Asedio a Los Chapitos en noviembre dejó 64 narcolaboratorios destruidos

No sólo fue la captura de El Nini, el gobierno federal volcó sus esfuerzos hacia Sinaloa para desmantelar narcolaboratorios de Los Chapitos y del Cártel de Sinaloa

Compartir
Compartir articulo
Ejército desmanteló narcolaboratorios y aseguró más de 100 kg de metanfetaminas en Durango y Sinaloa
Ejército desmanteló narcolaboratorios y aseguró más de 100 kg de metanfetaminas en Durango y Sinaloa

Un mes después de la “prohibición” de Los Chapitos para fabricar y traficar fentanilo en Sinaloa el gobierno federal lanzó una avanzada militar para asediar a la facción del Cártel del pacífico controlada por los hijos de Joaquín El Chapo Guzmán y que terminó con la destrucción de 64 narcolaboratorios ubicados en las periferias de Culiacán.

El punto más álgido del operativo federal se presentó el 22 de noviembre cuando agentes de la Guardia Nacional (GN) capturaron a Néstor Isidro Pérez Salas, alias El Nini, jefe de seguridad de Los Chapitos y por quien Estados Unidos ofrecía una recompensa de tres millones de dólares a quien ofreciera información que llevara a su detención.

Pese a la peligrosidad de El Nini su detención se realizó sin mayores contratiempos, dos disparos hacia la azotea de la casa por donde pretendía escapar fueron suficientes para que se entregara; pero sólo era el comienzo del operativo que se extendió hasta finales de noviembre.

Los días posteriores a la detención de El Nini elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) realizaron varios decomisos importantes en las zonas serranas de Sinaloa; destruyeron varios narcolaboratorios y aseguraron miles de litros de precursores químicos, pastillas de fentanilo y cientos de kilogramos de cocaína, metanfetamina y marihuana.

Los laboratorios ligados al narco necesitan de agua para funcionar 
(Foto: Twitter/@azucenau)
Los laboratorios ligados al narco necesitan de agua para funcionar (Foto: Twitter/@azucenau)

De acuerdo con información de la Sedena correspondiente a la III Región Militar y la novena Zona Militar en un sólo mes se detectaron 64 puntos para la fabricación de drogas en Sinaloa (narcolaboratorios) y se aseguraron 178 kilogramos de metanfetamina, 450 de marihuana y 41 mil pastillas con las características del fentanilo.

La Sedena informó también sobre la destrucción de 93 hectáreas de sembradíos de marihuana y 125 de amapola; así como el decomiso de 10 armas cortas y 11 largas, 85 cargadores, mil 768 cartuchos, 14 granadas y 12 vehículos utilizados por el crimen organizado.

Militares refuerzan Sinaloa, ¿van por Los Chapitos?

Los informes de la Agencia para el Control de Drogas (DEA) ubican a Iván Archivaldo Guzmán Salazar como la cabeza de Los Chapitos y por quien ofrecen una recompensa de hasta 10 millones de dólares; sin embargo, tras la detención de El Nini el siguiente en la mira de la administración de Joe Biden sería Óscar Noé Medina González, alias “El Panu”.

Y es que “El Panu” es considerado como la mano derecha de Iván Archivaldo, motivo que lo llevó a acompañarlo en la lista de los 10 más buscados por la justicia norteamericana; por información para detener al hombre de 40 años que ha trabajado por más de una década con el Cártel de Sinaloa y Los Chapitos EEUU ofrece hasta cuatro millones de dólares.

El hallazgo derivó de que los uniformados vieron un vehículo abandonado 
(Foto: Guardia Nacional)
El hallazgo derivó de que los uniformados vieron un vehículo abandonado (Foto: Guardia Nacional)

Conviene recordar que la captura de El Nini ocurrió unos días después de la reunión entre los presidentes de México y Estados Unidos en donde uno de los temas centrales fue el combate al tráfico de fentanilo y cuyos principales responsables son Los Chapitos, según la DEA.

A estos decomisos se sumó el envío de 800 efectivos del Ejército Mexicano a Sinaloa para ayudar al equipo de reacción inmediata en caso de presentarse una situación de riesgo para la población provocada por Los Chapitos y sus brazos armados.

En un comunicado emitido a principios de diciembre la Sedena confirmó que trabajarán en patrullajes, retenes y establecerán puestos militares de seguridad para generar un “ambiente de tranquilidad para la población”.

Aún no está claro si México se comprometió con Estados Unidos a asediar a Los Chapitos; lo cierto es que tras el arresto de El Nini -a quien buscan extraditar como a Ovidio Guzmán- los ojos y las fuerzas armadas se volcaron hacia Sinaloa, un gesto que Joe Biden agradeció a AMLO.