Chile decretó el estado de excepción por los incendios forestales que dejan al menos 10 muertos y amenazan zonas turísticas

El presidente chileno, Gabriel Boric, convocó al Comité de Gestión del Riesgo de Desastres para ofrecer los primeros balances de daños y afectaciones por las llamas, que se propagaron con ferocidad

Compartir
Compartir articulo
Estado de excepción por catástrofe en Chile: incendios forestales dejan al menos 10 muertos y amenazan zonas turísticas. (EFE/Adriana Thomasa)
Estado de excepción por catástrofe en Chile: incendios forestales dejan al menos 10 muertos y amenazan zonas turísticas. (EFE/Adriana Thomasa)

Chile declaró este viernes el estado de excepción por catástrofe debido a los incendios forestales que azotan el centro y sur del país, incluidas zonas turísticas como Viña del Mar en Valparaíso, región donde unas 10 personas habrían muerto, según un balance preliminar oficial.

“Hay información preliminar de personas que habrían fallecido, aproximadamente 10″, informó la delegada presidencial en Valparaíso, Sofía González Cortés.

A raíz de la emergencia el mandatario chileno, Gabriel Boric, decretó “el Estado de excepción por catástrofe para disponer de todos los recursos necesarios” para combatir los fuegos.

Los bomberos trabajan para controlar las llamas. (REUTERS)
Los bomberos trabajan para controlar las llamas. (REUTERS)

Boric convocó poco después de la media noche al Comité de Gestión del Riesgo de Desastres (Cogrid) para ofrecer los primeros balances de daños y afectados por las llamas, que se propagaron con ferocidad en cuestión de horas en condiciones de calor extremo.

Bomberos y personal de servicios de emergencia luchan contra 10 focos que afectan, además de Valparaíso, a las regiones de O’Higgins -también en el centro del país- y Maule, Biobío, La Araucanía y Los Lagos -en el sur-, indicaron las autoridades.

El presidente chileno, Gabriel Boric, convocó al Comité de Gestión del Riesgo de Desastres para ofrecer los primeros balances de daños y afectaciones por las llamas, que se propagaron con ferocidad. (REUTERS)
El presidente chileno, Gabriel Boric, convocó al Comité de Gestión del Riesgo de Desastres para ofrecer los primeros balances de daños y afectaciones por las llamas, que se propagaron con ferocidad. (REUTERS)

“Nunca había visto algo igual, esto es muy angustiante porque evacuamos la casa pero no podemos avanzar, todos (las personas) intentan salir y es imposible moverse”, dijo Yvonne Guzmán, administradora de 63 años, que dejó su casa en Quilpué, una comuna ubicada unos 90 km al noroeste de Santiago.

Casi seis horas después de evacuar bajo “una nube de cenizas”, Guzmán logró llegar donde un familiar en Limache, a unos 21 km de su casa. “Por la carretera, estaba lleno de focos de fuego”, describió.

Por el momento no se han divulgado reportes de viviendas quemadas o el número de personas evacuadas. Solo en Valparaíso, el fuego ha consumido más de 7.000 hectáreas en un incendio de “comportamiento extremo”, según la Corporación Nacional Forestal (Conaf).

En La Estrella y Navidad, unos 200 km al suroeste de Santiago, otros fuegos descontrolados quemaron 27 viviendas, informaron las autoridades, lo que obligó a la evacuación de varios sectores poblados cercanos al balneario de surf Pichilemu.

Las montañas y colinas también arden al final de la Ruta 68, por donde miles de turistas salieron este viernes rumbo a las playas del Pacífico, según imágenes virales en redes sociales tomadas por la gente que quedó varada en las carreteras alternativas totalmente colapsadas.

 Gabriel Boric, decretó “el Estado de excepción por catástrofe para disponer de todos los recursos necesarios” para combatir los fuegos. (Europa Press/Chris Kleponis)
Gabriel Boric, decretó “el Estado de excepción por catástrofe para disponer de todos los recursos necesarios” para combatir los fuegos. (Europa Press/Chris Kleponis)

Atrapados

Tras más de cuatro horas detenida en el tráfico de una carretera alternativa a la autopista que atraviesa viñedos y campos agrícolas hasta la costa del Pacífico, Guzmán se enteró por mensajes de los vecinos que su casa se había quemado.

Estamos atrapados sin poder movernos”, contó entonces por teléfono desde el vehículo junto a su esposo y su suegra. “Nos llegó alerta por el celular y luego comenzó a caer una lluvia de cenizas prendidas”, dijo la mujer.

Desde el miércoles, las temperaturas han rozado los 40ºC en la zona central de Chile, donde se encuentra Santiago, con lo que se disparó el riesgo de incendios.

El viernes en la tarde, el Ministerio de Transportes decidió un corte total de tránsito por “visibilidad reducida por humo” en la Ruta 68, que va de Santiago a Valparaíso y conduce al valle vitivinícola de Casablanca y al balneario de Viña del Mar.

“Estos eventos son cada vez más recurrentes, por eso vemos que todos los años hay récords históricos de temperatura”, señaló a CNN Chile Pablo Lobos Stephani, gerente de protección contra incendios de la Conaf.

Una ola de calor con máximos de temperatura agobia estos días al Cono Sur americano, donde el fenómeno climático natural de El Niño se agudiza por el calentamiento global provocado por la actividad humana, según especialistas.

En pleno verano austral, alertas por persistente calor sofocante rigen desde esta semana y para la próxima en zonas de Argentina, Uruguay, Paraguay y Brasil, además de en Chile.

(AFP)