Las urgencias se resienten en Corea del Sur en el tercer día de huelga de médicos

Compartir
Compartir articulo

Seúl, 22 feb (EFE).- La huelga en la que participan unos 8.000 médicos en prácticas surcoreanos en protesta por el plan del Gobierno de incrementar plazas en las facultadas de Medicina y que dura ya tres días está afectando de manera importante hoy jueves a los servicios de urgencias en distintos puntos del país.

Medios locales están reproduciendo hoy historias de pacientes de urgencias que han tardado varias horas en ser atendidos tras recorrer decenas de kilómetros hasta dar con un hospital que aceptara tratarlos.

Las urgencias tanto en la región de Seúl, donde reside más de la mitad de la población surcoreana, como en el resto de la geografía surcoreana están aceptando o bien solo casos muy graves o derivando directamente a pacientes a otros centros.

Mientras, continúan cancelándose o aplazándose cirugías (el 50 % de las programadas para el día en algunos hospitales) en todo el país debido a la huelga de médicos.

En total, 9.275 doctores en prácticas, casi el 75 % de los que trabajan en Corea del Sur, han presentado cartas de dimisión y 8.024 de ellos han abandonado de manera efectiva sus puestos de trabajo, según datos ofrecidos hoy por el Ministerio de Salud.

Pese a los miles de órdenes para volver al trabajo emitidas por el Gobierno, que ha amenazado con remitir directamente a la fiscalía a aquellos médicos que rechacen regresar a sus puestos, no parece haber signos de que la huelga vaya a terminar de manera inminente ni de que el Ejecutivo medite renegociar su plan.

El conflicto se inició la semana pasada cuando el Gobierno anunció que aumentaría en otras 2.000 la cuota anual de plazas para estudiantes de medicina, actualmente en 3.058.

El Ejecutivo argumenta que es necesario para atajar la escasez de médicos en el país, especialmente en las zonas rurales y en áreas como pediatría u obstetricia, pero la principal asociación médica denuncia que la decisión ha sido unilateral y que el incremento debería situarse en 350 plazas para que no afecte a la calidad formativa y del servicio.

Según datos publicados en 2021, Corea del Sur, que no ha aumentado las plazas en Medicina en 27 años, es uno de los países de la OCDE con menor número (2,46 en este caso) de médicos por cada 1.000 habitantes, solo por detrás de México, Polonia, Colombia y Turquía. EFE

asb/ahg/alf