Cerca del área de Black Hills, en Dakota del Sur, EEUU, se desarrolla Vivos xPoint, un emprendimiento fuera de lo común. No es el primero, ni será el último, pero sus comodidades, como sus valores, lo convierten en una opción "popular".

Las comodidades de un búnker para 10 o 20 personas
Las comodidades de un búnker para 10 o 20 personas

La comunidad postapocalíptica está erigida dentro de un antiguo depósito de municiones del ejército, que almacenó bombas y municiones, de 1942 a 1967. Con capacidad para 575 búnkers de hormigón endurecido, que darán cobijo a 5.000 sobrevivientes. Una vez terminada su construcción y ocurrido el armaggedon será el espacio habitable más grande del planeta.

Living/comedor (Vivos)
Living/comedor (Vivos)

El futuro emplazamiento de los supervivientes se extiende sobre un área extensa y remota, de 29 kilómetros cuadrados, que a su vez está a más de 1.100 metros sobre el nivel del mar y a 160 kilómetros de los objetivos nucleares militares conocidos más cercanos.

De acuerdo con sus constructores, cada búnker fue construido y fortificado para soportar una explosión interna de 500.000 libras. Cada "domicilio" está estratégicamente separado del siguiente por un promedio de 426 metros en todas las direcciones. Además, hay 160 kilómetros de caminos privados que proporcionan acceso a cada uno de los búnkers, con varias pistas de aterrizaje privadas, y un aeropuerto municipal cercano.

El emprendimiento se desarrolla en Dakota del Sur, EEUU
El emprendimiento se desarrolla en Dakota del Sur, EEUU

El acceso será restringido en todas las épocas, antes y después del día de juicio final, con guardias entrenados por militares, puertas de acceso de "miembros solamente" y los más complejos sistemas de seguridad.

Cada búnker está enterrado y protegido bajo gruesas bermas de tierra, para resistir una onda superficial de la explosión, así como precipitaciones radioactivas. Toda la propiedad está apta para un correcto drenaje, a través de las praderas de pendiente suave.

El agua se bombea de dos pozos de agua, alcanzando miles de metros de profundidad en un acuífero artesiano, luego se almacena dentro de tanques masivos de agua subterránea, hormigón armado, con un sistema de distribución de agua que se despliega en cada búnker.

Las instalaciones también incluyen una tienda general; un restaurante y bar; áreas con parrilas; un teatro; spa con bañeras de hielo; gimnasio; una clínica; jardines hidropónicos; salas de reuniones; aulas; capilla; establos; un depósito de suministro de equipos; carpintería, mantenimiento y una herrería.

La “capillita”
La “capillita”

Cada búnker proporciona suficiente espacio de suelo, con potencial de ático, para alojar cómodamente de 10 a 20 personas y los suministros necesarios, durante un año o más, de refugio autónomo ante cualquier evento catastrófico. Entre otras tantos sistemas de ventilación y sellado.

El precio está orientado a la clase media. Por ejemplo, el alquiler anual de un búnker por persona va de USD 25 mil a 200 mil, dependiendo de las comodidades.

LEA MÁS