Konrad Kaczmarzyk, el polaco que representará a Colombia en el mundial de bartenders

Por ganar la competencia del World Class Colombia, Kaczmarzyk podrá representar al país en el mundial de bartenders.

Konrad Kaczmarzyk, bartender del Restaurante Bar Llorente ganó la competencia del World Class Colombia. - World Class Colombia.
Konrad Kaczmarzyk, bartender del Restaurante Bar Llorente ganó la competencia del World Class Colombia. - World Class Colombia.

Konrad Kaczmarzyk es un bartender polaco que ganó hace unos días el World Class Colombia 2021 “It’s Time To Shake”, un programa que tiene como principal objetivo fortalecer las habilidades técnicas de los profesionales de bar en el país.

Con este triunfo, Kaczmarzyk tiene un cupo en escenarios internacionales para seguir posicionando el talento local alrededor del mundo. Próximamente estará en el Mundial de Bartenders. Este logro lo consiguió con el restaurante bar Llorente, el cual se encuentra en la Zona G de Bogotá, donde actualmente trabaja.

El restaurante Llorente participó en una edición del World Class Colombia en el que se registró un récord de participación, reuniendo así 250 expertos de 20 ciudades y municipios del país. El bartender polaco cuenta con más de 10 años de experiencia, ya que ha trabajado en diferentes partes del mundo como Polonia, Reino Unido, España, Dinamarca y Colombia, país donde está radicado.

Según el diario La República, el restaurante se refirió al trabajo de su bartender como algo innovador y único. “Konrad es dueño de un estilo único, mezcla clásicos y modernos sabores priorizando la hospitalidad y creando experiencias únicas para los consumidores, reuniendo en cada receta técnicas y conocimiento de la coctelería clásica, mezcladas con métodos e insumos modernos o provenientes de la gastronomía colombiana”.

Konrad Kaczmarzyk en una entrevista para el periódico El Tiempo contó hace cuánto llegó a Colombia, su interés de utilizar productos y alimentos naturales en sus cocteles y de cómo ha experimentado en la coctelería subterránea.

Sobre este último tipo de mixología, el bartender polaco confesó que: “El reto era usar, junto con Tequila Don Julio, ingredientes subterráneos: tubérculos, raíces, ingredientes que no son tan comunes en coctelería. Así que elaboré un coctel con cubio, que es un sabor de amores y odios. Cuando lo probé la primera vez me pareció interesante y supe que quería trabajar con él. Decidí procesarlo con una técnica ancestral latinoamericana: la cocción bajo tierra”.

Además, contó que fue en lo Llanos Orientales donde se inspiró para hacer este nuevo coctel, pues se basó en la técnica llamada carne a la perra. “Me inspiré en ella para trabajar los cubios: los envolví en hoja de plátano, los cociné bajo tierra. Después los limpié y los aromaticé con miel de agave y los puse en un método de infusión al vacío. Además del tequila blanco, usé un extracto de mandrágora y jugo de limón. Iba en copa de barro, escarchado con sal y tierra de jengibre. Lo serví dentro de un plato que tenía tierra de cubio comestible y chips de cubio para acompañar”, dijo para El Tiempo.

Para Kaczmarzyk , lo que más le atrae tanto de Latinoamérica como de Colombia es la diversidad que hay en los alimentos y de ingredientes. “A veces los locales no lo ven. Pero para nuestro tipo de trabajo, Colombia es un paraíso porque puedes ir a Paloquemao o a la plaza del Siete de Agosto y siempre encontrarás algo nuevo. Es algo que valoro mucho de Colombia”.

Por último, explicó que desde hace dos años decidió quedarse en Colombia luego de enamorarse de una colombiana. “Tengo 29 años, llegué a Colombia hace dos años. En Polonia, empecé detrás de la barra para pagar mis estudios. Me convenía para estudiar de día y trabajar de noche. Pronto me di cuenta de que el trabajo de bartender era lo que más disfrutaba. Terminé mis estudios de psicología, pero me quedé en este mundo. Pasé por varios países hasta que conocí a una chica colombiana”.

SEGUIR LEYENDO