CJNG utiliza las redes sociales para difundir fake news y generar pánico en Zitácuaro

“Ajuste de cuentas” en las filas del CJNG tiene bajo fuego los municipios de Zitácuaro y Zinapécuaro, Michoacán

Compartir
Compartir articulo
Foto: @AlertaMich / Twitter.
Foto: @AlertaMich / Twitter.

Fuertes operativos de seguridad se desplegaron por el municipio de Zitácuaro, Michoacán, debido al reporte de diversas balaceras registradas en los poblados de La Encarnación y San Andrés presuntamente por un enfrentamiento entre integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) y otro grupo criminal.

Videos tomados por pobladores de la región y colgados en las redes sociales dieron cuenta de las detonaciones que se escuchaban a la distancia durante la noche del miércoles y que se extendieron hasta la madrugada de este jueves; otros más compartieron publicaciones donde se alertaba a la población de enfrentamientos armados en distintos puntos del municipio, lo que provocó caos y pánico entre los habitantes.

“Reportan detonaciones de arma de fuego, iniciando en San Miguel Chichimequillas, después rumbo al Infonavit y así mismo por bodega Aurrerá la mangana. Se desconocen los motivos..... Pero si usted vive por alguna de estas zonas tenga cuidado”, fue uno de los mensajes que corrieron por redes sociales y grupos de WhatsApp.

También comenzó a circular la noticia de una supuesta suspensión de clases en todos los niveles, información que la Secretaría de Educación del Estado jamás confirmó; así como la advertencia de que hombres armados se encontraban en las calles “reclutando” jóvenes a la fuerza y “abusando” de jovencitas.

A pesa del operativo de seguridad, las autoridades no encontraron a ningún grupo criminal en la región, tampoco hubo detenidos. Los disparos sí fueron reales.

CJNG protagoniza falsas balaceras para generar pánico en Zitácuaro Crédito: @Eco1_LVM

Qué paso en Zitácuaro

De acuerdo a fuentes de la Fiscalía General del Estado (FGE) citadas por La Silla Rota el caos que atrapó a los pobladores de Zitácuaro se produjo debido a detonaciones al aire que realizaron los hombres de William Edwin Rivera Padilla, alias “El Barbas”, jefe de plaza del CJNG en la zona oriente de Michoacán.

La respuesta del cártel se debería al desmantelamiento de un narcocampamento y un palenque ilegal detectados por el Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y la Guardia Civil del Estado después de una serie de operativos contra el crimen organizado en el municipio.

Conviene recordar que el pasado 7 de enero en el municipio de Zinapécuaro integrantes de la Guardia Nacional se enfrentaron a tiros contra miembros del CJNG que viajaban a bordo de tres camionetas clonadas con los logotipos de la Fiscalía estatal y que dejó como resultado a una persona sin vida.

Zinapécuaro se ubica a 88 kilómetros al norte de Zitácuaro, cerca de la frontera con Guanajuato, una zona también con presencia del CJNG que orquestó un ataque en contra de Alan Martínez Durán, alias “El Primo”, y contra el subdirector de la Policía Municipal, Yodán Reyes Gòmez.

A pesar de que los pobladores señalaron la presencia de varios muertos por la jornada violenta que se prolongó hasta la mañana del domingo 7 de enero, el reporte oficial fue de un presunto sicario abatido y dos más heridos.

Versiones extraoficiales dan cuenta de un supuesto “ajuste de cuentas” luego de la “traición” de “El Primo” al dejar el CJNG y unirse a Cárteles Unidos, mientras que la facción comandada por “El Barbas” se unió a los hermanos Hurtado Olascoaga para formar La Nueva Familia Michoacana.