Consejo de Estado deja en firme reglamentación que permite el ‘fracking’ en Colombia

La alta corte desestimó los cargos presentados contra el Decreto 3004 de 2013 y la Resolución No. 90341 de 2014, emitidas por el Gobierno nacional

Compartir
Compartir articulo
infobae

La Sección Tercera del Consejo de Estado negó este 7 de julio una demanda que pretendía abolir las normas que viabilizaban el fracking en Colombia. La alta corte desestimó los cargos presentados contra el Decreto 3004 de 2013 y de la Resolución No. 90341 de 2014, emitidas por el Gobierno nacional, por lo que esta práctica de exploración minera sigue siendo permitida en el país.

Se indicó que la demanda que buscaba tumbar la norma argumentaba que con ella se estaba autorizando el fracking en el país y “estos mandatos representan un riesgo para los recursos naturales y la salud humana, animal y vegetal, en tanto contienen reglas que resultan insuficientes o no idóneos para evitar o mitigar estas consecuencias eventualmente dañinas”. Esto iría en contra de los artículos 79 y 80 de la Constitución Política, así como del artículo 1º de la Ley 99 de 1993, que impone la aplicación del principio de precaución en materia ambiental.

Ante estos argumentos, la Sección Tercera consideró que el principio de precaución no tiene carácter prohibitivo y paralizante y, al contrario, es un llamado a la regulación. Así las cosas, el haber publicado lineamientos para esta práctica no va en contra de la ley.

“De manera que no se concreta en una proscripción a las autoridades para establecer los requisitos técnicos que deben cumplir quienes adelanten determinadas actividades comerciales y que tienen una incidencia ambiental jurídicamente relevante”, sostuvo el Consejo de Estado.

Esta decisión se conoció en medio de las declaraciones del presidente electo Gustavo Petro y su ministra de Ambiente designada Susana Muhamad, quienes aseguran que el fracking será prohibido totalmente en el país una vez inicie la nueva administración.

El próximo mandatario de los colombianos escribió este mismo jueves en Twitter “no habrá fracking en Colombia”. Esto lo publicó como respuesta a al economista Jorge Restrepo, que criticó la posición del político de realizar esta práctica de extracción.

“No debe sorprender una nueva devaluación del peso colombiano hoy: el impulso de ayer pudo venir de las declaraciones de la designada ministra de medio ambiente de Colombia sobre que “Buscamos el cierre del fracking”, dijo Jorge Restrepo.

Petro y Muhamad sostienen que esto no es un impulso, sino una decisión tomada que tiene buenos argumentos de fondo.

“Buscamos el cierre del fracking. Creemos que ir a buscar los últimos remanentes de gas genera más perjuicio que beneficio, debemos acelerar una transición energética responsable, pero que también sea una oportunidad productiva para el país. Además, no va con la vocación de los territorios donde quieren hacer ese fracking”, dijo Muhamad en diálogo con la emisora Blu Radio.

Cabe anotar que esta posición es aprobada por varias organizaciones medioambientales del país. La Alianza Colombia Libre de Fracking, por ejemplo, emitió un comunicado sobre la postura del gobierno Petro y aseguró respaldar al nuevo mandatario.

“Respaldamos la declaración y compromiso del “cierre de la puerta del fracking” en Colombia de la designada Ministra de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Susana Muhamad. También apoyamos la declaración del ministro de Hacienda José Antonio Ocampo de frenar los pilotos de fracking”, inició el comunicado.

En su comunicación con fecha de 7 de julio, la alianza le envió un mensaje al nuevo gobierno en la que resaltan que acompañarán las decisiones que estén encaminadas en suspender los pilotos de fracking. “Confiamos en su apoyo, y en el de las diferentes bancadas legislativas, al proyecto de ley que radicaremos por cuarta vez, para prohibir la explotación de los yacimientos no convencionales en el país. Ponemos a disposición de la designada ministra de Ambiente y el designado ministro de Hacienda, nuestro acompañamiento desde la sociedad civil a los nuevos retos de las transiciones socioecológicas que Colombia y el mundo requiere”, indicaron las organizaciones.

SEGUIR LEYENDO: