Paseantes practican deportes en el excampo de concentración nazi de Buchenwald, en Alemania

La dirección del monumento del excampo nazi de Buchenwald, en Alemania, denunció este jueves el comportamiento de paseantes que van a practicar actividades deportivas o utilizan trineos en las antiguas fosas comunes.

"Las actividades deportivas aquí son una violación del reglamento y un atentado a la paz de los muertos", denunció la fundación de los monumentos Mittelbau Dora y Buchenwald, un excampo de concentración nazi situado en la región alemana de Turingia.

El servicio de seguridad del sitio y de los cementerios circundantes fue reforzado, precisó la fundación.

"Los últimos fines de semana hemos tenido aquí mucha gente", dijo el director de la fundación, Jens Christian Wagner, al semanario alemán Der Spiegel. "Todas las plazas de aparcamiento estaban ocupadas, no por visitantes al monumento, sino por los amantes de los deportes de invierno", explicó, lamentando haber descubierto huellas de trineo incluso "sobre las tumbas".

Otros van a pasear a sus perros. "Con el tiempo, la sensibilidad histórica disminuye", lamenta.

Entre su creación en 1937 y su liberación, en abril de 1945, por sus propios prisioneros, unas 56.000 personas murieron en Buchenwald y más de 20.000 en Dora, creado en agosto de 1943 como dependencia del primero y destinado a la fabricación de bombas (misiles) V2.

mat/smk/mr/mab/age