Estos son los beneficios por los que deberías incluir chapulines en tu dieta

Los chapulines son de los insectos más consumidos en diversas regiones de México

Compartir
Compartir articulo
Se trata de una especie de saltamontes y desde la época prehispánica es considerado un alimento tradicional en la gastronomía mexicana. FOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA / CUARTOSCURO.COM
Se trata de una especie de saltamontes y desde la época prehispánica es considerado un alimento tradicional en la gastronomía mexicana. FOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA / CUARTOSCURO.COM

Existe una gran variedad de insectos comestibles en México, los cuales forman parte importante de la gastronomía y cultura desde la época prehispánica. Entre los más consumidos, destacan los chapulines, considerados como un alimento tradicional en varias regiones del país, ya que son una fuente importante de nutrientes.

Proteínas

  • Los chapulines aportan una cantidad significativa de proteínas, esenciales para el crecimiento y reparación de tejidos en el cuerpo. Comparados con la carne y otros productos de origen animal, los chapulines presentan un alto contenido proteico con todos los aminoácidos esenciales.

Fibra

  • Este alimento también contiene fibra, importante para la salud digestiva y para mantener un buen tránsito intestinal.

Grasas

  • Poseen ácidos grasos insaturados, considerados como grasas saludables que contribuyen a la salud cardiovascular.
Los chapulines son los insectos comestibles más conocidos y ampliamente consumidos en México. (Especial)
Los chapulines son los insectos comestibles más conocidos y ampliamente consumidos en México. (Especial)

Vitaminas

  • Son ricos en vitaminas del complejo B, principalmente la B12, la cual es crucial para el funcionamiento del sistema nervioso y la formación de glóbulos rojos.

Minerales

  • Los chapulines también aportan minerales como hierro, esencial en la prevención de la anemia; zinc, importante para el sistema inmune; y calcio, fundamental para la salud ósea.

Antioxidantes

  • Contienen antioxidantes que ayudan a combatir los radicales libres, contribuyendo a la prevención de enfermedades crónicas.

Tomando en cuenta todo lo que pueden aportar al organismo los chapulines, incluir estos insectos en la dieta representará una alternativa sostenible y nutritiva, dada su eficiencia en términos de producción y su bajo impacto ambiental en comparación con la ganadería tradicional.

Además de que su versatilidad culinaria permite incorporarlos en una variedad de platillos como: tacos, botana, quesadillas, salsas y más. Es importante tomar en cuenta que para consumir chapulines, primero deben recolectarse y limpiarse adecuadamente.

Venta de chapulines tostados en un mercado de Morelos. 
FOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA /CUARTOSCURO.COM
Venta de chapulines tostados en un mercado de Morelos. FOTO: MARGARITO PÉREZ RETANA /CUARTOSCURO.COM

Dicho proceso generalmente implica la extracción de las patas, residuos y alas. Posteriormente, se dejan en remojo en agua con ajo y limón para limpiarlos y añadirles sabor. Una vez perfectamente limpios, los chapulines se tuestan en un sartén, se les agrega ajo, limón, sal o chile hasta que alcanzan una textura crujiente.