Según el Financial Times, la designación de Luis Caputo aleja las ideas extremas de Javier Milei

“Probablemente nunca se apliquen”, le dijo Daniel Pinto, el argentino que preside JP Morgan Chase, el banco más grande de EEUU, al medio británico, según el cual el nuevo gobierno asumirá en medio de “la peor crisis argentina en décadas”

Compartir
Compartir articulo
Javier Milei y Luis Caputo
Javier Milei y Luis Caputo

“Creo que las ideas extremas de Milei que hemos escuchado durante la campaña probablemente nunca se apliquen; pienso que eso es un evento positivo para el país; será probablemente más un gobierno del tipo de centroderecha”, le dijo a Financial Times el argentino Daniel Pinto, presidente de JP Morgan Chase, el banco más grande del mundo.

Pinto, presidente y máximo jefe operativo de JP Morgan, del que además es CEO de banca corporativa y de inversión, es una de las fuentes citadas por el FT a propósito de la elección de Caputo como ministro de Economía del próximo gobierno.

Según el influyente medio británico, la designación entusiasmó a los mercados, pero Caputo tiene ante sí “un enorme desafío” ya que -afirma- deberá afrontar “la peor crisis económica argentina en décadas”.

A diferencia de Milei, dice la nota, de la corresponsal Ciara Nugent, Caputo es conocido por los mercados: ya fue ministro de Finanzas y brevemente presidente del Banco Central de la Argentina durante la presidencia “conservadora” de Mauricio Macri. “Conocido por haber abierto el acceso del país a los mercados, Caputo exitosamente vendió un bono de 100 años en 201″, recuerda el artículo.

El “mejor amigo” de los mercados

Otra fuente citada es Salvador Vitelli, jefe de investigaciones del Grupo Romano, quien señaló que para los mercados la designación de Caputo fue “como si tu mejor amigo pasa a ser ministro de Economía”.

El problema, explica el FT, es que lo hará en el momento más frágil de la Argentina en décadas, con una inflación superior al 140%, reservas de divisas que se han evaporado y un nivel de actividad maniatado “por un laberinto de controles de cambio, de importaciones y de precios impuestos por el gobierno peronista”. En ese contexto, el triunfo electoral de Milei, que prometió “arreglar rápidamente la disfuncional economía” gatilló una explosión de exuberancia en los mercados: el índice Merval subió 28% y los precios de los bonos 2030 22%, hasta 37 centavos por dólar de valor nominal.

La nota del Financial Times analiza el perfil de  Caputo, su relación con Milei y el "enorme desafío" que tiene por delante
La nota del Financial Times analiza el perfil de Caputo, su relación con Milei y el "enorme desafío" que tiene por delante

Según los analistas, ese rally alcista fue ayudado por el giro pragmático de Milei y su elección e algunos exfuncionarios de Macri, incluido Caputo, que “no es partidario de la controvertida promesa de Milei de dolarizar la economía argentina”.

Además de citar el elogio de Pinto, el presidente argentino de JP Morgan Chase, el FT recuerda que tras ser designado Caputo escribió en la red X que daría “todo” para darle alegría a los argentinos “que tanto se lo merecen”.

El diario también recuerda que, durante la gestión de Macri, Caputo lideró un envión de endeudamiento y en 2016 acordó pagarle USD 9.000 millones a los holdouts para restablecer el acceso argentino al crédito y llegó a colocar USD 2.750 millones de valor del bono “Centuria”. La confianza se “evaporó” en 2018 y llevó a Macri a tomar un crédito de USD 57.000 millones del FMI. Argentina finalmente defolteó el bono “Centuria” en 2020. Dos años antes, en 2018, las tensiones con funcionarios del FMI habían provocado la renuncia de Caputo tras apenas 3 meses como presidente del BCRA, porque el Fondo se rehusaba a habilitar sus intervenciones en el mercado de cambios.

No esta claro cómo hará alguien de poca experiencia política y que no es macroeconomista como Caputo para trabajar con Milei, que prometió pasar una motosierra al Estado para resolver un amplio rango de problemas: más de una década de estancamiento y un déficit fiscal crónico

De hecho, una de las fuentes consultadas le dijo al FT que muchos acreedores “tienen un mal recuerdo de Caputo; es cierto que es tipo muy razonable y mejor que otras opciones, pero muchos inversores perdieron un montón de dinero la última vez. No sé cómo se sentirán para tratar con él”. Sin embargo, agrega la nota, pocos cuestionan la habilidad financiera de Caputo. Su paso por JP Morgan, Deutsche Bank y por su propio fondo de inversión fueron los que llevaron Macri a llamarlo “el Messi de las Finanzas”.

