Juzgado federal dio ultimátum a la SEP para rediseñar los libros de primaria y secundaria

Pese a los amparos, López Obrador aseguró que su gobierno no retirará los libros con el nuevo contenido

Guardar

Nuevo

FOTO: CUARTOSCURO
FOTO: CUARTOSCURO

Este lunes 31 de julio un juzgado federal dio un plazo de 24 horas a la Secretaría de Educación Pública (SEP) para que someta a consultas previas el rediseño de los libros de texto gratuito que serán distribuidos en todo el país para el ciclo 2023-2024 del nivel primaria y secundaria.

En el acuerdo, la jueza Yadira Mena, titular del juzgado Tercero de Distrito en Materia Administrativa, expuso que “las autoridades responsables han sido omisas en dar cumplimiento cabal a la resolución referente a la suspensión definitiva dictada en autos”.

Luego que la SEP anunció el cambio en los libros de texto para los alumnos de nivel básico, la Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) promovió un amparo y lograron una suspensión definitiva el pasado 29 de junio, la cual no fue atendida por las autoridades educativas a nivel federal.

FOTO: CUARTOSCURO
FOTO: CUARTOSCURO

La juzgadora argumentó que la medida busca garantizar el contenido pedagógico acorde con el interés superior de la infancia, así como con los objetivos democráticos y de formación académica. Por esa razón la SEP debe establecer consultas con especialistas en educación, además de gobiernos estatales.

El pasado viernes 28 de julio, el presidente de la República confirmó que los libros no tendrán cambios y en las próximas semanas serán entregados a millones de estudiantes.

“Ya los libros se están distribuyendo en todo el país y el 28 de agosto, que inicia el ciclo escolar, la mayoría de los libros van a estar en las escuelas”, aseguró el mandatario federal en su conferencia mañanera en Palacio Nacional.

La juzgadora advirtió un desacato a dicha suspensión definitiva por parte de la secretaria de Educación Pública, Leticia Ramírez, así como del director general de Materiales Educativos, Marx Arriaga, quienes se negaron a enviar una copia de los materiales para estudiantes de primaria y secundaria bajo el argumento de no ser los encargados de la impresión y distribución de los libros.

A partir del próximo 28 de agosto los alumnos del ciclo escolar 2023-2024 tendrán en sus manos los nuevos libros de texto. Crédito: Gobierno de México

Además, la Comisión Nacional de los Libros de Texto Gratuito (Conaliteg), órgano responsable de la impresión, se negó a cumplir con los ordenamientos del Juzgado federal.

Ante esta situación, la juzgadora dio un nuevo ultimátum a la SEP para llevar a cabo el rediseño del material didáctico, pues para llevar a cabo la impresión, la autoridad educativa debería apegarse a los procedimientos marcados por la ley para cada una de las etapas de elaboración de los libros.

Sin embargo, el gobierno federal no atendió la suspensión definitiva y ejecutó la impresión de los millones de libros que ya fueron distribuidos en el país antes de iniciar el ciclo escolar 2023-2024.

Qué pasará si la SEP no cumple la orden del Juzgado

En caso de que nuevamente se venza el plazo establecido, la jueza evaluará si presenta imputaciones ante la Fiscalía General de la República (FGR) por violación a una suspensión, aunque Leticia Ramírez y Marx Arriaga sólo serían acreedores a una multa.

Leticia Ramírez dijo que una de las drogas que se busca atacar con esta estrategia es el fentanilo.
Leticia Ramírez dijo que una de las drogas que se busca atacar con esta estrategia es el fentanilo.

Para el presidente López Obrador, las impugnaciones al contenido que la Cuarta Transformación decidió plasmar en los libros de educación básica obedece a intereses de los conservadores por mantener el modelo neoliberal.

“Se quitó el civismo, la ética, porque los libros de texto reafirmaban lo que sostenían las políticas neoliberales, eran libros acordes con el modelo predominante, un modelo más enfocado a lo privado, no a lo público; un modelo más enfocado hacia lo material, hacia el egoísmo, no hacia la fraternidad, la solidaridad”, justificó el Ejecutivo federal.

Finalmente, el político tabasqueño advirtió que la Secretaría de Educación Pública no retirará los libros para primaria y secundaria con el nuevo contenido.

“No se han retirado, no se han retirado y no se van a retirar, porque no hay motivo o razón para retirarlos o para embodegarlos. Imagínense, estamos hablando de millones de ejemplares”, advirtió el presidente de la República.

Guardar

Nuevo