AstraZeneca anunció que su vacuna es 79% eficaz y no conlleva riesgo de coágulos tras los ensayos en EEUU

Los primeros datos que la farmacéutica enviará a la Administración de Alimentos y Medicamentos del país norteamericano también señalan que fue 100% efectiva contra casos graves

Ilustración de viales con la etiqueta "Astra Zeneca COVID-19 Coronavirus Vaccine" y una jeringa se ven delante de un logotipo de AstraZeneca mostrado, 14 de marzo de 2021. REUTERS/Dado Ruvic
Ilustración de viales con la etiqueta "Astra Zeneca COVID-19 Coronavirus Vaccine" y una jeringa se ven delante de un logotipo de AstraZeneca mostrado, 14 de marzo de 2021. REUTERS/Dado Ruvic

La vacuna contra el covid-19 de AstraZeneca tiene una eficacia de 79% para prevenir la enfermedad y no aumenta el riesgo de coágulos sanguíneos, dijo la firma de biotecnología el lunes, luego de sus ensayos de eficiencia de fase 3 en Estados Unidos.

La vacuna también fue efectiva en un 80% para los mayores de 65 años, dijo. Varios países habían suspendido la administración del fármaco a personas mayores debido a la falta de datos entre los participantes de edad avanzada en ensayos anteriores.

Aunque la vacuna de AstraZeneca ha sido autorizada en más de 50 países en todo el mundo, todavía no ha recibido luz verde en Estados Unidos. El nuevo estudio incluyó a 30.000 voluntarios, de los que 20.000 recibieron la vacuna y el resto placebos.

La vacuna tuvo una efectividad del 79% en impedir el COVID-19 sintomático y del 100% para evitar los casos graves y hospitalizaciones. Los investigadores señalaron que la vacuna había sido efectiva en todos los grupos de edad, incluidos ancianos, algo que no se había establecido en estudios previos en otros países.

Los primeros datos del estudio forman parte de la información que AstraZeneca debe enviar a la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés). Un comité asesor de la FDA celebrará un debate público sobre las pruebas que sustentan el fármaco antes de decidir si permite el uso de emergencia de la vacuna.

Una persona recibe una dosis de la vacuna COVID-19 de Oxford y AstraZeneca en un centro de vacunación en Amberes, Bélgica. 18 de marzo de 2021. REUTERS/Yves Herman
Una persona recibe una dosis de la vacuna COVID-19 de Oxford y AstraZeneca en un centro de vacunación en Amberes, Bélgica. 18 de marzo de 2021. REUTERS/Yves Herman

Los científicos esperan resultados del estudio estadounidense con la esperanza de que aclare algo de la confusión sobre cómo de bien funciona realmente la vacuna.

Gran Bretaña autorizó la vacuna basándose en resultados parciales de ensayos en Gran Bretaña, Brasil y Sudáfrica que apuntaban a una efectividad del 70%. Pero esos resultados se vieron afectados por un fallo de fabricación que hizo que algunos participantes recibieran apenas media dosis en su primera inyección, un error que los investigadores no reconocieron en un primer momento.

Después llegaron más dudas sobre la protección que ofrecía a los mayores y cuánto tiempo esperar entre las dos dosis. Algunos países europeos, como Alemania, Francia y Bélgica, evitaron en un principio administrarla a ancianos y sólo cambiaron de política cuando aparecieron nuevos datos que sugerían que también protege a los mayores.

Más de una docena de países, la mayoría en Europa, suspendieron temporalmente el empleo de la vacuna de AstraZeneca la semana pasada tras reportes que la asociaron a coágulos sanguíneos. El jueves, la Agencia Europea del Medicamento concluyó tras una investigación que la vacuna no aumentaba el riesgo de coágulos sanguíneos en general aunque no pudo descartar que estuviera relacionado con dos clases de coágulos muy poco comunes.

Francia, Alemania, Italia y otros países reanudaron el viernes el uso de la vacuna, y varios políticos de alto rango la recibieron para reiterar que era segura.

Con información de AP y AFP

SEGUIR LEYENDO: