La mujer asesinada en Córdoba fue enterrada en el campo de la familia de su ex, preso por el femicidio

El padre del hijo de Valeria Alejandra Gancedo (36) fue quien reveló dónde estaba el cadáver. Los forenses afirman que la mujer llevaba varios días fallecida

Compartir
Compartir articulo
Valeria Alejandra Gancedo tenía 36 años (Foto/Facebook)
Valeria Alejandra Gancedo tenía 36 años (Foto/Facebook)

El cuerpo de Valeria Alejandra Gancedo, quien fue hallada asesinada el pasado sábado en la provincia de Córdoba luego de estar desaparecida durante una semana, fue enterrado en un campo de la familia de su ex pareja y padre de su hijo de 5 años, que permanece detenido por el femicidio. Las pericias indican que el cadáver ya estaba en descomposición: para los forense la mujer llevaba varios días fallecida.

La mujer de Añatuya, Santiago del Estero, había sido vista por última vez el lunes 27 de noviembre tras compartir una cena con el principal sospechoso, luego identificado como Alejandro Quinteros. Fue él quien reveló dónde se hallaba el cadáver de la víctima. “Hizo una fosa y la enterró”, confiaron fuentes de la investigación a la agencia Télam.

De acuerdo con las mismas fuentes, el hombre ocultó el cuerpo en un campo que le pertenece a su familia, ubicado cerca de Impira, a 15 kilómetros de Oncativo, donde él se desempeñaba como ingeniero agrónomo.

La víctima había hecho al menos dos denuncias por violencia familiar contra Quinteros y tenía una orden de restricción que había vencido el 23 del mismo mes. Sin embargo, nunca la renovó. Por eso, para la Justicia, el hombre es el principal sospechoso.

Alejandro Quinteros, la ex pareja de la víctima (Captura/El Doce TV)
Alejandro Quinteros, la ex pareja de la víctima (Captura/El Doce TV)

La confesión

Según El Doce TV, los agentes encontraron a Quinteros en la casa de su padre. “Estaba muy tranquilo, pero al preguntarle cosas que podían ser sencillas de responder demoraba en la respuesta o las evadía”, precisó una alta fuente de la investigación a dicho medio y aclaró que en varias oportunidades el hombre respondió: “No me acuerdo”.

Con el correr de las horas, el acusado de matar a su ex pareja y madre de su hijo empezó a ponerse nervioso y dejó atrás esa tranquilidad que lo caracterizó al principio del interrogatorio. Hubo una pregunta que lo dejó expuesto hasta que, finalmente, se quebró y confesó.

Fue después de que le consultaron desde cuándo tenía a su hijo. El hombre no supo qué responder.

Antes de que el acusado confesara a dónde estaba el cuerpo de Gancedo, la Policía inspeccionó la casa que compartían tiempo atrás, ubicada en el barrio Hipotecario. “No había nada. Lo que sí nos llamó la atención fueron los preparativos para el cumpleaños del nene de 5 años”, aseguró una fuente del caso a portal cordobés.

Lo mismo había contado Melisa Gancedo, la hermana de la víctima. Es que, antes de que se hallara su cadáver, Valeria estaba preparando el festejo de su hijo, que cumplió años el 29 de noviembre. De hecho, su familia de Santiago del Estero tenía previsto viajar para la celebración.

El caso es investigado por el fiscal de instrucción de Río Segundo, Manuel Ayán
El caso es investigado por el fiscal de instrucción de Río Segundo, Manuel Ayán

El caso es investigado por el fiscal de instrucción de Río Segundo, Manuel Ayán, quien solicitó la detención del sospechoso, quien permanece detenido en la cárcel de Bouwer. Según la agencia Télam, en las últimas horas, el funcionario judicial evalúa modificar la imputación a “homicidio doblemente calificado por mediar vínculo y violencia de género”.

Para los peritos, el cuerpo de Gancedo ya “había iniciado el proceso de descomposición”, por lo que se desprende que el crimen se habría consumado en los primeros días de la semana pasada. Asimismo, indicaron que no había indicios de lesiones en los brazos ni en la cara.

De momento, el fiscal aguarda los resultados de la autopsia para determinar cuándo, cómo y dónde mataron a la mujer, y a partir de esos datos, luego indagar al acusado.