Quién es Alberto Benegas Lynch, el economista que habló en el cierre de campaña de Javier Milei

El “prócer” del candidato libertario es católico, pero propuso que la Argentina rompa relaciones con el Vaticano, como hizo Roca, y comparó a Milei con Juan Bautista Alberdi. Otras definiciones

Compartir
Compartir articulo
Economist Alberto Benegas Lynch (h) speaks on the day Argentine presidential candidate Javier Milei, of La Libertad Avanza party, closes his electoral campaign ahead of the presidential election, in Buenos Aires, Argentina, October 18, 2023. REUTERS/Matias Baglietto
Economist Alberto Benegas Lynch (h) speaks on the day Argentine presidential candidate Javier Milei, of La Libertad Avanza party, closes his electoral campaign ahead of the presidential election, in Buenos Aires, Argentina, October 18, 2023. REUTERS/Matias Baglietto

Alberto Benegas Lynch (h), el economista que habló en el Movistar Arena en el acto de cierre de campaña de Javier Milei, es hijo de su homónimo e introductor de la llamada “Escuela Austríaca” en la Argentina, fallecido en 1999, y padre de Alberto Benegas Lynch (n), el primer candidato a diputado nacional por la provincia de Buenos de La Libertad Avanza, más conocido como “Bertie”.

En el acto ante una multitud de jóvenes, con su traje, referencias librescas y tono doctoral parecía desentonar con el ambiente juvenil. Pero hizo afirmaciones fuertes, como la propuesta de cortar relaciones con el Vaticano aunque antes de proponerla aclaró que lo que diría “no compromete la posición de Javier Milei”.

¿Qué dijo Benegas Lynch en el cierre de campaña de Milei?

“Asumo plenamente la responsabilidad de lo que voy a decir, pero por consideración a mi posición católica, por respeto a esa religión, creo que habría que imitar lo que hizo el presidente (Julio Argentino) Roca: esto es, suspender las relaciones diplomáticas con el Vaticano mientras en la cabeza del Vaticano prime el espírititu totalitario”, dijo Benegas Lynch, en obvia referencia al Papa Francisco, quien recientemente se refirió –sin nombrarlo- a Milei como una suerte de Flautista de Hamelin que lleva a sus seguidores a ahogarse en el agua.

De hecho, al hacer esa propuesta, Benegas Lynch citó su propia columna “La quinta columna de la Teología de la Liberación”, publicada en Infobae, en la que cita a un libro del teólogo Miquel Poradowski sobrela nefasta influencia del marxismo en la Iglesia”.

Economist Alberto Benegas Lynch (h) speaks on the day Argentine presidential candidate Javier Milei, of La Libertad Avanza party, closes his electoral campaign ahead of the presidential election, in Buenos Aires, Argentina, October 18, 2023. REUTERS/Matias Baglietto
Economist Alberto Benegas Lynch (h) speaks on the day Argentine presidential candidate Javier Milei, of La Libertad Avanza party, closes his electoral campaign ahead of the presidential election, in Buenos Aires, Argentina, October 18, 2023. REUTERS/Matias Baglietto

Benegas Lynch defendió a Milei de las críticas respecto a “las relaciones institucionales que anunció va a tener con países administrados por gobiernos de asesinos”, refirió el desatino de crear ministerios “orwellianos” como el de la Felicidad “que estableció ese personaje en Venezuela”, en referencia al dictador Nicolás Maduro, lo que le ganó un estallido de entusiasmo y la exhibición de banderas venezolanas.

También sugirió un fuerte recorte al presupuesto de la cancillería. “Creo que en algún momento hay que analizar el futuro de las embajadas, que estaba bien para la época de las carretas y no de las teleconferencias. Con la cantidad de mansiones, con la cantidad de pasaportes diplomáticos ...”, señaló.

¿Qué opina Benegas Lynch sobre el déficit fiscal y el gasto público?

Además, reiteró que la cuestión de fondo no es el déficit fiscal, sino el gasto público. “Cuba no tiene déficit fiscal, Stalin durante algunos períodos no lo tuvo”, señaló. Pero aunque aclaró que no subestima la influencia del déficit sobre la inflación, subrayó que la cuestión del fondo es el gasto del Estado y por eso –remató- “me parece tan adecuada la metáfora de Javier Milei de la motosierra”.

Benegas Lynch se refirió a otro libro suyo “de hace 50 años” en el que ya postulaba “liquidar el Banco Central”. Por eso mismo -recordó- en una de las últimas ediciones de la Feria del Libro había dicho que el éxito de la prédica de Milei “para mí es un orgasmo intelectual”.

Según el “prócer” mileísta, un Banco Central solo puede hacer 3 cosas: expandir, contraer o dejar igual la masa monetaria; en cualquier caso probablemente se estará equivocando y “alterando los precios relativos, que son la única señal válida para el mercado”. Si esas señales se “prostituyen”, remarcó, en un pasaje anticlimático para el auditorio, llevarán a una “mala asignación de recursos”.

¿Qué piensa Benegas Lynch sobre la dolarización que propone Milei?

Todos los bancos centrales del mundo se equivocan, enfatizó Benegas Lynch. Justificarlos porque existen en la mayoría de los países, señaló, es una Falacia ad populum. El punto central de la dolarización y de la eliminación del BCRA que postula Milei, dijo, es “que la gente pueda elegir el activo monetario de su preferencia”.

Además, dijo que un eventual gobierno mileísta deberá “deshacerse de las malas empresas estatales”, sean –enumeró- “Aerolíneas Argentinas o una fábrica de tornillos”. Una empresa, señaló, es “asumir riesgos con recursos propios, no con el fruto del trabajo ajeno”.

“Cualquier asignación que haga una empresa estatal hubiera sido distinta de lo que hace la gente. Y si hace lo mismo, ¿para qué se mete?”, remató.

Alberto "Bertie" Benegas Lynch (n), candidato a diputado nacional por Buenos Aires del partido de Milei
Alberto "Bertie" Benegas Lynch (n), candidato a diputado nacional por Buenos Aires del partido de Milei

Batalla cultural

Benegas volvió a la auto-referencialidad al decir que la presencia de su hijo “Bertie” en el Congreso de la Nación será como si él mismo estuviera ahí, pero le permitirá “seguir en mi biblioteca, en la batalla cultural en la que estuve empeñado en las últimas décadas”.

Javier Milei ya ganó, dijo, porque “corrió el eje del debate; cambió la parla de muchos políticos e instaló temas que hace 80 años no escuchábamos”. Y agregó que era un agravio que trataran al candidato libertario de “antisistema”, cuando su prédica es volver a los valores alberdianos, basados en 5 principios, que enumeró: 1) Transparencia de los gobiernos hacia los gobernadors, 2) Responsabilidad, 3) Alternancia en el poder, 4) División de Poderes, y 5) Igualdad ante la ley.

La equiparación de Milei con el precursor de la Constitución Nacional la completó señalando que así como a Milei le critican su irritabilidad y su vocabulario, también Alberdi solía usar palabras fuertes, que refirió con citas a otros 3 libros.

Además, dijo que así como “el último gobierno militar” cometió crímenes de lesa humanidad, no hay que olvidar “los horrores y matanzas de los grupos terroristas”, porque “no puede haber una doble vara”. Y agregó que “esos cretinos se asimilan a los que no son capaces de criticar la masacre de Hamas en Israel”.

Del “Teorema de Baglini” al “Teorema de Milei”

El “prócer” de Milei también afirmó que quienes agravian personalmente al candidato libertario “son incapaces de refutar sus propuestas”, y que así como hay “periodistas que honran el cuarto poder, también hay periodistas hijos de una gran pauta”, guiño al concepto de “periodismo ensobrado” con el que el candidato libertario suele invalidar críticas periodísticas.

Benegas Lynch, una de cuyas definiciones suele recitar Milei como una especie de rezo libertario
Benegas Lynch, una de cuyas definiciones suele recitar Milei como una especie de rezo libertario

Benegas opuso además el “Teorema de Baglini”, de que el discurso y propuestas de los candidatos se ablandan a medida que se acercan al poder con un supuesto “Teorema de Milei”, porque dijo que el candidato “ha sido capaz de mantener el eje central de sus propuestas … en el terreno moral, institucional, ambiental, fiscales, laborales, de comercio exterior”.

Y cerró con una frase de Ronald Reagan, presidente de EEUU entre 1980 y 1988, quien decía que una persona debía agarrarse de su billetera cuando se le acerca alguien y le dice: “hola, soy del Gobierno y vengo a ayudar”.

Qué dijo Milei sobre Benegas Lynch

Milei suele repetir como una suerte de mantra libertario una frase de Benegas Lynch: “El liberalismo es el respeto irrestricto del proyecto de vida del prójimo, basado en el principio de no agresión, en defensa de la vida, la libertad y la propiedad”, tras lo cual suele levantar la audencia al grito de “Viva la libertad, carajo”.

En cambio, Carlos Maslatón, examigo y exaliado de Milei, asocia a Benegas Lynch al fascismo. “Lo conozco desde 1977 y siempre fue un fascista de extrema derecha disfrazado de liberal”, posteó hoy en la red social X”, a propósito de la propuesta del “prócer” mileísta de romper relaciones con el Vaticano.

El tuit de Carlos Maslatón sobre Benegas Lynch
El tuit de Carlos Maslatón sobre Benegas Lynch

Benegas Lynch es autor de varios libros, algunos de los cuales citó en su discurso. En un ensayo reciente, titulado “¡Qué es y de dónde sale la Agenda 2030?”, sobre cambio climático y otras cuestiones, expone algunas de las ideas que suscribe y repite Milei, a saber:

-El redistribucionismo afecta la propiedad privada, vital para asignar los siempre escasos recursos.

-El ambientalismo, al atacar la propiedad privada, perjudica el medio ambiente, empobrece a la población y se basa en datos erróneos. Las malas interpretaciones del calentamiento global pasan costos a terceros, afectan derechos “a la vida, la libertad y la propiedad”. Según Benegas y Milei, el cambio climático se debe a los movimientos planetarios, no a la acción humana.

-El concepto de ‘igualdad de género’ va contra la diferencia biológica entre hombres y mujeres, busca transformarla en un tema de “autopercepción” y así “facilita el homicidio, mediante el aborto”.