Motín en centro de reclusión de Santa Marta fue controlado por las autoridades

Las autoridades locales de la capital de Magdalena lograron controlar la situación con la ayuda de los familiares de los reclusos que sirvieron de interlocutores.

Este viernes se presentó un motín en un centro de reclusión transitorio en Santa Marta que fue controlado. Foto: archivo.
Este viernes se presentó un motín en un centro de reclusión transitorio en Santa Marta que fue controlado. Foto: archivo.

Este viernes se presentó un motín en el centro de reclusión transitorio de Santa Marta, departamento de Magdalena, luego que un grupo de reos se tomaran las dos plantas superiores de la infraestructura en forma de protesta por las malas condiciones en las que se encuentran.

Según información preliminar, los reclusos que rompieron la puerta de seguridad del segundo piso y accedieron a la planta superior y al techo del centro de reclusión, exigían un cambio de sede argumentando que se encontraban en condiciones inhumanas.

Por tal razón, miembros de la Policía Metropolitana de la capital del Magdalena llegaron a este inmueble ubicado en la calle 10 con carrera 5 para hacer un control de la situación y evitar la fuga de los cerca de 189 sujetos que se encuentran privados de la libertad y que esperan su traslado a la cárcel Rodrigo de Bastidas, que actualmente registra un alto índice de hacinamiento.

Las autoridades locales, en articulación con la Personería Distrital y la Secretaría de Seguridad, lograron un acuerdo con los reclusos, con la intención de restaurar el orden en este centro transitorio donde se logró la recaptura de 64 sujetos que se habían fugado del inmueble.

Después de dialogar con las personas privadas de la libertad las cosas están más calmadas gracias al buen trabajo interinstitucional, sin embargo, tomaremos las decisiones correspondientes en un consejo de seguridad en el que participarán, además, los organismos de control, las autoridades político-administrativas, la Fiscalía General de la Nación y el director de la cárcel Rodrigo de Bastidas”, aseguró el comandante de la Policía Metropolitana, coronel Óscar Solarte a El Heraldo.

A este centro también llegaron agentes de las Seccionales de Investigación Criminal (Sijin) y del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) para controlar el motín en el que habrían resultado dos policías heridos y familiares de los reclusos sirvieron como interlocutores para controlar la situación.

Según indicó la Secretaría de Seguridad a El Heraldo, la alcaldía de la ciudad ya se encuentra adelantando el proceso de construcción de un nuevo centro de detención transitorio de sindicados en el que se reubicarían los reclusos que se encuentran privados de la libertad para mejorar sus condiciones.

En lo que ha corrido del reciente mes el INPEC ha trasladado a los centros de reclusión nacional 1792 personas privadas de la libertad. Crédito: Colprensa
En lo que ha corrido del reciente mes el INPEC ha trasladado a los centros de reclusión nacional 1792 personas privadas de la libertad. Crédito: Colprensa

Hacinamiento en las cárceles colombianas pasó del 54.9 % al 20.2 % en los últimos meses

Desde los centros penitenciarios en Colombia se llevan a cabo diferentes procesos para permitirles a los condenados una resocialización efectiva. Poco a poco se generan espacios más humanos como los quiere el nuevo director del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, el mayor general Mariano Botero. Según el funcionario, el trato a los presos y el control de la propagación del coronavirus son sus principales retos en la actualidad.

El pasado 24 de enero de 2021 inició el plan de descongestión en las URI, Estaciones de Policía y Comandos de Batallón. De acuerdo con las cifras del alto oficial, en lo corrido de este 2021 ya se han traslado 1.792 reclusos.

“En lo que ha corrido del reciente mes el INPEC ha trasladado a los centros de reclusión nacional 1.792 personas privadas de la libertad, con esto estamos generando el deshacinamiento que se vive a nivel país”, afirmó en Caracol Radio.

Pese a su reciente posesión como director de la entidad, tras el fin del periodo del brigadier Norberto Mujica, el oficial que cuenta con más de tres décadas en la Policía Nacional reconoce que poco a poco se va reduciendo el problema del hacinamiento en los centros de reclusión, problemática presentada desde hace vario tiempo.

SEGUIR LEYENDO:

<br/>