AFP 163
AFP 163
 AFP 163
AFP 163

"Sé que suena a ciencia ficción, pero no lo es", afirmó Jeff Bezos, el hombre detrás del gigante de compras online.

El magnate, que ya logró transformar un portal que

se dedicaba a vender libros de texto en un hipermercado en el que se encuentra de todo

, hasta comida, ahora quiere

revolucionar los sistemas de entrega.

El consejero delegado y fundador de

anunció, el domingo, de forma sorpresiva, en una entrevista con

CBS,

que utilizarán drones para el envío de productos a domicilio, que  llegarán a la casa de los compradores en

media hora

.

El millonario emprendedor, de 49 años, explicó que los drones serán parte de un programa llamado "Amazon Prime Air" y podrán transportar paquetes de hasta 2,5 kilos, el peso que representa el 86% de los envíos de la compañía.

Las maquinas serán completamente autónomas, se guiarán por GPS y alcanzará radios de hasta 16 kilómetros.

 AFP 163
AFP 163

Entonces, ¿cuál es el desafío? Bezos apunta que el problema no es tecnológico, sino legal y de seguridad.

El nuevo dueño de The Washington Post aseguró que en cuanto Amazon consiga los permisos y se cumplan todos los requisitos de seguridad para evitar accidentes, los drones octocopter entrarán en funcionamiento. Probablemente, señaló, el proyecto tardará entre cuatro y cinco años en ver la luz. "Va a suceder y será muy divertido", afirmó.

Obviamente la noticia sorprendió, pero también generó polémica.

Los expertos aseguran que a Bezos no le va a resultar fácil. La seguridad y el permiso de la Federal Aviation Administration (FAA), algo que recién llegaría en 2015, son los principales obstáculos a los que se enfrenta Amazon.

De acuerdo con BBC, la Administración Federal de Aviación de los EEUU actualmente sólo permite el uso de sistemas de aeronaves no tripuladas (UAS, por su siglas en inglés) por parte de entidades públicas, pero analizando caso por caso. En los últimos años, reseña el medio, el ente regulador emitió cerca de 1.400 autorizaciones. El Congreso ha ordenado al ente regulador que presente un programa para aviones no tripulados en el espacio aéreo para 2015.

El plan de Jeff Bezos es cuestionado, además, con respecto al impacto que tiene el uso de drones sobre la privacidad de los habitantes. El senador demócrata de Massachusetts,  Edward Markey, anticipó que planea presentar un proyecto de ley para que la FAA exija a los operadores de drones ser transparentes sobre el tipo de datos que recolectan, para evitar que recopilen en secreto imágenes de residencias o clientes.

Esta iniciativa estará acompañada por una similar impulsada en la Cámara baja por el demócrata Pete Welch.

Pero además, para hacer volar sus drones, el dueño de Amazon tendrá que lograr el beneplácito de los estados, varios de los cuales han considerado legislaciones para limitar el uso de aviones no tripulados en territorio local.

"Amazon se une, no inicia la revolución de entrega por drone", así tituló el sitio especializado TechCrunch un reciente artículo en el que asegura que este servicio no es están  innovador como parece, ya que en el último año varias empresas alrededor del mundo están realizando pruebas con drones para realizar sus envíos a domicilio.

Entre los ejemplos, el portal menciona el caso de la cadena Domino's, que meses atrás dio a conocer un video explicativo de lo que sería, en un futuro, un delivery de pizza con este dispositivo.

     

También se refiere a la  firma de mensajería asiática SF Express, que a principios de este año comenzó a hacer pruebas de este innovador servicio en Dogguan, en la provincia de Cantón, donde las regulaciones son menos estrictas.

Las empresas chinas, al parecer, si quieren utilizar un servicio de entrega de aviones no tripulados deben tener  la aprobación de las autoridades locales de aviación civil primero. Este sistema tienen un gran  atractivo para un país que lucha una batalla contra la contaminación y la congestión del tráfico. Los drones podría ser parte de la respuesta.

En tanto, el sitio de noticias de tecnología The Verge informó, el mes pasado, que la compañía australiana Zookal tenía previsto utilizar drones para la entrega de libros el próximo año en Sidney.

Qué dicen sus rivales y las redes sociales

Patrick Fitzgerald, vicepresidente de FedEx, dijo en una entrevista que por ahora no le preocupa el plan de drones repartidores de Amazon. "FedEx ha sido y sigue siendo pionera en la tecnología", añadió. FedEx cuenta con su propia flota de camiones y de aviones, tripulados todos ellos, que reparte paquetes en todo el mundo.

"Ciertamente realizamos presentaciones de aviones no tripulados a nuestro propio comité de dirección de tecnología", señaló el jefe de ventas y marketing de UPS, Alan Gershenhorn, a Bloomberg. "El uso comercial de drones es, sin duda, una tecnología interesante y vamos a evaluarlo en curso", agregó el ejecutivo.

En tanto, en sitios como Twitter y Facbebook se levantó una controversia entre quienes aprecian la promesa futurista y quienes temen que los robots voladores espíen a la ciudadanía o secuestren niños.

 163
163

Usuarios incrédulos dedicaron tuits graciosos al tema, mientras que otros publicaron ingeniosas fotos de la web.

Hasta Bill Gates se hizo eco del revuelo que causó la idea de Jeff Bezos de utilizar drones como sistema de entrega de paquetería en Amazon. En una entrevista en la cadena CNN,  Gates valoró la idea del fundador de Amazon, pero aseguró que Bezos está siendo "muy o quizás demasiado optimista". "Los pioneros de la tecnología son visionarios. A él se le permite esto. Sería bueno que pudiese lograrlo", apuntó Gates, que agregó, además, que esta tecnología se podría utilizar para labores humanitarias.