Qué riesgos tiene cargar el celular con un cable muy corto

Esta práctica puede provocar un sobrecalentamiento del móvil, que causa en los casos más severos un incendio, entre otras consecuencias

Guardar

Nuevo

El uso de un cable que no sea el original o del fabricante puede reducir la vida útil del dispositivo. (Foto: Freepik)
El uso de un cable que no sea el original o del fabricante puede reducir la vida útil del dispositivo. (Foto: Freepik)

Desde hace varios años, la necesidad de mantener los dispositivos móviles cargados ha llevado a los consumidores a utilizar una amplia variedad de cables y cargadores disponibles en el mercado.

La proliferación de diferentes tipos y tamaños de cables, ha generado una preferencia en muchos usuarios por los de menor tamaño, porque aparentemente son más convenientes y portables.

Sin embargo, es fundamental entender que la correcta funcionalidad y seguridad del proceso de carga no solo dependen de la potencia del cargador o la compatibilidad del cable, sino también de su longitud, lo que puede tener implicaciones significativas para el usuario y su dispositivo.

Qué problemas hay al usar un cable de cargador corto

En casos extremos el celular se puede sobrecalentar. (Foto: Copilot)
En casos extremos el celular se puede sobrecalentar. (Foto: Copilot)

Uno de los principales riesgos es la posible sobrecarga y generación de calor en el punto de conexión. Los cables cortos, debido a su limitada longitud, pueden restringir la corriente eléctrica y provocar un aumento de la temperatura en los extremos donde se conectan con el dispositivo y el adaptador de corriente.

Este incremento en la temperatura puede ocasionar daños tanto al cable como al puerto de carga del smartphone, y en casos extremos, causar incendios.

Otra preocupación es el daño físico que puede sufrir el dispositivo. Un cable corto no permite mover el aparato con facilidad, lo que puede resultar en tirones involuntarios.

Se recomiendan cables de una extensión promedio para que funcione correctamente. (Foto: Freepik)
Se recomiendan cables de una extensión promedio para que funcione correctamente. (Foto: Freepik)

Estos tirones pueden dañar el puerto de carga del dispositivo, aflojar las conexiones internas y, con el tiempo, llevar a costosas reparaciones. Además, la tensión constante en el conector puede forzar también el enchufe del cargador, deteriorándose prematuramente.

Cuáles son las limitaciones de usar un cable corto

El uso de un cable de corta longitud limita significativamente la capacidad de movimiento del usuario mientras el dispositivo está cargándose.

La necesidad de mantener el teléfono muy cerca de la fuente de alimentación puede resultar en posturas incómodas y poco ergonómicas, lo que podría llevar a dolores musculares o esqueléticos si se adopta una posición inapropiada durante períodos prolongados.

En varias casas los tomas de corriente desocupados no se encuentran en un lugar con amplio acceso. (Imagen ilustrativa Infobae)
En varias casas los tomas de corriente desocupados no se encuentran en un lugar con amplio acceso. (Imagen ilustrativa Infobae)

Además, la necesidad de enchufar el dispositivo en una toma de corriente fija cerca de una superficie plana puede ser un reto logístico.

En muchos hogares y oficinas, los enchufes no se encuentran en lugares accesibles y cómodos. Esto obliga a los usuarios a dejar sus dispositivos en posiciones incómodas y poco seguras, incrementando el riesgo de caídas y daños.

Qué tan rápido carga el celular con un cable corto

Contrario a lo que se podría pensar, un cable más corto no necesariamente significa una carga más rápida. Los cables de baja calidad y cortos pueden tener conductores de menor calibre que no soportan el flujo de corriente necesario.

Esto puede dar lugar a una carga más lenta y, en algunos casos, impedir que el dispositivo cargue correctamente, antes le puede restar carga.

El proceso de carga también sufre un impacto negativo. (Foto: Unsplash)
El proceso de carga también sufre un impacto negativo. (Foto: Unsplash)

También, con el uso continuo, los cables cortos y de baja calidad tienden a acumular desgaste en los puntos de conexión. Estas fallas pueden crear resistencias internas que interfieren con el paso de la corriente, resultando en una carga interrumpida o inconsistente.

En situaciones donde la estabilidad de la carga es crítica, esto puede causar el apagado inesperado del dispositivo móvil o la pérdida total.

Cómo se daña la batería del celular

El uso de un cable corto y de mala calidad puede afectar el ciclo de carga de la batería del dispositivo. Las baterías de iones de litio, comunes en smartphones, requieren ciclos de carga completos y constantes para mantener su salud.

Un cable que no proporciona una carga adecuada puede interrumpir estos ciclos, lo que a largo plazo puede reducir la capacidad y la vida útil de la batería.

Asimismo, la carga irregular también puede afectar la calibración del software que gestiona la batería. Un software mal calibrado puede mostrar niveles de batería incorrectos, engañando al usuario sobre el tiempo de uso restante y, en casos extremos, ocasionando que el dispositivo se apague inesperadamente.

Guardar

Nuevo