Una periodista de la dictadura cubana reconoció que el régimen cortó el internet en la isla

El régimen había declarado que la falta de servicio se debía a los problemas financieros que vive la isla. No obstante, la medida fue ejecutada para que los ciudadanos tengan dificultadas para organizarse en redes sociales y sigan con las demandas

Guardar

Nuevo

El régimen había declarado que la falta de servicio se debía a los problemas financieros que vive la isla. No obstante, la medida fue ejecutada para que los ciudadanos tengan dificultadas para organizarse en redes sociales y sigan con las demandas

Gracias al hashtag #SOSCuba miles de personas se pudieron organizar en redes sociales y salir a protestar contra la dictadura a las calles de Cuba al grito de “libertad”. Las manifestaciones han sido las más grandes en décadas, en un país sumido en una profunda crisis económica y sanitaria, sumado a la escasez de alimentos, medicinas y bienes básicos. Y el régimen, ante el temor por los reclamos democráticos, cerró el acceso a internet. Las autoridades habían negado esto pero una periodista oficialista lo aceptó.

“Hay una sola pena que me da, porque entiendo como periodista aunque me dañe la medida del corte de las redes sociales porque es el área donde se está organizando la guerra contra Cuba”, dijo la periodista.

Sin embargo, el ministro cubano de Exteriores, Bruno Rodríguez, atribuyó el apagón de internet móvil en toda la isla a los problemas financieros que vive su país. “Estos días ha habido falta de fluido eléctrico que repercute también en el funcionamiento de las redes, los nodos, los servidores y las telecomunicaciones”, indicó

Por el momento, la conexión a internet móvil en Cuba sigue cortada tres días después de las protestas, aunque una minoría ha recuperado el servicio de datos y algunos jóvenes están logrando acceder a la red con la ayuda de plataformas VPN e ingeniosos trucos.

Hasta este miércoles, la mayoría de los cubanos seguía sin acceso a internet en sus celulares, lo que en la práctica supone un apagón casi total, ya que en la isla son una pequeña minoría los hogares que se pueden permitir una conexión wi-fi.

Ante esto, ciudadanos -sobre todo jóvenes- de todo el país recurren a servicios de VPN -como Psiphon o Thunder- y trucos para burlar la censura y acceder a las redes de datos móviles 3G y 4G, controladas por el monopolio estatal de telecomunicaciones Etecsa.

Gente grita consignas contra el gobierno durante una protesta, en medio del brote de la enfermedad del coronavirus (COVID-19) en La Habana (Foto: REUTERS)
Gente grita consignas contra el gobierno durante una protesta, en medio del brote de la enfermedad del coronavirus (COVID-19) en La Habana (Foto: REUTERS)

Hay que activar los datos y luego la VPN, y ponerla en la región de EEUU. Después poner el teléfono en modo avión por 5 segundos y al quitarlo se conecta”, explicó a la agencia EFE en La Habana una mujer de 26 años que logró acceder a internet este miércoles tras permanecer desconectada por dos días y medio.

El servicio de internet móvil quedó deshabilitado el domingo al extenderse las protestas de cubanos por todo el país, alentados por un video en el que vecinos de San Antonio de los Baños (30 km al este de La Habana) se lanzaban a las calles para protestar por la falta de alimentos y medicinas y los cortes de luz.

Expertos creen que el Gobierno ha cortado internet para evitar que esto se repita, aunque también consideran que la medida podría ser contraproducentes al aumentar el descontento de la población con las autoridades.

(Con información de EFE)

Seguir leyendo: