Elisa Carrió: “Si quieren que me vaya de JxC, no tienen más que pedírmelo, yo no miento más”

Luego de que estalló la polémica opositora por sus declaraciones, la fundadora de la Coalición Cívica admitió que con sus críticas quiso “ponerles un límite a todos” en Juntos por el Cambio en su relación con el PJ. “Estoy diciendo verdades para que haya un gobierno decente de JxC”, afirmó

Compartir
Compartir articulo
Elisa Carrió y Fernán Quirós, en el Instituto Arendt
Elisa Carrió y Fernán Quirós, en el Instituto Arendt

Luego de una larga jornada en la que alteró la paz opositora, Elisa Carrió llegó tarde al Instituto Hannah Arendt para una charla sobre salud mental con Fernán Quirós, el ministro de Salud porteño, pero antes de entrar accedió a hablar (“por última vez”, prometió) con tres medios, entre ellos Infobae, acerca del clima de enfrentamiento que generaron sus críticas a dirigentes de Juntos por el Cambio.

“Yo estoy diciendo verdades antes de tiempo para que haya un gobierno decente de Juntos por el Cambio que gane el año que viene. Si no, no cuenten conmigo. Yo no miento más, no escondo más la verdad, prefiero morirme”, dijo con vehemencia.

Carrió descartó que la polémica que protagonizó en la oposición ponga en riesgo a JxC: “La unidad se mantiene porque estoy hace 35 años y no se rompieron unidades por esto -aseguró. Yo voté en contra del Núcleo de Coincidencias Básicas (por el Pacto de Olivos) y fui candidata de la UCR después. Ahora, si no quieren que hable... porque cargo no tengo y funciones no quiero. Ahora si soy una voz y una voz escuchada por la verdad y cuando digo, digo la verdad... La prueba es Vialidad. Todo lo que decía sobre la asociación ilícita era cierto, pero en ese momento fue en silencio, con la persecución de todos y no había nadie de Juntos por el Cambio acompañando esa denuncia, salvo Patricia Bullrich y Fernando Iglesias, que en ese momento eran de la Coalición Cívica”.

Elisa Carrió, antes de entrar al Instituto Arendt
Elisa Carrió, antes de entrar al Instituto Arendt

“Tengo una tranquilidad de conciencia absoluta -confesó-. El peso de mi conciencia me iba a matar. No podía dormir. No sirve un destino, un país donde se mezclan tantas cosas. Esos son mis 35 años de política. Me opuse a Alfonsín por el Pacto de Olivos. Ahora había que decir la verdad. Me sentía responsable: veo que los chicos se mueren todos los días en el país por narco o por robo mientras la política está discutiendo internas. Esto lo dije hace cuatro años en la Casa Rosada. El propio Macri lo dice en su libro. No dije nada nuevo. Lo que pasa es que es una voz que molesta. Soy el medio para decir verdades. pero si me callo, soy cómplice”.

Es el final de una jornada en la que Carrió habló mucho. Se le nota porque por momentos parece extenuada e incluso la voz se le quiebra, como cuando respondió si irá a la próxima reunión de la Mesa Nacional de JxC, el martes próximo: “Nunca voy porque si voy habría dicho estas cosas mucho antes. Hay un límite para la conciencia de las personas. ¿Saben lo que es no poder dormir? ¿Y ver que la gente se muere en la Argentina y lo único que quieren algunos es ganar el año que viene? Me duele la Argentina”.

La líder de la CC repitió acusaciones, alguna de índole personal, contra los mismos dirigentes a los que vincula con sectores del PJ. Y advirtió: “El problema es que todo el mundo está en internas y yo no, pero esto cambia en serio y vamos a un país de la decencia o vamos de nuevo a lo mismo. Ya cubrí un gobierno y me tuve que aguantar operaciones de la SIDE que afectaron mi familia”.

¿Con sus críticas a algunos dirigentes de JxC también quiso ponerle límites a la relación de Horacio Rodríguez Larreta con el peronismo? “Sí, a todos”, respondió Carrió, mientras luego admitió que ayer había hablado del tema con Macri y con el jefe de Gobierno: “Hay un doble discurso. Te llaman y te piden disculpas por sacar declaraciones -reveló-. No entiendo. Yo ratifico todas las conversaciones porque incluso alguno se invitó a mi casa a comer un asado”.

Horacio Rodríguez Larreta, Elisa Carrió y Mauricio Macri
Horacio Rodríguez Larreta, Elisa Carrió y Mauricio Macri

Carrió insistió en que se opone a “las operaciones” políticas: “Yo las vi en todos los gobiernos. Quiero que hagan una reflexión profunda y que muestren decencia, desde arriba hasta abajo”. Y reivindicó su derecho a hablar: “Yo estoy fuera de todo, no quiero nada. Ahora, ¿cómo hago si me quitan la palabra, la libertad de expresión? Si quieren que me vaya de Juntos por el Cambio no tienen más que pedírmelo. Me desafilio incluso a la Coalición Cívica, pero ¿cómo van a eludir una voz de 35 años en la Argentina?”, se preguntó a raíz del rechazo a sus declaraciones en la propia oposición.

Luego se le preguntó a Carrió si sabía que el dirigente macrista Fernando de Andreis, en nombre del ex presidente, dijo que había que “cuidar” a la coalición opositora para que “no se contamine con relaciones poco claras con el panperonismo”: “Claro, fue lo que acordamos (con Macri) -sostuvo-. Tengo el paper de él y hablamos de esta connvivencia. ¿De qué se asustan si estoy hablando en voz alta de lo que está escrito en el libro del propio Macri?”.

“Tengo un profundo cansancio porque decir la verdad a la gente que uno quiere tiene un enorme costo personal -reconoció-. Y esta es la última declaración que hago. Estoy muy cansada físicamente porque el esfuerzo de decir la verdad con cariño es durisimo. Eso te produce una tranquilidad de conciencia, porque ya no soy cómplice, pero un profundo cansancio físico”.

¿Y qué les dijo la fundadora de la CC a quienes la critican por haber sido “funcional al kirchnerismo”? “Escúchenme, lo que están discutiendo Patricia (Bullrich) y Horacio (Rodríguez Larreta) son los temas de la Ciudad. Yo estoy diciendo verdades antes de tiempo para que haya un gobierno decente de Juntos por el Cambio que gane el año que viene. Si no, no cuenten conmigo. Yo no miento más, no escondo más la verdad, prefiero morirme”. Fueron sus últimas palabras y se fue a la charla con Quirós.

SEGUIR LEYENDO:

Últimas Noticias

Así es como el Pentágono utiliza la Inteligencia Artificial para recolectar y analizar datos geoespaciales

Este proyecto es un esfuerzo del Departamento de Defensa de los Estados Unidos para mejorar la interpretación de la vasta cantidad de datos geoespaciales disponibles
Así es como el Pentágono utiliza la Inteligencia Artificial para recolectar y analizar datos geoespaciales

En un día difícil para los mercados globales, los bonos y la Bolsa tuvieron otra rueda negativa

La Argentina quedó entre dos fuegos: un mal dato para la Reserva Federal en EEUU y la falta de definiciones en la Ley de Bases
En un día difícil para los mercados globales, los bonos y la Bolsa tuvieron otra rueda negativa

El bailarín argentino de 12 años que fue becado en la Ópera de París y es la nueva promesa de la danza clásica

Leonel Galeppi López cumplió el sueño de llegar a la compañía de ballet más antigua de Francia. Su familia busca la manera de ayudarlo para hacer realidad su anhelo de convertirse en alumno regular de la institución
El bailarín argentino de 12 años que fue becado en la Ópera de París y es la nueva promesa de la danza clásica

Exploradores encontraron lo que creen es el avión derribado de Richard Bong, el as de la Segunda Guerra Mundial

Los investigadores encontraron dos motores en un barranco, lo que indicaba que la aeronave se había estrellado de nariz. Aún se podía observar la pintura roja en las puntas de sus alas
Exploradores encontraron lo que creen es el avión derribado de Richard Bong, el as de la Segunda Guerra Mundial

La familia argentina que dio media vuelta al mundo en barco y llegó a la Polinesia Francesa: “Fue maravilloso”

Juan y Constanza son papás de Ulises, de ocho, y Renata, de tres. En 28 días navegaron 4000 millas náuticas, y cumplieron su sueño de atravesar el Océano Pacífico. Acompañados por tres amigos hicieron toda la travesía y desembarcaron en una isla paradisíaca, la primera de muchas que recorrerán los próximos seis meses
La familia argentina que dio media vuelta al mundo en barco y llegó a la Polinesia Francesa: “Fue maravilloso”