Bernardo Arévalo anunció más acciones contra la fiscal general de Guatemala tras denunciarla por incumplimiento de deberes

El presidente guatemalteco dijo que su administración está haciendo lo que “debe hacer” para garantizar “el funcionamiento de las instituciones y la lucha contra la corrupción”

Compartir
Compartir articulo
Foto de archivo del presidente de Guatemala, Bernardo Arévalo de León (EFE/ Mariano Macz)
Foto de archivo del presidente de Guatemala, Bernardo Arévalo de León (EFE/ Mariano Macz)

El presidente de Guatemala, Bernardo Arévalo de León, aseguró este viernes que su Gobierno presentará “más acciones” contra la fiscal general, Consuelo Porras, tras denunciarla penalmente por incumplimiento de deberes esta semana.

“Van a haber más acciones en las próximas semanas. Accionaremos en relación a distintos temas, pero ya se irán anunciando en su momento”, indicó Arévalo de León durante una entrevista con una radio local este viernes en relación a la estrategia de su Administración para lidiar con Porras, acusada de haber intentado evitar su investidura presidencial del pasado 14 de enero.

“Estamos haciendo lo que debemos hacer en términos de nuestra responsabilidad política ante el pueblo de Guatemala para garantizar el funcionamiento de las instituciones y la lucha contra la corrupción”, agregó el mandatario guatemalteco.

El jueves, el Gobierno Arévalo de León decidió denunciar penalmente y solicitar antejuicio contra la fiscal general por el supuesto delito de incumplimiento de deberes, el cual habría cometido al negarse a participar en una reunión de gabinete de ministros el pasado 29 de enero.

El primer mes de Gobierno del nuevo presidente fue marcado por dos intentos fallidos por reunirse con la jefa del Ministerio Público (Fiscalía), quien desde el 12 de julio de 2023 activó una serie de acciones judiciales para buscar anular la inesperada victoria electoral de Arévalo de León en los comicios generales.

Arévalo de León resaltó que el problema de país no es una batalla entre su persona y la fiscal general sino “combatir la corrupción y rescatar el sistema de justicia”.

Un manifestante lleva un cartel de rechazo contra la fiscal general, Consuelo Porras (AP Foto/Moisés Castillo, Archivo)
Un manifestante lleva un cartel de rechazo contra la fiscal general, Consuelo Porras (AP Foto/Moisés Castillo, Archivo)

A principios de enero, el mandatario guatemalteco afirmó que pediría la renuncia de Porras al tomar el poder. Sin embargo, durante sus primeras seis semanas de mandato ha buscado los mecanismos legales para intentar hacerle frente a esa crisis.

El Gobierno pide la retirada de inmunidad de la fiscal general

La Procuraduría General de la Nación y la Secretaría General de la Presidencia de Guatemala han presentado este jueves una querella contra la fiscal general, así como la solicitud de antejuicio, por negarse a reunirse con el presidente.

En concreto, han detallado que estas dos iniciativas se enmarcan dentro de la ausencia de Porras en el Consejo de Ministros celebrado el pasado 29 de enero. La fiscal general acudió a la reunión, si bien minutos más tarde se retiró debido a que “no se daban las condiciones legalmente establecidas” para su participación.

“Como se recordará, la intención expresada en esa invitación fue coordinar políticas de Estado y acciones acerca de temas que son fundamentales en el esfuerzo que persigue actualmente el Estado de Guatemala para abatir la impunidad, combatir la corrupción y garantizar el respeto de los Derechos Humanos”, ha explicado el procurador general, Julio Saavedra.

Porras invitó a Arévalo el martes a celebrar un encuentro “en cualquier lugar”. La fiscal general explicó que tras el Consejo de Ministros, invitó nuevamente a Arévalo a una reunión de trabajo en el Ministerio Público.

“Entonces él por escrito me contestó que iba a delegar al señor ministro de gobernación”, indicó. Antes de asumir la Presidencia, Arévalo acusó a Porras, así como al jefe de la Fiscalía Especial contra la Impunidad, Rafael Curruchiche, y al juez séptimo de Primera Instancia Penal, Ferdy Orellana, de liderar un golpe de Estado en su contra y llegó a pedir su dimisión por su papel en la crisis electoral de junio contra el Movimiento Semilla.

(Con información de EFE y EP)