“Money Kicks” es su marca personal: allí Rashed monta su pequeño negocio fashionista (ITP Images)
“Money Kicks” es su marca personal: allí Rashed monta su pequeño negocio fashionista (ITP Images)

"¡Vive la vida que amas y ama la vida que vives!", reza la biografía de Instagram de Rashed Saif Belhasa. Él se denomina "Monek Kicks" y tan errado no está. Tiene 15 años y su último regalo fue un Ferrari F12 Berlinetta de 300.000 euros que, claro, aún no podrá conducir. Se la regaló su padre: Saif Ahmed Belhasa, CEO de Saif Belhasa Group Companies, un conglomerado que agrupa negocios de publicidad, transporte, comercio, bienes raíces, metales, acero y materiales para la construcción. El adolescente Rashed es el heredero de una de las fortunas más grandes de los Emiratos Árabes Unidos.

Dubái es la tierra del lujo, de la ostentación, de la más disparatada inversión. Es la ciudad de origen del hijo millenial de un magnate catarí, un joven que se dedica a ufanar su vida en las redes sociales. Allí reveló su más reciente juguete: un Ferrari F12 Berlinetta teñido por el estampado de Louis Vuitton, en sociedad con Supreme. Rashed, quien ya tiene su vestuario repleto de esta alianza fashionista, ahora presume de haber vestido a su deportivo con una imagen extravagante.

No es un capricho, no es un comportamiento nuevo ni ajeno a su línea de conducta. Es poseedor de un Cadillac Escalade inspirado en las zapatillas Yeezy, una producción de Adidas en colaboración con el rapero Kanye West. Rashed Belhasa combinó en ese vehículo dos de sus grandes pasiones: las zapatillas y los autos. Es un empresario de la moda, copropietario de una marca de ropa y fundó su propia línea de zapatillas. Acumula más de 200 mil pares de zapatillas deportivas valuadas en un millón de dólares y gasta por más más de cinco mil dólares en vestimenta.

3 lions in one picture 🙏🏽🔥#mydubai#supreme#lion

A post shared by Rashed Belhasa Aka-Money Kicks (@rsbelhasa) on

Su fortuna y su personalidad lo convirtieron en una figura reconocida. Le vale el término instagramer -lo siguen casi 700 mil personas- y la certificación youtuber -cuenta en su canal Money Kicks con casi 800 mil followers-. En el fondo de su casa tiene un zoológico con más de 400 animales salvajes. Las celebridades del mundo van a visitarlo exclusivamente a él. "Wiz Khalifa es mi amigo. Steve Aoki es mi amigo. Todos han venido a nuestra granja. Pero a veces tengo que decir que no a las celebridades que quieren venir aquí. No tengo tiempo y es agotador", le confió a un medio local.

Throw back with the legend @leomessi ⚽️🔑#barcelona#spain#messi#

A post shared by Rashed Belhasa Aka-Money Kicks (@rsbelhasa) on

En su Instagram, las imágenes se alternan: autos, famosos, tigres, leones, zapatillas, nada que no tenga relación con el lujo y la ostentación, digno representante de Dubái. Tiene fotos con Lionel Messi, Cristiano Ronaldo, Neymar, Paulo Dybala, Nicki Minaj, Paris Hilton, Rihanna y cientos de célebres figuras de trascendencia mundial. Muchos se acercan directamente a él, hipnotizados por su aura, sus zapatillas y sus millones.

Birthday boy 🎉🎉🎂🎂#yeezy#yeezycake#complexsneakers#complex#soledxb

A post shared by Rashed Belhasa Aka-Money Kicks (@rsbelhasa) on

El adolescente estudia en la Escuela Internacional de Artes y Ciencias en Dubái. Sara, su madre, dice que él aplica en sus negocios lo que aprende en el aula. Y que no teme desviaciones académicas en la ambición comercial y la exposición mediática de su hijo. Contó que una vez Rashed rompió, sin querer, un televisor y que su padre le cortó la "mensualidad". "Conocen el valor del dinero", argumentó madre de un niño que mientras espera cumplir la mayoría de edad para manejar su nuevo Ferrari, mira un Bentley Bentayga de 250 mil euros y dice: "Voy a necesitar uno en el futuro".

LEA MÁS: