Coronavirus: así va quedando China aislada del resto del mundo por tierra, aire y mar

Cerca de 30 aerolíneas en todo el planeta cancelaron vuelos hacia el gigante asiático mientras que los países limítrofes y de la región han restringido severamente el tráfico ferroviario, vial y marítimo, en un intento por contener la propagación de la misteriosa enfermedad

Oficiales de las fuerzas de seguridad montan guardia frente a la Puerta de Tiananmen, en Beijing, cubiertos con máscaras (REUTERS/Stringer)
Oficiales de las fuerzas de seguridad montan guardia frente a la Puerta de Tiananmen, en Beijing, cubiertos con máscaras (REUTERS/Stringer)

Los países del mundo están aumentando las restricciones al movimiento de personas desde y hacia China, en un intento desesperado por contener el brote de coronavirus iniciado en la ciudad de Wuhan, que hasta el momento ha dejado un saldo de 170 muertos y más de 7.700 infectados.

Las medidas han alcanzado una severidad mayor en los países que comparten una frontera con China, como Rusia, Kazajistán o Mongolia, aunque lo cierto es que aerolíneas de todos los rincones del planeta han también cancelado sus conexiones, mientras en los aeropuertos las autoridades están montando sistemas sanitarios para controlar a los pasajeros.

Al mismo tiempo, Estados Unidos, Japón y la Unión Europea enviaron aviones especiales para evacuar a sus ciudadanos de Wuhan, y se espera que India y Nueva Zelanda, entre otros posibles, hagan lo mismo en pocos días.

Rusia y Mongolia han tomado hasta ahora las medidas más extremas y cerraron completamente sus fronteras terrestres con China.

En el caso de Rusia se trata de 4.195 kilómetros de extensión, aunque sus regiones que lindan con China son las menos pobladas.

La frontera de China con Mongolia es aún más extensa con 4.600 kilómetros de longitud, pero también está muy escasamente poblada.

El régimen de Corea del Norte, por su parte, volvió a tomar la medida preventiva que suele adoptar cuando aparece una epidemia en la región: prohibió el ingreso de turistas extranjeros de cualquier nacionalidad. Aunque el tráfico de personas en el hermético país comunista es tan limitado que su impacto será limitado.

Mientras que Kazajistán, en el oeste, no alcanzó a cerrar la frontera (1.782 kilómetros) pero llegó cerca. El gobierno prohibió todos los vuelos a China, así como también el tráfico de autrobuses y trenes hacia el país.

En el sur, Vietnam, cuya frontera con China alcanza los 1,281 kilómetros de longitud, tomó una medida mucho más moderada y prohibió el ingreso de sólo aquellas personas que provengan de la provincia de Hubei, donde se ubica Wuhan.

Por su parte Hong Kong, la ciudad peninsular china que goza de un estatus especial y que ha sido el centro de una ola de protestas en contra de Beijing en 2019, anunció que suspenderá las conexiones ferroviarias y todos los ferries que la conectan con el territorio continental chino.

Aún sin compartir una frontera, muchos países en la región han tomado medidas restrictivas para hacer frente al brote de coronavirus.

Singapur y Malasia han prohibido el ingreso de personas provenientes de Hubei, mientras que Papúa Nueva Guinea lo ha hecho de cualquier pasajero cuyo destino de origen esté en Asia. Más extremos aún, las Islas Marianas del Norte y Filipinas prohibieron el ingreso de ciudadanos chinos.

Un Boeing 747 de Kalitta Air que fue contratado por el gobierno de Estados Unidos para evacuar a su personal diplomático y ciudadanos comunes de Wuhan (REUTERS/Mike Blake)
Un Boeing 747 de Kalitta Air que fue contratado por el gobierno de Estados Unidos para evacuar a su personal diplomático y ciudadanos comunes de Wuhan (REUTERS/Mike Blake)

Mientras que Taiwán, país que China reclama como parte de su territorio y que suele ser foco de tensiones geopolíticas, ha prohibido el ingreso de turistas chinos en su territorio, aunque seguirá permitiendo los viajes de negocios.

Más allá de las medidas tomadas por los países regionales, aerolíneas de todo el mundo han comenzado a suspender temporalmente sus operaciones en China o reducir drásticamente sus frecuencias y destinos en el país, tanto como medida de precaución ante el avance de la enfermedad como también reaccionando a la abrupta caída en la demanda de pasajes precisamente por el brote de coronavirus.

A continuación, una lista de las compañías aéreas que hasta el momento han dejado de volar o reducido sus operaciones en China:

BRITISH AIRWAYS, Reino Unido

LUFTHANSA, Alemania

IBERIA, España

AIR FRANCE, Francia

URALS AIRLINES, Rusia

LAO AIRLINES, Laos

SWISS, Suiza

AUSTRIAN AIRLINES, Austria

LION AIR, Indonesia

AIR SEOUL, Corea del Sur

ASIANA AIRLINES, Corea del Sur

UKRAINE INTERNATIONAL AIRLINES, Ucrania

SKYUP AIRLINES, Ucrania

MYANMAR NATIONAL AIRLINES, Myanmar

AIR KBZ, Myanmar

El Al, Israel

MYANMAR AIRWAYS, Myanmar

AMERICAN AIRLINES, Estados Unidos

UNITED AIRLINES, Estados Unidos

AIR ASIA, Malasia

AIR TANZANIA, Tanzania

AIR INDIA, India

INDIGO, India

AIR CANADA, Canada

CATHAY PACIFIC, Hong Kong

HONG KONG AIRLINES, Hong Kong

FINNAIR, Finlandia

JETSTAR ASIA, Singapur

EGYPT AIR, Egipto

SAS, Escandinavia

TURKISH AIRLINES, Turquía

(Con información de AFP, AP, EFE)

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

El mapa del coronavirus: minuto a minuto, así se expande la enfermedad desde China al mundo

Un crucero con 7.000 personas quedó en cuarentena en Italia por sospechas de un caso de coronavirus

Rusia cerrará sus fronteras con China por la epidemia de coronavirus

MAS NOTICIAS