Descubrieron un planeta del tamaño de la Tierra orbitando en una pequeña estrella

A solo 55 años luz, investigadores han identificado el Speculoos-3b, que desafía los límites de la astrofísica al completar un año en menos de un día terrestre

Compartir
Compartir articulo
"Speculoos-3b, el planeta rocoso con órbita extremada en estrella enana ultrafría" (NASA)
"Speculoos-3b, el planeta rocoso con órbita extremada en estrella enana ultrafría" (NASA)

En un descubrimiento astronómico que amplía nuestra comprensión de los sistemas planetarios más allá de nuestro propio rincón de la galaxia, científicos han identificado un nuevo planeta del tamaño de la Tierra. Bautizado como Speculoos-3b, orbita alrededor de una estrella enana roja ultrafría, situada a 55 años luz de nuestro planeta. Este cuerpo celeste es notable no solo por su similitud en tamaño con la Tierra sino también por las características únicas de su órbita y relación con su estrella anfitriona.

La estrella anfitriona de Speculoos-3b, notablemente más fría y menos luminosa que nuestro Sol, posee aproximadamente la mitad de la temperatura del astro rey y es 100 veces menos luminosa. A pesar de estas condiciones, la proyección de vida de esta estrella se estima en ser 100 veces más larga que la del Sol, ofreciendo un escenario prolongado para el estudio de este sistema planetario. El estudio fue publicado en la revista Nature Astronomy .

“Diseñamos SPECULOOS específicamente para observar estrellas enanas ultrafrías cercanas en busca de planetas rocosos que se presten bien a estudios detallados”, dijo el Dr. Michaël Gillon, astrónomo de la Universidad de Lieja.

“En 2017, nuestro prototipo SPECULOOS utilizando el telescopio TRAPPIST descubrió el famoso sistema TRAPPIST-1 formado por siete planetas del tamaño de la Tierra, varios de ellos potencialmente habitables”, agregó.

Es probable que el mundo alienígena esté bloqueado por las mareas, por lo que su lado diurno siempre mira hacia la estrella, que tiene una temperatura promedio de alrededor de 2.600 grados Celsius.

“El planeta rota sincrónicamente”, explicó Michaël Gillon

, astrónomo de la Universidad de Lieja en Bélgica y autor principal del estudio. Según Gillon, esto significa que un hemisferio de Speculoos-3b, denominado lado diurno, está permanentemente orientado hacia su estrella, mientras que el hemisferio opuesto, o lado nocturno, queda atrapado en una oscuridad perpetua. Este fenómeno de rotación, similar al observado entre la Tierra y la Luna, plantea preguntas fascinantes sobre las condiciones ambientales en dicho planeta.

Descubren un planeta del tamaño de la tierra orbitando en una pequeña estrella
Descubren un planeta del tamaño de la tierra orbitando en una pequeña estrella

Dada la órbita excepcionalmente corta de Speculoos-3b alrededor de su estrella, con una vuelta completa cada 17 horas, un “año” en este mundo dura menos que un día en la Tierra. La proximidad y las condiciones únicas de su órbita generan un contraste extremo entre el perpetuo día y la noche eterna, delineando un ambiente de estudio sin precedentes para los astrónomos.

La investigación de Speculoos-3b y su estrella anfitriona ofrece nuevas perspectivas sobre la variedad de sistemas planetarios existentes en el universo y sobre cómo la vida podría adaptarse a condiciones extremas. Este descubrimiento, al expandir nuestra comprensión de mundos habitables potenciales y la durabilidad de los sistemas estelares, podría tener implicaciones significativas en la búsqueda continua de vida extraterrestre.

Por su parte, el profesor Amaury Triaud de la Universidad de Birmingham afirmó que este descubrimiento “muestra que la red mundial funciona bien y está lista para detectar aún más mundos rocosos que orbitan estrellas de muy baja masa”.

"Un 'año' en Speculoos-3b dura menos de un día terrestre". NASA
"Un 'año' en Speculoos-3b dura menos de un día terrestre". NASA

Además coincidió con Michaël Gillon sobre las condiciones naturales que presenta este planeta: “Si bien las estrellas enanas ultrafrías son más frías y más pequeñas que nuestro Sol, su vida útil es cien veces más larga (alrededor de 100 mil millones de años) y se espera que sean las últimas estrellas que aún brillen en el Universo. Esta larga vida podría ofrecer oportunidades para que se desarrolle vida extraterrestre en planetas en órbita”.

“El pequeño tamaño de las enanas ultrafrías hace que sea más fácil detectar planetas pequeños”, concluyó el Dr. Universidad de Birmingham, astrónomo de la Universidad de Birmingham.

La Universidad de Lieja y la Universidad de Birmingham, a través de la labor de expertos como Michaël Gillon y Amaury Triaud, continúan contribuyendo significativamente al campo de la astrofísica, aportando datos cruciales que desafían nuestras concepciones actuales sobre el universo y sus habitantes potenciales.