162
162

El gobernador cordobés, José Manuel de la Sota, oficializó la creación la Fuerza Policial Antinarcóticos (FPA), pero determinó que sea manejada por el Ministerio Público Fiscal local y no por el jefe de Policía.


La nueva policía es la primera en su especialidad en la Argentina y cuenta con 220 efectivos. "Hoy es un gran día para nuestra provincia y, por qué no decirlo, también para la Argentina: confiamos en que esta fuerza provincial sea sólo el primer paso hacia una policía especializada antinarcotráfico en cada provincia argentina", indicó el gobernador.


El precandidato presidencial señaló que "el crimen organizado y las redes del narcotráfico son estructuras sofisticadas, complejas y, por lo tanto, la única forma de combatirlos es con inteligencia, con estrategia, con investigación y con tecnología de última generación, con hombres y mujeres altamente preparados y muy bien equipados, como los que a partir de hoy conforman esta fuerza", aseguró.


 162
162

Para De la Sota, el narcotráfico "debería ser un tema central de país, una política de Estado en la que todas las instituciones concentren esfuerzos y coordinen estrategias".


"Por eso es una gran satisfacción saber que esta fuerza de élite dependerá directamente de nuestro Poder Judicial, con independencia y transparencia, y que coordinará sus actividades con la Justicia federal, porque frente a este enemigo común no puede haber fisuras", añadió.


 162
162

La FPA depende del Ministerio Público Fiscal, su jefe es Martín Berger, exdirector de Sumarios y Asuntos Judiciales de la Policía Judicial, y el subjefe es Francisco Salcedo, hasta ahora miembro del Grupo Eter -cuerpo especial de élite- de la Policía de Córdoba.


Su sede central está ubicada en un predio en el Parque Sarmiento, de la capital provincial, donde tuvo lugar el acto de este lunes para oficializar la creación de esta fuerza.


El departamento de Drogas Peligrosas de la Policía provincial dejó de funcionar días atrás, y ninguno de sus componentes forma parte de la FPA, explicaron los funcionarios cordobeses.


A los nuevos efectivos, el precandidato presidencial les indicó que "tienen una enorme responsabilidad con el pueblo cordobés y con toda la Argentina" y precisó que "están llamados a ser un ejemplo de la policía del presente y el futuro en el país".


Al margen del análisis minucioso de sus antecedentes personales y profesionales y de recibir un apto psicológico, los miembros de la Fuerza deberán presentar anualmente una declaración jurada a través de la cual se les hará un seguimiento patrimonial.


En la capacitación de este personal intervinieron docentes universitarios, magistrados y funcionarios de la Justicia Federal y provincial y representantes de la Subsecretaría de Prevención de Adicciones, de la Policía Judicial, de la Aduana, del Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos y exintegrantes de la Oficina federal de Investigaciones de ese país (FBI).