Vacunación COVID-19 en México: cuál será la función de los “superdelegados” en la estrategia de AMLO

Este jueves se publicó en el DOF el acuerdo que establece grupos especiales para el proceso de inmunización, coordinados por una persona en cada entidad del país

(Foto: José Luis González/Reuters)
(Foto: José Luis González/Reuters)

En el proceso de vacunación de los adultos mayores en contra de la COVID-19, el gobierno implementará un plan nacional en el que se designará a un coordinador de las brigadas especiales por estado, el cual podría ser entendido como un superdelegado que se encargará de la estrategia operativa de inmunización. Sin embargo, esta decisión por parte del presidente López Obrador ha sido duramente criticada por sus opositores.

Según el acuerdo publicado este jueves 21 de enero en el Diario Oficial de la Federación (DOF), la determinación de la Secretaría de Salud respecto a establecer estas brigadas especiales en todo el país se debe a que la estrategia de vacunación contra el coronavirus “requiere de una organización y coordinación para un reto totalmente diferente en magnitud y características, sin antecedente similar”.

Por lo tanto, en cada una de las 32 entidades federativas será nombrado un Coordinador, el cual deberá ser parte del grupo denominado Servidores de la Nación, mismo que surgió tras el triunfo electoral de López Obrador, en 2018, con el objetivo de entregar los programas sociales del gobierno de una manera más directa.

El papel que deben cumplir, según el acuerdo, será el de implementar la estrategia operativa correspondiente en cada entidad para mitigar y controlar la enfermedad de COVID-19 en los adultos mayores, quienes serán los primeros inyectados después del personal médico.

(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

En este sentido, el documento señala que “podrán requerir el apoyo de las autoridades estatales y municipales, así como de profesionales, técnicos y auxiliares de las disciplinas para la salud, para el desempeño de las actividades que estime necesarias, además de obtener la participación de los particulares para tales fines”.

Cabe recordar que las brigadas tendrán como base los Centros Integrados del Bienestar y estarán compuestas por 10 personas. Dos de ellos serán parte de los Servidores de la Nación, otros dos serán promotores de programas sociales, otros cuatro representarán a las fuerzas armadas, así como un doctor o doctora y una enfermera o enfermero. Posteriormente se integrarán un par de voluntarios.

El 18 de enero, durante su conferencia de prensa, el presidente Andrés Manuel López Obrador, confirmó que los Servidores de la Nación que formen parte de las brigadas también serán vacunados contra la COVID-19 a pesar de las críticas de la oposición hacia estos grupos.

Se espera que la inmunización comience a inicios de febrero y se prevé la integración de 10,000 brigadas con 120,000 personas, quienes ayudará a vacunar a millones de adultos mayores, a fin de reducir la mortalidad hasta en un 80 por ciento.

(Foto: Presidencia de México)
(Foto: Presidencia de México)

El mandatario mexicano también informó que informará acerca de los 32 responsables de coordinar el Plan Nacional de Vacunación, quienes será parte de diferentes dependencias del Estado.

“Vamos a dar a conocer ya pronto quiénes son los 32 responsables estatales de todo lo que es el Plan de Vacunación. Son médicos del sector Salud, hay del Seguro Social, hay del Insabi, de Marina, de la Secretaría de Defensa, médicos militares”, confirmó López Obrador, quien igualmente destacó que cada brigada podría vacunar a 300 personas en cuatro días.

Ante esta estrategia de vacunación, la oposición ha mostrado una postura crítica, pues aseguran que se ha utilizado políticamente en perjuicio de la salud de los mexicanos. El PAN expuso que “de forma dolosa y tramposa”, el presidente López Obrador “está haciendo campaña electoral con la aplicación a cuenta gotas de la vacuna contra el COVID-19″.

“La mejor prueba es que se lo encargó a su operador electoral de toda la vida, Gabriel García Hernández, quien es el jefe de los superdelegados y de los mal llamados Siervos de la Nación, una organización de Morena que cobra en el gobierno”, concluyeron los miembros del partido.

MÁS SOBRE ESTE TEMA