Serbia.- El ministro del Interior habla de intento de golpe de Estado tras la segunda noche de protestas en Serbia


MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

El ministro del Interior serbio, Nebojsa Stefanovic, ha denunciado un intento de golpe de Estado ante las violentas protestas que por segunda noche consecutiva se han registrado en Belgrado y otras ciudades del país. Lo que comenzó como una protesta contra la respuesta del Gobierno a la COVID-19 ha degenerado en un abierto rechazo al presidente del país, Aleksandar Vucic.

En rueda de prensa a última hora del miércoles, el ministro denunció la "cruda violencia" y sostuvo que "esto son intentos de tomar el poder sin la voluntad del pueblo, sin participar en las elecciones", en referencia a los comicios del pasado 21 de junio, en los que se impuso el partido del presidente.

Stefanovic ha puesto en valor la "conducta completamente calmada y contenida de la Policía pese a que los manifestantes han lanzado piedras y ladrillos contra ellos", según informa el medio local B92. "Solo han reaccionado cuando sus vidas estaban en peligro. Han sido atacados por todos, incluso con palas y cócteles molotov", ha subrayado.

"Todo el mundo tiene el derecho a protestar", ha añadido el ministro, que ha animado a los ciudadanos a "acudir a las urnas, mostrar sus ideas y no resolver todo con la violencia". Según ha indicado, al menos diez agentes han resultado heridos al tiempo que ha prometido que tanto los tribunales como la oficina del fiscal actuarán contra quienes han cometido actos de violencia. Asimismo, ha señalado que habrá patrullas tanto en Belgrado como en otros lugares donde sea necesario.

Los manifestantes han coreado eslóganes en contra de Vucic en protestas en todo el país, expresando su frustración por lo que consideran un estilo autocrático. La Policía se ha enfrentado con los manifestantes por segunda noche consecutiva en Belgrado, donde se han producido confrontaciones en varios puntos, incluida la sede del Parlamento, donde la Policía ha conseguido repelerlos, según informa la agencia DPA.

En varios puntos, los manifestantes han conseguido saltarse los cordones policiales y han atacado a los agentes con piedras y botellas. La Policía ha respondido empleando gases lacrimógenos y ha recurrido al uso de vehículos blindados. La situación se ha prolongado durante horas, pero se calmó a partir de la medianoche.

También se han vivido momentos de tensión en Novi Sad y en Nis. En ambas ciudades, los manifestantes han saqueado las oficinas del Partido Progresista (SNS) de Vucic. Igualmente ha habido incidentes en Kragujevac.

Las protestas comenzaron el martes horas después de que Vucic anunciara la reintroducción del toque de queda el próximo fin de semana ante el aumento de los contagios. Los manifestantes expresaron su malestar con la vuelta a las restricciones dos meses después de que fueran levantadas mientras que las autoridades permiten que haya partidos de fútbol y tenis.

Pese a que Vucic dio marcha atrás en su decisión el miércoles, los manifestantes volvieron a salir a las calles. En su segundo mensaje a la nación en dos días, el mandatario acusó a grupos de extrema-derecha y a servicios de Inteligencia extranjera de estar detrás de los altercados.

MAS NOTICIAS