La Aduana secuestró productos para cirugías estéticas sin aval sanitario: investigan si eran para el hermano de Aníbal Lotocki

El cargamento incautado fue detectado en un taxi con matrícula paraguaya que quería ingresar al país por el paso fronterizo internacional que conecta la ciudad de Posadas, Misiones, con Encarnación, Paraguay. El valor de los productos en infracción se estima en $1.000.000

Compartir
Compartir articulo
Video: la incautación de la Aduana

Agentes especializados de la Dirección General de Aduanas evitaron el contrabando de productos de origen chino utilizados en centros estéticos, los cuales pretendían ser ingresados al país de manera ilegal en un taxi proveniente de Paraguay. Tras la incautación, ahora se investiga si el cargamento era para el hermano de Aníbal Lotocki, el médico de famosos que quedó en el centro de la polémica tras la muerte de Silvina Luna -Lotocki fue condenado por las lesiones graves que llevaron a su muerte tras un procedimiento en 2014-, debido a que el destinatario registrado en la caja con los productos fuera de regla era Diego Lotocki.

Precisamente, Diego Orlando Lotocki, de 44 años, registrado en los rubros de servicios de apoyo a la administración de oficinas y empresas de la AFIP, tiene domicilios constituídos en Corrientes y en tres ciudades de Misiones, provincia de donde es oriundo el médico condenado. En esa provincia todavía continúa habilitado para ejercer la medicina, a pesar de haber sido prohibido por la Justicia porteña.

Fuentes oficiales consultadas por Infobae detallaron que el hallazgo comenzó cuando un taxi con matrícula paraguaya llegó al Puente Internacional San Roque González de Santa Cruz, que conecta Posadas (Misiones) con Encarnación, Paraguay. Cuando el personal aduanero le consultó al conductor del vehículo si transportaba algo para declarar, el hombre, de nacionalidad paraguaya, afirmó que llevaba un paquete para un cliente argentino.

Al advertir que un papel pegado en la parte superior de la caja indicaba que el destinatario del paquete sería nada menos que Diego Lotocki, los agentes del organismo conducido por Guillermo Michel decidieron utilizar el escáner aduanero, un método no intrusivo de control.

Los productos utilizados en centros estéticos secuestrados por personal aduanero.
Los productos utilizados en centros estéticos secuestrados por personal aduanero.

Las imágenes obtenidas durante el procedimiento revelaron la presencia de envases de vidrio con una sustancia en su interior. Dada la cantidad del producto, el personal aduanero consideró que el mismo podía tener fines comerciales, entonces le solicitaron al conductor que abriera el paquete para exhibir su contenido.

Finalmente, dentro de la caja de madera se halló un envase de telgopor que contenía 30 ampollas con una sustancia que suele implementarse para lifting facial, de marca Israderm, y una jeringa con ácido hialurónico, marca Sofiderm. Los productos eran de origen israelí, pero lo que llamó la atención de los agentes es que carecían de los avales aduaneros y sanitarios necesarios para su importación en forma legal.

Este tipo de mercadería requiere el aval de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica, sin el cual su importación está prohibida. La mencionada certificación es de suma importancia porque garantiza que los elementos médicos que entrarán en contacto con en el cuerpo de las personas son seguros y cumplen con los estándares que aplica la autoridad sanitaria. Así, la falta de intervención de la ANMAT respecto de los productos constituye una infracción al Decreto 1490/92.

Se investiga si el cargamento incautado era para Diego Lotocki, hermano del médico Aníbal Lotocki.
Se investiga si el cargamento incautado era para Diego Lotocki, hermano del médico Aníbal Lotocki.

Además, la maniobra también supone una transgresión al Régimen de Equipaje, establecido en los artículos 489 y 490 del Código Aduanero. La importación de este tipo de mercadería no es admitida por el citado régimen, debido a lo cual fue secuestrada.

El valor de los productos en infracción se estima en $1.000.000, por lo cual, en los términos del artículo 977 del Código Aduanero, podría caber una multa de hasta 3 millones de pesos.

Esta situación fue detectada en medio del creciente debate sobre la seguridad de las cirugías estéticas en Argentina, que cobró relevancia tras el fallecimiento de Luna, víctima de Aníbal Lotocki, quien fue acusado de inyectar productos tóxicos en los cuerpos de sus pacientes. Lotocki fue condenado por las lesiones graves sufridas por tres mujeres, entre ellas Silvina Luna. También, fue procesado por el homicidio simple de otro paciente.

Prótesis mamarias desde Costa Rica: un caso similar

A mediados de septiembre, agentes de la Dirección General de Aduanas descubrieron a una cirujana oriunda de Costa Rica que intentaba ingresar al país una serie prótesis mamarias y materiales descartables en su equipaje personal, sin los avales sanitarios requeridos.

La tentativa de contrabando fue detectada durante las inspecciones de rutina realizadas en el Aeropuerto Internacional de Córdoba, tras la llegada de un vuelo procedente de Panamá. La médica fue sometida a un riguroso examen aduanero en el área de control de equipaje, según explicaron fuentes del organismo público a este medio.

Aduana secuestró el ingreso de prótesis mamarias sin avales sanitarios en el Aeropuerto Internacional de Córdoba

Para sorpresa de los agentes, al abrir la maleta de la mujer, que declaró ser cirujana, se encontraron con 14 prótesis mamarias y 15 embudos plásticos destinados a cirugías estéticas programadas para llevarse a cabo en la capital provincial. Sin embargo, los productos carecían del aval de la ANMAT, requisito esencial para su importación.