La pandemia generó interés en comprar propiedades con jardín y espacios verdes
La pandemia generó interés en comprar propiedades con jardín y espacios verdes

Los días en cuarentena por la pandemia del coronavirus trajeron nuevos hábitos que, según empresarios del real estate, llegaron para quedarse. Una primera tendencia que observan es un renovado interés por vivir en countries o barrios cerrados: el verde, los espacios abiertos, la “distancia social” con los vecinos se comenzaron a valorar más. Y la extensión del teletrabajo motivó a más familias a pensar en dejar la ciudad como una alternativa cada vez más posible.

“El efecto del encierro y de la pandemia hace que se pueda plantear un cambio. Es clave el teletrabajo, ya hay personas que hace 50 días que están trabajando en forma remota y están viendo los beneficios. Lo que al principio era un trastorno hoy se ve como una facilidad”, explicó Horacio Ludigliani, arquitecto y desarrollador inmobiliario, que trabaja con propiedades en Capital Federal y en Nordelta. “Hay muchas consultas y pedidos por alquileres en Nordelta. Son personas que quieren terminar la pandemia en un lugar más abierto”, agregó.

Por la devaluación, los precios de la construcción en dólares tuvieron una fuerte baja, que motiva especialmente a los que tienen dólares ahorrados

La tendencia, según los corredores inmobiliarios y desarrolladores consultados, no es solo para el corto plazo. También resulta atractivo la compra de terrenos en countries y barrios cerrados y comenzar a construir. Por la devaluación, los precios de la construcción en dólares tuvieron una fuerte baja, que motiva especialmente a los que tienen dólares ahorrados.

“Los barrios cerrados suelen hacer lanzamientos de lotes a precios accesibles, especialmente para la gente que los compra para atesorar o ahorrar en pesos que se terminan convirtiendo en dólares. El costo del construir un metro cuadrado en dólares bajó de USD 1.200 a USD 600. Ni bien se acomoden las cosas, se va a empezar a construir”, agregó Ludigliani.

El teletrabajo se extendió durante la cuarentena y motivó a buscar viviendas fuera de la ciudad
El teletrabajo se extendió durante la cuarentena y motivó a buscar viviendas fuera de la ciudad

Un informe presentado por la inmobiliaria Castex Propiedades mostró que el precio de construcción del metro cuadrado pasó de los USD 1558 en el cuatro trimestre de 2016 (entonces eran unos $24.922) a USD 765 en abril de 2020 (más de $87.000, tomando el valor del dólar Bolsa a $115). Son valores de referencia para una casa lista para mudarse de 232 metros cuadrados. “Se incrementaron las consultas de familias que, dada la cuarentena, tienen la inquietud de mudarse; hay muchos aspectos en la vida suburbana que se han revalorizado en esta cuarentena”, confirmó Esteban Edelstein Pernice, director de Castex Propiedades.

Para Daniel Silva, CEO de la desarrolladora Metrospaces, en el sector inmobiliario la pandemia dejará algunos ganadores y perdedores. Entre los ganadores, se ubicaran los countries, los departamentos de más metros cuadrados y el sector de logística, por el aumento del comercio electrónico. En tanto, los menos favorecidos, serán las oficinas y los departamentos pequeños con grandes espacios de amenities.

Todo esto es una revolución en el real estate. La vuelta a los espacios abiertas y distancia con el vecino

“El home office llegó para quedarse. Antes de la pandemia, 99 de cada 100 inversores optaban por unidades chicas con grandes espacios de amenities, pero eso no funciona ahora. Todo esto es una revolución en el real estate. La vuelta a los espacios abiertas y distancia con el vecino”, remarcó Silva. Sin embargo, no cree que los precios de los lotes y casas en los barrios cerrados y countries incrementen sus precios por el contexto económico general y que serán más exitosas las opciones de venta en pesos con financiamiento.

“Las primeras dos semanas del aislamiento fueron semanas con nula actividad. A medida que fue pasando el tiempo comenzamos a notar primero un interés por casas en alquiler y en las últimas dos semanas tuvimos un incremento importante en las consultas por lotes en los barrios cerrados en donde ya es posible construir”, señaló Javier Estevez, titular en Estevez Consultores Inmobiliarios.

El interés por viviendas cerca de la naturaleza es una de las tendencias que surgió como consecuencia de la pandemia (NA)
El interés por viviendas cerca de la naturaleza es una de las tendencias que surgió como consecuencia de la pandemia (NA)

“El interés en alquilar una casa lo asociamos a la situación de aislamiento por la pandemia. Hay gente que nos ha planteado la necesidad de ganar acceso al verde. Y el interés por lotes aptos para construir lo asociamos con la suba del valor del dólar que se traduce en una oportunidad, aprovechando la importante baja en el costo de construcción”, coincidió Estevez.

Según la zona, hay lotes para construir desde USD 30.000 —para los lotes perimetrales o internos— y USD 50.000. En casas, existen oportunidades desde USD 200.000, pero depende mucho de la ubicación y el tipo de construcción. Lo más ABC1 es el corredor Norte que arranca en la zona Norte del Gran Buenos Aires y se extiende hasta Pilar.

Las claves, de acuerdo a los especialistas consultados, son la cercanía a no a más de una hora de viaje de la ciudad, los buenos accesos, la conectividad a Internet y la seguridad.

Las claves, de acuerdo a los especialistas consultados, son la cercanía —estar fuera de la ciudad pero no a más de una hora de viaje—, los buenos accesos, la conectividad a Internet y la seguridad. También que se trate de comunidades “autosuficientes”, donde se encuentren todos los servicios, desde bancos a locales comerciales e incluso lugares de coworking.

“Recibo más consultas por lotes para construir que por casas terminadas. Familias que buscan la oportunidad de armar su bunker a medida con un precio de costo bajo para los que tienen ahorros en dólares. En casas recién se está comenzando a mover en forma digital pero los precios claramente se van a tener que acomodar siempre que la demanda no acompañe los valores actuales”, detalló Martín Fabiani, socio de Fab Consulting, especializada en desarrollos y gerenciamiento de countries.

Para los referentes más optimistas del sector, se viene una restructuración del negocio. “La cuarentena trajo sus pros y contras y, a favor del mercado inmobiliario, potenció el valor de un patio, una terraza, un balcón y un jardín", detalló Daniel Zampone, de la inmobiliaria que lleva su nombre. Una encuesta realizada por su estudio sobre 300 clientes del AMBA arrojó que el 84% de los encuestados no está conforme con su vivienda y desearía mudarse a un hogar más espacioso.

Seguí leyendo: