Imágenes de Barisha, en Siria, donde se realizó el operativo que terminó con la vida de de Abu Bakr Al Baghdadi

El líder de Estado Islámico, Abú Bakr al Baghdadi, murió durante una operación militar estadounidense desarrollada en la provincia siria de Idlib (noroeste del país), según anunció este domingo el presidente estadounuidense, Donald Trump. “Abu Bakr Al Bagdadi está muerto”, informó el mandatario en una declaración a la nación desde la Casa Blanca. “Anoche EEUU hizo justicia con el terrorista número uno del mundo”, agregó.T

Trump detalló los últimos momentos de al-Baghdadi: “El matón que se esforzó tanto por intimidar a los demás pasó sus últimos momentos en total miedo, pánico y temor, aterrorizado por las fuerzas estadounidenses que lo atacaban”.

Trump durante el anuncio de este domingo en la Casa Blanca.
Trump durante el anuncio de este domingo en la Casa Blanca.

La misión secreta de las fuerzas especiales de EEUU que acabó con la vida del jefe del Estado Islámico duró cuatro horas y se produjo en la región de Idlib, en el noroeste de Siria."Fue como si estuvieras viendo una película", sostuvo el presidente Donald Trump al anunciar la operación, en la que señaló que “no hubo bajas” entre los comandos especiales mientras que un alto número de yihadistas perecieron.T

Trump informó que después de la irrupción de los comandos estadounidenses en el complejo donde se encontraba Al Baghdadi, el jefe de ISIS huyó junto con tres de sus hijos por un túnel a la vez que era perseguido por perros y los soldados de EEUU. Al verse sin salida, se inmoló con un chaleco explosivo junto a los tres niños."Murió como un cobarde: gimoteando, llorando, gritando", dijo Trump.

La incursión, que comenzó después de la medianoche, se centró en el copmplejo donde Baghdadi y su familia se escondían en el pueblo de Barisha, cerca de la frontera turca. El presidente TRump contó que los operativos llegaron por aire, donde fueron recibidos por las ametralladoras de los terroristas. “Ningún personal (estadounidense) murió en la operación, mientras que un gran número de combatientes y compañeros de Bagdadi fueron asesinados junto a él”, insistió el mandatario."

Operación en la que Abu Bakr al-Baghdadi, el jefe de ISIS fue asesinado

El asalto fue ejecutado en conjunto por entre 50 y 70 efectivos de la Fuerza Delta y los Rangers del Ejército de Estados Unidos. En la operación también participaron ocho helicópteros de combate que partieron desde Erbil, la capital de la región del Kurdistán iraquí.

Un habitante de Barisha, en Siria, donde estaba escondido el jefe terrorista, grabó a lo lejos parte del operativo norteamericano. En las imágenes se ven dos focos de fuego y serían del momento posterior a la muerte de Baghdadi, cuando las fuerzas SEAL destruyeron la casa con explosivos

Según fuentes de la Casa Blanca, el bombardeo inicial duró casi una hora, tras la cual los operativos estadounidenses ingresaron al complejo.

La muerte de al-Baghdadi

El objetivo principal de la acción militar era encontrar y eliminar a al-Baghdadi, el líder terrorista de más alto rango abatido o capturado desde que Osama bin Laden murió en 2011 durante la administración de Obama.

Después de que los soldados tomaran control del complejo, se comenzó la cacería por líder terrorista, quien fue uno de los pocos que quedaban con vida cerca de las 3:30 de la mañana, una dos horas después de que los enfrentamientos comenzaran.

Se intentó escapar por unos túneles que quedaban por debajo del complejo, pero un derrumbe causado por el bombardeo lo dejó encerrado, y allí fue perseguido por los perros del la unidad "K-9″ del ejercito estadounidense.

En su anuncio, el presidente describió a al-Baghdadi corriendo dentro túnel sin salida, “lloriqueando, lamentándose y gritando todo el tiempo”. Confirmó que el líder de ISIS detonó un chaleco suicida que llevaba puesto y se suicidó junto a dos de sus esposas y algunos niños. Dijo que las dos mujeres llevaban chalecos, pero que no habían sido detonados. “Llegó al final del túnel cuando nuestros perros lo persiguieron. Activó su chaleco, matándose a sí mismo y a sus tres hijos. Su cuerpo fue mutilado por las explosiones. El túnel se había derrumbado sobre él”, agregó Trump.

La gente observa una casa destruida cerca de la aldea de Barisha, en la provincia de Idlib, Siria, el domingo 27 de octubre de 2019, después de una operación del ejército estadounidense contra Abu Bakr al-Baghdadi, el líder en la sombra del grupo del Estado islámico. El presidente Donald Trump dice que Abu Bakr al-Baghdadi ha muerto después de que una operación militar de Estados Unidos en Siria atacara al líder del grupo del Estado Islámico. (Foto AP/Ghaith Alsayed)
La gente observa una casa destruida cerca de la aldea de Barisha, en la provincia de Idlib, Siria, el domingo 27 de octubre de 2019, después de una operación del ejército estadounidense contra Abu Bakr al-Baghdadi, el líder en la sombra del grupo del Estado islámico. El presidente Donald Trump dice que Abu Bakr al-Baghdadi ha muerto después de que una operación militar de Estados Unidos en Siria atacara al líder del grupo del Estado Islámico. (Foto AP/Ghaith Alsayed)

Los soldados estadounidenses identificaron con éxito el rostro de Al Baghdadi, que no resultó alcanzado por la explosión del chaleco, de acuerdo con las fuentes militares norteamericanas. Para terminar de verificar la identidad del líder terrorista se emplearán pruebas de ADN cuyos resultados se conocerán en un plazo de 24 horas, pero Trump dijo que estaban “100 por ciento seguros” de que el líder terrorista había sido abatido.

Durante el operativo, detalló Trump, hubo un fuerte intercambio de disparos entre yihadistas y las fuerzas estadounidenses. Posteriormente, el secretario de Defensa, Mark Esper, indicó que sí se registraron “dos heridos leves” entre los comandos estadounidenses, al resaltar el éxito del operativo. Además, el presidente dijo que uno de los perros que persiguieron a al-Baghdadi fue herido por la explosión.

Varios medios internacionales pudieron fotografiar los restos del complejo esta mañana. En las imágenes se puede ver escombros y una destrucción total.

La información acerca de la ubicación precisa de Al Baghdadi fue aportada por Turquía 48 horas antes de la misión, y durante ella los comandos estadounidenses atravesaron espacio aéreo ruso, por lo que Moscú fue avisado. Además, informó que no avisó previamente a la presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, para mantener el carácter “secreto” de la misión. “EEUU es el país con más filtraciones del mundo”, ironizó.

(Con información de EFE, AFP y Reuters)

MÁS SOBRE ESTE TEMA: