Iván Márquez desapareció en agosto de 2018 y desde entonces se desconoce su paradero.
Iván Márquez desapareció en agosto de 2018 y desde entonces se desconoce su paradero.

El excomandante de las FARC y exnegociador de la paz, Iván Márquez, cuyo paradero se desconoce desde agosto de 2018, envió una carta en la que rechaza la recaptura del exguerrillero Jesús Santrich y afirma que "fue un error haber entregado las armas". Sus compañeros del partido político de la extinta insurgencia criticaron su actuar y rechazaron su declaración.

Junto a otros ex altos mandos de la extinta guerrilla, Márquez abandonó Bogotá luego de que Santrich fuera capturado por cargos de narcotráfico, alegando una persecución política y riesgo contra su seguridad. Desde entonces, hasta sus mismo compañeros del partido FARC desconocen el lugar donde se encuentra.

Por eso, desde el anonimato publicó una carta dirigida a los excombatientes en proceso de reincorporación en la que afirma que fue un "grave error" entregar las armas a un "Estado mafioso". Ello, como protesta por la recaptura de Jesús Santrich el viernes pasado, que tras quedar en libertad por orden de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), fue llevado a un búnker de la Fiscalía.

Jesús Santrich al salir de la cárcel de La Picota, de Bogotá, en silla de ruedas. (AFP)
Jesús Santrich al salir de la cárcel de La Picota, de Bogotá, en silla de ruedas. (AFP)

Santrich es señalado de participar en una reunión con miembros del cartel mexicano de Sinaloa en el que se negociaba el envío de 10 toneladas de cocaína a Estados Unidos, y en la que estaba infiltrado un agente de la DEA. Por ello era solicitado en extradición. Sin embargo, la JEP estableció que no habían pruebas contundentes que determinaran que el crimen se realizó después de la firma de la paz, en diciembre de 2016.

Todos los excombatientes que reincidan en delitos luego de la firma del acuerdo, serán juzgados en la justicia ordinaria y perderán los beneficios de la JEP, por lo que podrían ser extraditados. Sin embargo, la JEP concluyó que en el caso de Santrich no se podía determinar si ocurrió antes o después de dicha fecha, y ordenó su libertad. Pese a ello, la Fiscalía dice tener otras pruebas y por eso lo recapturaron.

"Compañeros de los ETCR (Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación): en nombre de los comandantes militares del antiguo Estado Mayor Central de las FARC, comandantes de frentes y columnas, impactados por la traición del Estado al Acuerdo de Paz de La Habana, les reiteramos autocríticamente, que fue un grave error haber entregado las armas a un Estado tramposo, confiando en la buena fe de la contraparte. Qué ingenuos fuimos al no recordar las sabias palabras de nuestro comandante en jefe Manuel Marulanda Vélez, cuando nos había advertido que las armas eran la única garantía de cumplimiento de los acuerdos. La triste realidad es que nos pusieron conejo", dice Márquez en la carta.

Exigió al presidente Iván Duque acabar con la campaña mediática en contra el Acuerdo de Paz y hacerlo efectivo, y respetar la división de poderes. "Es hora de levantar la voz contra la mezquindad humana encabezada por el uribismo y la Embajada de Estados Unidos contra el sueño de paz", escribió en la misiva, y alegó que la recaptura de su amigo Santrich es ilegal.

"Ningún colombiano necesita ser jurista para entender que nada de lo que diga una persona drogada forzosamente -como ocurrió con Santrich- puede ser legal. Esa 'legalización de captura' fue una ilegalidad, un abuso de autoridad. Deben responder el ex Fiscal General (Néstor Humberto Martínez) y hasta los médicos que se prestaron para esa infamia rastrera", dijo Márquez.

Al respecto, el partido FARC (Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común) rechazó el hecho de que Iván Márquez no "ponga la cara" ante la sociedad con su crítica y se mantenga en la clandestinidad. Y reiteraron su compromiso con la lucha por la implementación de los acuerdos y de la JEP.

"Está haciendo pronunciamientos sin estar aquí, al frente, liderando como le correspondería lo que es el proceso de la lucha por la implementación, tratando de sumar voluntades. (…) Lo difícil es estar aquí poniendo la cara y enfrentando los riesgos de la construcción de la paz", dijo al noticiero CM& Julián Gallo Cubillos, alias 'Carlos Antonio Lozada'.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: