En los pequeños comercios, los cobros digitales ayudan a incrementar las ventas y le dan pelea al efectivo

Una encuesta reveló que el 56% de negocios pymes considera que las mejoras tecnológicas como cobrar con QR o tarjetas mejoran su facturación y le aportan eficiencia. No obstante, uno de cada tres comercios todavía prefiere el efectivo, que tiene menor carga impositiva

Guardar

Nuevo

Los consumidores gastan lo mismo o más cuando pagan con tarjetas, transferencias o pagos QR
Los consumidores gastan lo mismo o más cuando pagan con tarjetas, transferencias o pagos QR

Los pagos digitales siguen creciendo en la Argentina y en todo el mundo por múltiples factores y traen diferentes beneficios. Para el usuario, aporta la comodidad y la seguridad que implica no trasladar efectivo. Para los gobiernos, son un impulso a la formalización y a la eficiencia de la economía. Para los comerciantes, ofrecerlos les puede traer ventajas como las anteriores pero además les proporciona un beneficio imbatible: los ayuda a vender más.

“La mitad de los comercios pyme declara haber realizado esfuerzos de transformación digital en los últimos 6 meses y que los consumidores gastan más cuando pagan con código QR o tarjetas. En este contexto, adoptar nuevas soluciones de cobro encabeza la lista de iniciativas de transformación con el principal objetivo de aumentar sus ventas”. Así lo explica el informe “Perspectiva de Comercio PyME”, realizado por Mercado Pago junto a la consultora Invecq, un estudio sobre el ecosistema de pagos digitales que la principal fintech del país comenzó a publicar una vez al mes.

La adopción de medios de cobros digitales apunta, según el 97% de los comercios encuestados para el informe, a que los consumidores gastan lo mismo o más cuando pagan con tarjetas, transferencias o pagos QR. Y para un 56% “la transformación digital tiene un impacto positivo dado que permite incrementar las ventas”. También destacan que las soluciones tecnológicas facilitan “un mayor control del negocio, un contacto más eficiente con clientes y proveedores, y ventas más ágiles”.

infobae

Los medios de cobro abren a la vez la puerta a mejoras tecnológicas que, de otro modo, no llegarían a los comerciantes. La mitad de ellos implementó “iniciativas de transformación digital en su negocio durante los últimos seis meses para sumar nuevas soluciones de cobro, canales de venta y marketing digital”, a la vez que aseguran que “en el último año disminuyó la cantidad de cobros en efectivo que reciben”.

A pesar de ello, señala el estudio, “1 de cada 3 comercios pyme continúa prefiriendo el efectivo”. El dato no debe resultar extraño. En la Argentina los medios de pago digitales tuvieron un gran avance tanto en términos regulatorios como comerciales, potenciado por la pandemia, pero aún tienen una fuerte carga impositiva frente al efectivo. En tiempos de crisis y de inflación, los comerciantes se ven obligados a preferir los billetes.

infobae

Entre los 1.400 comercios pyme encuestados, un 45% esperan que sus ventas crezcan en los próximos 6 meses, otro 36,4% que se mantengan y un 18,6% que disminuyan. Quienes vienen creciendo en los últimos 6 meses esperan continuar por esa senda. El informe considera que “es llamativo el optimismo de este universo pyme dado el contexto y las perspectivas macro generales”.

Casi la totalidad de los negocios consultados ofrece cobrar con tarjeta de débito (96,6%), efectivo (95,3%) y código QR (94,3%). “La opción tarjeta de crédito tiene una menor adhesión (89,7%) solo por delante de pagos online (69,1%). Está última tiene la menor tasa de adhesión vinculado a la necesidad de seguir avanzando en la digitalización e incorporar además los pagos online como un nuevo canal de cobro prioritario”, señala el informe.

“Vendedores y compradores se adaptan cada vez más rápido a la transformación digital, con soluciones que ofrecen más opciones al cliente y, de ese modo, impulsan más ventas”, dijo Agustín Viola, Director de Pymes de Mercado Pago.

