Las revelaciones de Rodrigo De Paul: por qué sólo vio 2 veces la final ante Francia y qué mejoró después del Mundial de Qatar

El volante del Atlético de Madrid recordó sus días de gloria en Medio Oriente, junto a la Scaloneta. Los detalles

Compartir
Compartir articulo
El ex Racing durante la final ante Francia en Qatar. Foto: REUTERS/Dylan Martinez
El ex Racing durante la final ante Francia en Qatar. Foto: REUTERS/Dylan Martinez

Rodrigo De Paul se afianzó como uno de los pilares de la Scaloneta. El ex Racing cumplió el sueño de su infancia al coronarse campeón del mundo en Qatar y si figura pasó a ser eterna junto al resto de los integrantes del seleccionado argentino que logró la hazaña en Medio Oriente. “Se ha cumplido un año de ese triunfo y estamos muy felices. Lo recuerdo siempre, es un placer haber logrado ese sueño y estamos muy contentos”, dijo recientemente en diálogo con el periódico As de España. Y continuó: “Hay muchos recuerdos. Obviamente que hay momentos de partidos que uno no recuerda tanto, por la adrenalina o por la concentración, pero todo el tiempo tenemos gente que nos manda vídeos y el recuerdo está muy presente. Lo está porque algún amigo o alguien cercano nos hace llegar cosas que no habíamos visto”.

Dueño de la mitad de la cancha, el volante del Atlético de Madrid fue el motor albiceleste. El largo camino hacia la gloria comenzó con el pie izquierdo tras caer sorpresivamente contra Arabia Saudita y la muestra de carácter se dio frente a México y Polonia. El sufrimiento ante Australia en octavos de final, la lucha contra los Países Bajos en cuartos, la exhibición frente a Croacia y la mejor final de la historia ante Francia marcaron el recorrido inolvidable para la adquisición de la tercera estrella. Sin embargo, el bonaerense oriundo de Sarandí reconoció que el choque ante Le Bleu lo observó en pocas oportunidades: “La vi dos veces y todavía me emociono mucho. Recuerdo esos momentos, ahora con mucha más tranquilidad. Hablando un poco de lo futbolístico, fue una gran final para todos los que la pudimos vivir”.

Con relación a su presente, el ex mediocampista del Udinese subrayó el afecto que percibe desde las gradas del Colchonero. “Hay un gran cariño. Tengo mucho aprecio a la gente. Precisamente, haber ganado una Copa del Mundo tiene que ver con lo que me dio el Atlético. He crecido mucho en este club y tengo mucha ilusión con todo lo que viene. Esto es lo más importante, transmitir la ilusión que tenemos dentro del vestuario y estar todos juntos. Lo estamos demostrando en casa y, con ellos, somos uno más y queremos seguir en esa línea”, reflexionó. Y en sus argumentos expuso la grandeza del elenco liderado por el Cholo Simeone: “Estoy en uno de los clubes más grandes del mundo, que tiene muchísima exigencia. Me gusta y soy muy feliz en el club, en la ciudad y esto es importante para la vida de un jugador”.

En el diálogo con el medio ibérico, Rodrigo De Paul también reconoció el crecimiento que le brindó la experiencia en Qatar. “Ser campeón del mundo también te hace incorporar muchas cosas en el fútbol, en el juego... Supongo que hemos crecido en experiencia y hemos madurado en muchos temas. Competir en una Copa del Mundo es importante, lo hicimos y luego toca darle todo lo que tenemos al Atlético y es ahora lo que intentamos”.

Finalmente, sobre el rol que tiene en el plantel albirrojo, la figura surgida de la Academia analizó: “Cada uno tiene un rol bastante significativo. De eso tratan los grupos, para eso están, para que cada uno ocupe su lugar. Sé que mi experiencia, mi participación y mi protagonismo con la selección argentina me llevan a un lugar en el que tengo que dar un paso adelante porque eso es lo que toca. Creo que soy un jugador al que se valora y eso para mí es lo más importante”.