A qué edad se pueden jubilar los autónomos en España en 2024

En 2024 el Gobierno ha revalorizado las pensiones contributivas un 3,8% con carácter general. En el caso de los trabajadores por cuenta propia, supone un aumento de 35 euros al mes, hasta los 953 euros de media.

Compartir
Compartir articulo
Los pensionistas que cobren más de 22.000 euros deben hacer la declaración de la Renta (Stefamerpik en Freepik).
Los pensionistas que cobren más de 22.000 euros deben hacer la declaración de la Renta (Stefamerpik en Freepik).

Los autónomos cuentan con un régimen especial de jubilación. Aunque la prestación se reconozca en los mismos términos y condiciones que en el régimen general de la Seguridad Social, cuenta con algunas particularidades, y en 2024, los requisitos y cuantías han vuelto a cambiar.

En 2024 el Gobierno ha revalorizado las pensiones contributivas un 3,8% con carácter general. En el caso de los trabajadores por cuenta propia, supone un aumento de 35 euros al mes, hasta los 953 euros de media.

Según el Ministerio de Trabajo, los autónomos que deseen recibir el importe íntegro de su pensión contributiva tienen que tener 66 años y 6 meses, o 65 si se acreditan 38 años y 6 meses de cotización. En caso de que no se llegase a los 38 años cotizados y no se pueda esperar a la edad normativa, se tendría que acceder a la jubilación anticipada.

Te puede interesar: Los autónomos tendrán que trabajar hasta los 71 años para cobrar el 100% de su pensión si optan por la jubilación activa

Cada año que pasa, la edad va aumentando. Para 2025 se precisará tener 66 años y 8 meses, o 65 si se han trabajado 38 años y 3 meses. En 2026, la edad aumenta hasta los 66 años y 10 meses (o una cotización de 38 años y 3 meses si no se llaga a los 65); y en 2027 se tendrán que tener 67 años o haber cotizado 38 años y meses para los menores de 65.

Requisitos para la jubilación anticipada de autónomos

Existe una posibilidad para que los trabajadores por cuenta propia puedan jubilarse de manera anticipada, aunque no siempre compensa. La normativa anterior no lo contemplaba, aunque existían casos excepcionales, como las actividades de naturaleza tóxica, peligrosa o penosa o situaciones de discapacidad.

Para tener acceso a la jubilación anticipada, los trabajadores tendrán que tener, como máximo, dos años menos que la edad de jubilación del momento (si la edad de jubilación actual son 66 años y 6 meses, se necesita tener 64 años y 6 meses) y un mínimo de 35 años de cotización, aplicándose un coeficiente reductor en función del número de meses de anticipo de la jubilación y del número de años de cotización acreditado.

Te puede interesar: Los cuatro requisitos que se deben cumplir para cobrar una pensión de viudedad siendo pareja de hecho

En este caso, los requisitos de los trabajadores por cuenta propia son iguales que los de trabajadores por cuenta ajena: además de la edad anterior, la ley exige que “el importe de la pensión a percibir ha de resultar superior a la cuantía de la pensión mínima que correspondería al interesado por su situación familiar al cumplimiento de los 65 años de edad. En caso contrario, no se podrá acceder a esta fórmula de jubilación anticipada”.

Jubilación flexible: cobrar pensión a la vez que se trabaja

La jubilación flexible es una excepción del sistema de pensiones español, que permite cobrar una jubilación a la vez que se continúa trabajando. Según el portar de la Seguridad Social, “se considera como jubilación flexible la derivada de la posibilidad de compatibilizar, una vez causada, la pensión de jubilación con un contrato a tiempo parcial, dentro de los límites de jornada a que se refiere el artículo 12.6 del Estatuto de los Trabajadores”.

Esta pensión no la puede solicitar todo el mundo. La Seguridad Social establece que los Funcionarios Civiles del Estado, de las Fuerzas Armadas y del personal al servicio de la Administración de Justicia no pueden acceder a ella.