unos 100 miembros de Hezbollah, 12 integrantes de milicias palestinas, un soldado y 17 civiles.

El domingo Israel aseguró haber eliminado a más de cien miembros de Hezbollah en el sur de Líbano durante el último mes.

La violencia también ha provocado el desplazamiento de miles de habitantes: unas 60.000 personas han sido evacuadas de las comunidades del norte de Israel y más de 55.000 han huido del sur de Líbano.

(Con información de EFE)