Policía habría disparado contra un perro en Bogotá generando indignación en los vecinos del sector

En el video compartido a través de redes sociales se puede observar al animal tendido en el piso y con una herida

Compartir
Compartir articulo
Los vecinos grabaron al presunto agresor - crédito redes sociales

El maltrato animal es uno de los delitos que mueve fibras entre la comunidad, teniendo en cuenta que estos seres vivos no tienen voz propia, por lo que comunidades de animalistas piden respeto para todas las formas de vida.

Lamentablemente, un suceso de este tipo se presentó en el Parque de Islandia, ubicado en la localidad de Bosa (Bogotá) el domingo 25 de febrero. De acuerdo con testigos de lo ocurrido, se registró un presunto acto de abuso policial en contra de un perro.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel.

En videos difundidos por la comunidad se conoció una denuncia ciudadana donde los vecinos de este popular sector del sur occidente de la capital indican que, presuntamente, un agente de la Policía Metropolitana le habría disparado a un perro callejero.

A través de la plataforma X de la senadora animalista Andrea Padilla se hizo eco de los testimonios de los vecinos de la zona que presenciaron los hechos y afirman que el uniformado le habría disparado al animal sin razón aparente.

Los testigos de lo ocurrido alegan que el perro no representaba ninguna amenaza en el momento del incidente, hecho que deja bastantes dudas y que ya está en manos de las autoridades que pretenden esclarecer lo sucedido.

La situación ha escalado hasta tal punto que la Secretaría de Protección y Bienestar Animal ha tomado cartas en el asunto. Del mismo modo, la senadora reveló que el caso ha sido presentado ante la Fiscalía General de la Nación para su investigación.

El motivo del disparo, según la versión ofrecida por un testigo en el lugar, fue una supuesta defensa personal por parte del oficial implicado. Aunque, según los relatos, el animal no mostraba comportamiento agresivo.

Al parecer, el uniformado le disparó al perrito alegando defensa propia - crédito redes sociales
Al parecer, el uniformado le disparó al perrito alegando defensa propia - crédito redes sociales

Actualmente, el perro afectado recibe cuidados veterinarios mientras la Fiscalía, a través de su Grupo Especializado en Delitos Ambientales (Gelma), procede con la recolección de pruebas que permitan esclarecer los hechos.

“Sobre el caso donde presuntamente un policía le habría disparado a un perro en condición de calle en el sur de Bogotá, el Gelma de la Fiscalía adelanta la recolección de información y evidencia que permita esclarecer el hecho. El animal se encuentra recibiendo atención veterinaria”, declaró el ente judicial después de que se viralizara el video.

La implicación de entidades como la Secretaría de Protección y Bienestar Animal y la respuesta de la Fiscalía subrayan la seriedad con que se está tratando este caso ante la oportuna denuncia de la ciudadanía y réplicas de personajes de la política.

Cabe mencionar que la comunidad, alarmada por el trato hacia un animal indefenso, espera que se lleven a cabo las investigaciones necesarias para establecer la responsabilidad del policía en este desafortunado evento.

De acuerdo con el reporte entregado por Padilla, el animal se encuentra siendo atendido en una clínica veterinaria de la localidad, donde los expertos están haciendo todo lo posible por salvarle la vida. Sin embargo, su estado de salud es grave.

Policía se pronuncia

En la tarde del domingo se conoció un comunicado por medio del cual la institución a la que pertenece el uniformado indicando que no se accionó el arma de dotación en contra del animal, según lo explicó el mayor Jimmy Andrés Cortés Arce jefe de la seccional de Carabineros y Protección Ambiental de la Policía Metropolitana de Bogotá.

“Frente a los hechos ocurridos con un perrito en el barrio Islandia de Bosa, aclaramos que ningún uniformado accionó su arma de dotación y por el contrario a través de Carabineros se le prestó la atención médica y veterinaria”, se puntualizó.

Al parecer, el animal habría resultado herido en el momento en el que los uniformados adelantaban acciones en contra de dos personas sospechosas que estaban en la localidad. Aunque el CTI determinará qué sucedió.

Ya iniciaron las investigaciones para esclarecer los hechos - crédito Seccional de Carabineros de la Mebog

Este es un momento crucial para la justicia local en temas de maltrato animal y el uso de la fuerza por parte de autoridades, pues un hecho como estos lleva a la sociedad bogotana y las entidades de protección animal siguiendo de cerca el desarrollo de este caso, esperando que se apliquen las medidas correspondientes contra cualquier abuso de poder y se promueva una convivencia armónica entre ciudadanos y animales que habitan las calles de la capital.