La ONU denuncia violaciones al embargo sobre la venta de armas en Libia

El embargo sobre la ventas de armas impuesto a Libia desde 2011 está siendo  incumplido, lamentó este miércoles la emisaria interina de la ONU en el país africano, Stephanie Williams, en una sesión del Consejo de Seguridad.

Desde el último informe del 8 de julio, "unos 70 aviones aterrizaron en los aeropuertos del este en apoyo" del ejército del mariscal Jalifa Haftar, el hombre fuerte de esa parte de Libia, dijo Williams.

Por su parte, "una treintena de vuelos de reabastecimiento fueron enviados a aeropuertos del oeste de Libia en apoyo del GNA (Gobierno de Unión Nacional)", basado en Trípoli y reconocido por la ONU.

"Unos nueve cargueros atracaron en puertos del oeste en apoyo del GNA, mientras que tres buques llegaron para respaldar" a las tropas bajo comando de Haftar, añadió Williams, sin dar detalles sobre el contenido de esos barcos.

"Los apoyos extranjeros refuerzan sus capacidades en las principales bases aéreas libias en el este y el oeste", dijo, denunciando un ataque contra la soberanía de Libia "y una violación flagrante" del embargo de la ONU sobre las armas.

La misión de la ONU en Libia, cuyo mandato tendrá que renovarse a mediados de septiembre, "sigue recibiendo informaciones sobre una presencia a gran escala de mercenarios y agentes extranjeros, lo que complica (...) las posibilidades de una futura solución" para el conflicto, lamentó.

Libia está sumida en el caos desde el derrocamiento de líder Muamar Gadafi en 2011. Los dos poderes rivales que se disputan el mando cuentan con ayuda militar de otros países: el GNA, de Turquía, y Haftar, de Rusia, Egipto y los Emiratos Árabes Unidos.

prh/la/gma/llu