La guerra interna del MAS llega a extremos: las denuncias de Morales contra la familia de Arce

El ex presidente dice que uno de los hijos del actual presidente hizo negociados en la petrolera estatal YPFB y en la empresa del litio, YBL. Y no es la primera vez que lo hace

Compartir
Compartir articulo
El presidente boliviano, Luis Arce, con el ex mandatario Evo Morales en una marcha en El Alto, Bolivia, el 29 de noviembre de 2021 (AP Foto/Juan Karita/Archivo)
El presidente boliviano, Luis Arce, con el ex mandatario Evo Morales en una marcha en El Alto, Bolivia, el 29 de noviembre de 2021 (AP Foto/Juan Karita/Archivo)

La primera vez que acusó a Marcelo Arce de obligar a YPFB a pagar sobreprecios por los combustibles que compra provocó que el presidente le respondiera diciendo: “Con mi familia no te metas”, pero Morales volvió ahora a meterse con la familia Arce.

Esta vez, el cocalero presentó un audio como prueba ante el fiscal general, en que se escucha a Marcelo Arce Mosqueira decir: “Yo cuando hablé con Luis (su padre, el presidente), me dijo: ‘Hijo yo ahora no tengo tiempo para ver los detalles porque tengo que enfocarme al tema político, no quiero perder el hilo’. Entonces me dijo a mí, ‘vos hazte cargo del litio y yo del gas también para ver nuestros planes”.

Son episodios de una guerra política que se hace cada vez más sucia entre los dos aspirantes a ser candidatos del MAS en 2025.

Como respuesta, desde el lado del gobierno se informa que 90% de las fábricas de droga encontradas por la policía están en el Chapare, donde vive Morales, todavía sin hacer alusiones personales.

Los abogados del cocalero aluden a lo que ellos llaman los “negocios familiares” del presidente y sus hijos, cuando dicen que si Arce sale a defender a su hijo significa que está autorizando la corrupción, porque “tiene derecho”, según la lectura del senador Leonardo Loza.

El propio cocalero dijo que, según su experiencia de ex presidente, es imposible que exista “corrupción cero”, pero lo que sí es posible es garantizar “protección cero”.

Y luego denunció que los funcionarios del actual gobierno estarían cobrando comisiones (porcentajes) incluso por las donaciones que llegan del exterior.

Marcelo Arce se ha limitado a decir en su cuenta X que, si Morales tiene pruebas, tendría que exhibirlas o presentarlas ante la justicia.

Los abogados de Morales han llegado a presentar grabaciones de conversaciones de Marcelo Arce cuando toma decisiones sobre las inversiones referidas a la industria del litio, pero la acusación principal se refiere a lo que habría hecho en la empresa del petróleo.

El golpe se da cuando YPFB tiene graves problemas, comenzando porque debe reducir o suspender las exportaciones de gas natural, en operaciones con números rojos: las exportaciones sólo generan ingresos por 1.000 millones de dólares mientras la empresa debe pagar 4.000 millones por la gasolina y el diésel que debe importar.

El golpe se da cuando YPFB tiene graves problemas (EFE/Juan Carlos Torrejón/Archivo)
El golpe se da cuando YPFB tiene graves problemas (EFE/Juan Carlos Torrejón/Archivo)

La acusación de que se hacen negociados o compras con sobreprecio por parte de una empresa casi quebrada tiene un fuerte impacto en la opinión pública. Las encuestas dan un rechazo de 77% a todo lo que hace el gobierno.

Morales apunta a dañar el proyecto de Arce de realizar el 17 de este mes en El Alto de La Paz un cabildo abierto con el que aspira a mostrarse como el mejor candidato del MAS para las elecciones de 2025.

Arce espera tener un millón de personas en ese cabildo, para lo que está considerando la posibilidad de declarar feriado ese día para que los empleados públicos de La Paz puedan llegar a la reunión, algo que ha sido denunciado por Morales.

El diputado “arcista” Rolando Enriquez prevé que el 17 de octubre “sepultará políticamente a Evo”, porque dos millones de personas asistirán al cabildo, “y no los 200 pelagatos que asistieron al congreso de Lauca Ñ realizado hace una semana en el Chapare”.

Tan dura es la guerra que los senadores del cocalero congelaron la aprobación de una ley que iba a autorizar la inversión de 500 millones de dólares en la industria petrolera.

Los economistas más prestigiosos, como Jaime Dunn, dicen que esta pelea en la cúpula del MAS está perjudicando a la economía, como se muestra en la negativa de los seguidores del cocalero a aprobar leyes a favor de la llegada de inversiones extranjeras.

Desde la oposición surgen exigencias para que se haga una revisión del padrón electoral, para que se anulen las posibilidades de fraude en 2025.