Según Santiago Bulat, director de Invecq, en el contexto macroeconómico adverso “la digitalización de los comercios pyme resulta una herramienta de innovación útil como protección y aprovechamiento de oportunidades. Dado que la tasa actual de inflación implica grandes desafíos, este fenómeno posibilita un mayor set de opciones para resguardar a los establecimientos de la desvalorización de sus flujos operativos”.

Desafíos y asuntos pendientes

La evolución de los pagos digitales tuvo en el QR un impulso esencial. Según datos del Banco Central de febrero pasado, del total de operaciones iniciadas de Pago Con Transferencia (PCT) el 27% se inició con QR. Eso representa un volumen de 7 millones de pagos en solo un mes.

“El uso del QR mediante pagos con billeteras virtuales va creciendo mes a mes y se impone el uso de pagos con transferencia como uno de los medios de pago más elegidos por los beneficios asociados a promociones y descuentos”, señaló un informe de Fiserv, la dueña de la marca Posnet y otra empresa clave en el mundo de los pagos digitales. La cantidad de transacciones con QR dentro de su red entre el verano pasado y el de 2022 creció cerca de un 190%, con un ticket promedio de $5.086.

La llegada de los cobros digitales a los mostradores minoristas tiene todavía mucho camino por recorrer. Uno de sus desafíos es la disputa entre Mercado Pago y los bancos por la interoperabilidad en los pagos con QR realizados con tarjetas. Según la normativa vigente, el plan Transferencias 3.0 hace que todos los lectores de QR deban aceptar pagos de todas las billeteras virtuales, sin importar a que empresa pertenecen ni tampoco si se hacen con cuentas bancarias (con CBU) o cuentas virtuales (CVU). Esa interoperabilidad funciona para pagar vía QR con transferencias “cuenta a cuenta”. Pero no ocurre lo mismo cuando el usuario quiere pagar vía QR utilizando una tarjeta de débito o crédito. En ese caso, los comercios de Mercado Pago lo aceptan solo si esa tarjeta está cargada en una billetera de Mercado Pago.

El conflicto viene desde el año pasado y escaló en las últimas semanas con declaraciones cruzadas entre Mercado Pago y la Asociación de Bancos Argentinos (Adeba) que nuclea a las entidades privadas de capital nacional. Tal como consignó Infobae días atrás, los bancos alegan que la fintech “no abre” su red de comercios y no permite cobrar con las tarjetas cargadas en la billetera digital Modo, perteneciente al sector bancario, y a otras wallets. Piden que el BCRA dicte una norma en ese sentido.

Pagos QR - posnet - billetera
Pagos QR - posnet - billetera

Desde Mercado Pago alegan haber invertido más de USD 30 millones para conformar su red de comercios y que los bancos no hicieron ese esfuerzo y nunca atendieron a los pequeños comercios para darle acceso a esta clase de soluciones de cobro. Su posición se inclina más por una negociación comercial que por un cambio normativo.

Ayer sumó su palabra a esta tema la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA), la entidad que nuclea a los bancos extranjeros. En un documento firmado por su presidente, Claudio Cesario, celebró que la aparición en escena del QR y la expansión de las transferencias representaron “un avance significativo hacia la eficiencia, transparencia y seguridad de las operaciones, pero especialmente hacia una operatoria más simple y rápida para los usuarios y comerciantes en conjunto”.

No obstante, señaló que para dar “un salto cualitativo es necesario e imprescindible incluir uno de los principales medios de pago; las tarjetas de crédito”.

El escenario actual con las tarjetas y los lectores QR “genera un fuerte contraste respecto de la tradicional terminal POS -que se usa para ‘leer’ las tarjetas de débito y crédito en los comercios-, que es 100% interoperable ya que resulta indistinto para vendedores y compradores quién es el emisor de la tarjeta. Por este motivo, los bancos no ven motivos para que, pese a los reclamos efectuados al BCRA, se siga demorando el funcionamiento full interoperable del QR para las tarjetas de crédito”, consideró Cesario.

Seguir leyendo:

Guardar

Nuevo

Últimas Noticias

MÁS NOTICIAS