El argentino Daniel Pinto, presidente y máximo jefe operativo de JP Morgan Chase 
REUTERS/Tyrone Siu
El argentino Daniel Pinto, presidente y máximo jefe operativo de JP Morgan Chase REUTERS/Tyrone Siu

Al respecto, el FT cita a un amigo del designado ministro que lo describe como “un cerebro”, de carácter “introvertido” pero “con el encanto de un vendedor”.

Menos claro está, prosigue, cómo hará alguien de poca experiencia política y que no es macroeconomista para trabajar con alguien como Milei, que prometió pasar una motosierra al Estado para resolver un amplio rango de problemas: más de una década de estancamiento y un déficit fiscal crónico, que sucesivos gobiernos no lograron cortar de cara a “poderosos líderes provinciales y movimientos sindicales”.

“Caputo no es conocido por su conocimiento de la economía real: crecimiento, producción, pymes; no quiere decir que será un mal ministro, pero no es su perfil”, dijo Vitelli.

Shock vs fuerza política

La nota recuerda que Millei se comprometió a aplicar un paquete de shock el 11 de diciembre, pero que su partido, La Libertad Avanza, cuenta con menos del 15% de los escaños en la Cámara de Diputados y menos del 10% en el Senado.

Según Eugenia Mitchelstein, profesor de Ciencias Políticas en la Universidad de San Andrés, la designación de un especialista financiero como Caputo tiene sentido estratégico, para una relación sin conflicto con Milei. “Caputo es un técnico, no un político; no es alguien que vaya a desafiar a Milei sobre la dirección general del gobierno o que vaya a lanzar su propio proyecto político.

Financial Times menciona también las ligazones familiares del designado ministro, primo de Nicolás Caputo, “un magnate de la construcción cercano a Macri”, y tiene un sobrino, Santiago Caputo, a quien Milei reconoció como “el verdadero arquitecto” de su victoria electoral.

Santiago Caputo, sobrino de Luis Caputo, a quien Milei reconoció como "verdadero arquitecto" de su victoria electoral la noche del 22 de noviembre
EFE/ Lenin Nolly
Santiago Caputo, sobrino de Luis Caputo, a quien Milei reconoció como "verdadero arquitecto" de su victoria electoral la noche del 22 de noviembre EFE/ Lenin Nolly

Lo primero que deberá enfrentar “Toto”, prosigue, es una explosiva pila de deuda en Pases y Leliqs del Banco Central, de casi el 10% del PBI, emitidos para contener el exceso de pesos en la economía, y que actualmente son pagadas con emisión monetaria. Y lo segundo, USD 43.000 millones de deuda con el FMI. Para lo primero, Caputo está a favor de canjes voluntarios por bonos del Tesoro, movida que los críticos dicen que harán más pesada la carga sobre el Tesoro público, y los partidarios, que será un fuerte gesto a los mercados de que la gestión de Milei no recurrirá más a la emisión. En cuanto a la deuda con el FMI, Caputo ya se reunió con funcionarios del Fondo y del Tesoro de EEUU.

Dolarización: difícil, pero no imposible

En ese contexto, la dolarización quedó en espera. Un informe de Anker, la consultora de Caputo, dijo en mayo pasado que era “difícil”, pero “no imposible”, pero que la columna vertebral del plan del próximo gobierno debe ser el equilibrio fiscal.

“Es lo mejor que podíamos esperar a esta altura”

El largo artículo del Financial Times también cita que en 2017 los “Paradise Papers” expusieron vínculos de Caputo con fondos offshore invertidos en bonos de algo riesgo, lo que motivó una investigación federal aún irresuelta acerca de si había informado sobre esos nexos. “Caputo había previamente dicho que cortó relaciones con esos fondos antes de entrar al gobierno”, dice el FT.

El artículo señala también que aún no es claro el alcance que tendrá Caputo como ministro, pues secretarías como Energía y Energía han sido asignadas al Ministerio de Infraestructura. Por úiltimo, cita a un “líder empresario prominente” que estaba preocupado por los planes radicales de Milei y se calmó cuando supo de la designación de Caputo, pero no es del todo optimista sobre los próximos meses. “Tal vez hubiéramos querido un macroeconomista, pero Caputo es una persona muy creíble. Es lo mejor que podíamos esperar a esta altura”.