La Unión Europea flexibilizó las sanciones contra un grupo de venezolanos para favorecer la ruta electoral del 28 de julio

El régimen de Maduro cuestionó que no fueran levantadas todas las medidas impuestas a funcionarios al servicio de la dictadura

Guardar

Nuevo

Elvis Amoroso, presidente del Consejo Nacional Electoral de Venezuela  (CNE) (REUTERS/ARCHIVO)
Elvis Amoroso, presidente del Consejo Nacional Electoral de Venezuela (CNE) (REUTERS/ARCHIVO)

La Unión Europea (UE) retiró temporalmente este lunes a cuatro venezolanos de sus listas de sanciones, incluido el presidente de la autoridad electoral, en un gesto para “fortalecer” el proceso de las presidenciales del 28 de julio que, no obstante, fue calificado de “engañoso” por el gobierno en Caracas.

La lista de funcionarios de Venezuela beneficiados incluye al presidente del Consejo Nacional Electoral (CNE)Elvis Amoroso, “así como a otros tres ex miembros” de esa institución: el ex secretario general Xavier Moreno Reyes, y los ex directivos Socorro Hernández y Leonardo Morales Poleo.

“Con esta importante y positiva señal, reconocemos los recientes pasos alentadores y reconfirmamos nuestro compromiso y apoyo al buen progreso del proceso electoral”, señaló el vocero del servicio diplomático de la UEPeter Stano, que indicó además que la medida busca “fortalecer los esfuerzos venezolanos hacia unas elecciones presidenciales inclusivas y competitivas”.

No obstante, las sanciones a otros 50 funcionarios fueron ratificadas por un período más corto, hasta el 10 de enero de 2025, fecha establecida constitucionalmente para la toma de posesión del presidente que resulte electo el 28 de julio, indicó Stano.

El vocero del servicio diplomático de la UE, Peter Stano
El vocero del servicio diplomático de la UE, Peter Stano

El régimen de Maduro rechazó que no fueran levantadas todas las sanciones impuestas a Venezuela.

“De manera engañosa sacan de la lista de sancionados a algunos miembros del Consejo Nacional Electoral para enviar supuestamente una señal de buena fe, de alivio, y nosotros decimos de plano que rechazamos esa posición, el Estado venezolano es un solo Estado, no se puede fragmentar”, declaró el canciller venezolano, Yván Gil.

“Rechazo categóricamente las pretensiones de la Unión Europea de coaccionarme, al igual que al Poder Electoral”, expresó Amoroso, en la misma línea. “Sería indigno y desleal aceptar esa dádiva de la Unión Europea solo para mí (...) cuando lo correcto es levantar la totalidad de las sanciones impuestas”.

El CNE invitó a la UE a observar las elecciones, en las que el presidente Nicolás Maduro buscará un tercer mandato que lo proyectaría a 18 años en el poder. Lo enfrenta Edmundo González Urrutia, designado por la oposición mayoritaria en representación de la líder inhabilitada María Corina Machado.

El ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Yvan Gil (REUTERS/ARCHIVO)
El ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Yvan Gil (REUTERS/ARCHIVO)

La UE “seguirá cooperando estrechamente con el CNE hacia el posible despliegue de una Misión de Observación Electoral para proporcionar una evaluación independiente e imparcial del proceso electoral” y “sigue comprometida a apoyar un proceso de diálogo inclusivo liderado por Venezuela y el progreso democrático hacia la coexistencia política”, señaló Stano.

El bloque envió una misión en 2021 para las últimas elecciones de alcaldes y gobernadores, en las que identificó mejoras considerables en el sistema de votación, pero también irregularidades. Su presencia terminó de forma abrupta después de que Maduro los tachara de “enemigos” y “espías”.

(Con información de AFP)

Guardar

Nuevo