Se encontró con una mujer borracha en su casa, llamó al propietario del inmueble y su respuesta se hizo viral

La seguridad y los límites en los contratos de alquiler se vieron cuestionados cuando un usuario de TikTok compartió su impactante experiencia al encontrar a una extraña mujer en su hogar

Compartir
Compartir articulo
El video se volvió viral en las redes sociales. (TikTok: @j.zambrana)

En España, un inquilino en TikTok, identificado como @j.zambrana, compartió recientemente una experiencia inusual y desconcertante relacionada con su casero y la hermana de este. El joven relató en un video cómo llegó a su casa y se encontró con una mujer mayor desconocida que, según explicó, había consumido una cantidad significativa de alcohol.

“Me encuentro con una señora mayor desconocida que se había bebido hasta el agua de los floreros. Era una esponja. Iba dando tumbos y haciendo eses. Se encerró en la habitación de mis caseros, que la tienen para venir cuando quieran”, explicó Zambrana en el video.

Ante la presencia desconcertante de la mujer, los inquilinos, perplejos y preocupados por la seguridad de su hogar, intentaron averiguar quién era. Al tocar la puerta, la mujer reaccionó de manera agresiva, insistiendo en que la dejaran tranquila y afirmó que la casa no les pertenecía.

“Nos dijo que no era nuestra casa, pero yo la estoy pagando, y mientras pague, esta casa es mía”, expresó el joven afectado. Ante la posibilidad de llamar a la policía debido a la situación impredecible, finalmente la mujer reveló que era “la hermana del dueño” del piso.

Cuando el hogar se convierte en escenario de lo insólito: un inquilino de TikTok narra el desconcertante encuentro con la hermana ebria de su casero
Cuando el hogar se convierte en escenario de lo insólito: un inquilino de TikTok narra el desconcertante encuentro con la hermana ebria de su casero

Preocupados por la seguridad y las violaciones de las normas del contrato de alquiler, los inquilinos intentaron comunicarse con sus caseros, pero ninguno respondió a sus llamadas. Fue al día siguiente cuando los propietarios aparecieron en la casa, según relató el afectado.

“Me dijo que la señora no tenía dónde dormir (...) En las normas pone que no puede entrar nadie en casa, pero ellos sí pueden traer a quien quieran, encima sin estar presentes”, compartió Zambrana. La revelación de que la mujer tenía acceso libre a la vivienda generó frustración e inquietud entre los inquilinos.

El conflicto escaló cuando el inquilino expresó su preocupación sobre la seguridad de la propiedad y argumentó que no se sentía cómodo con la presencia de personas desconocidas y bajo la influencia del alcohol. El casero, por su parte, defendió su derecho a permitir el acceso a quien quisiera, ya que era su casa.

La disputa concluyó con una declaración sorprendente por parte del casero, quien, según Zambrana, afirmó que le haría un contrato de alquiler a su hermana para que pudiera entrar en cualquier momento. Este inusual desenlace dejó al joven completamente asombrado por la situación vivida en su propio hogar.