Una ex “maestra del año” y sus cuatro hijos murieron en un incendio

Después de batallar en la corte por la custodia de sus pequeños, Birdie Pruessner habría elegido un final trágico que conmocionó a toda una comunidad

Compartir
Compartir articulo
Declaraciones de vecinos y familiares describen a Pruessner como una persona dedicada a sus hijos y su carrera (Departamento de Policía de Ferguson)
Declaraciones de vecinos y familiares describen a Pruessner como una persona dedicada a sus hijos y su carrera (Departamento de Policía de Ferguson)

En un trágico suceso que ha conmocionado a la comunidad de Ferguson, cerca de St. Louis (Estados Unidos), Bernadine Pruessner, una madre y profesora distinguida por su competencia y pasión por la enseñanza, junto con sus cuatro hijos, murieron en un incendio que, según las investigaciones de la Policía del Condado de St. Louis, fue iniciado deliberadamente por ella misma en un aparente acto de suicidio-homicidio.

Este devastador evento ocurrió en la madrugada del lunes, dejando a la comunidad en busca de respuestas sobre las razones detrás de tal tragedia. Pruessner, de 39 años, fue recordada por su dedicación al campo educativo, particularmente en Lewis & Clark Community College en Godfrey, Illinois, donde trabajaba como profesora asistente en el departamento de desarrollo infantil.

Su compromiso con la educación también se evidenciaba en su empeño por obtener un doctorado en educación infantil temprana. Sin embargo, más allá de sus logros profesionales, Bernadine enfrentaba una situación personal compleja marcada por disputas legales referidas a la custodia de sus hijos; un desafío que, según su abogado Nathan Cohen, se había convertido en uno de los escenarios de custodia más complicados que había visto en sus 36 años de carrera.

“Ella no permitía que otras personas controlaran su felicidad”, señaló a New York Post Cohen, describiendo a Pruessner como una persona que, a pesar de las adversidades, buscaba mantener una actitud positiva.

Estas palabras se hacen eco del sentimiento de familiares y amigos, quienes también destacaron su carácter alegre y su amor incondicional por sus hijos. No obstante, la presión y el desgaste emocional derivados de las batallas legales por la custodia con sus ex compañeros parecían haberla llevado a un “lugar terrible”, según se explica en una declaración de su familia difundida a través de GoFundMe.

“¡Haciendo de hoy uno de esos días en los que vives como si fuera el último!”, escribió Pruessner en su cuenta de Facebook pocas horas antes del trágico incidente, una publicación que, a la luz de los sucesos, adquiere un tono premonitorio.

CBS News reportó que la policía encontró una nota en la escena que, de acuerdo con las autoridades, indicaba la intención de Pruessner de terminar con su vida y las de sus hijos, aunque los detalles específicos de la nota no han sido revelados.

La Policía de St. Louis revela que el incendio que cobró la vida de Bernadine Pruessner y sus hijos fue planificado  (Departamento de Policía de Ferguson)
La Policía de St. Louis revela que el incendio que cobró la vida de Bernadine Pruessner y sus hijos fue planificado (Departamento de Policía de Ferguson)

El desenlace de esta historia ha suscitado un profundo debate sobre la salud mental, las batallas de custodia y el bienestar de los menores involucrados en estos procesos. La CEO de Kids in the Middle, Erin Eberhard, reflexionó sobre cómo, a menudo, los niños quedan atrapados en el fuego cruzado de estos conflictos, subrayando la intensidad que pueden alcanzar estas disputas y cómo pueden afectar a todos los involucrados.

Las comunidades online y en Ferguson han mostrado su apoyo mediante la creación de campañas de GoFundMe para honrar la memoria de los niños y brindar apoyo a los afectados por esta pérdida. Un hecho que destacó la solidaridad y compasión en momentos de inmensa tragedia, mientras que los padres de los niños expresaron su intención de concentrarse en honrar las vidas de sus hijos y agradecieron a la comunidad por su apoyo continuo.

En México el Sistema Nacional de Apoyo, Consejo Psicológico e Intervención en Crisis por Teléfono (SAPTEL) ofrece atención telefónica las 24 horas del día en el número: 0155 5259-8121. En los Estados Unidos se puede marcar al +1-888-628-9454.

En el Centro de Asistencia al Suicida de Buenos Aires atienden a cualquier persona en crisis en las líneas gratuitas 135 desde Buenos Aires y GBA o al (54-11) 5275-1135 las 24 horas del día. Está también el Centro de Atención al Familiar del suicida (CAFS): Tel. (011) 4758-2554 (cafs_ar@yahoo.com.arwww.familiardesuicida.com.ar).

En Estados Unidos, existe la Red Nacional de Prevención del Suicidio para pedir ayuda; puedes llamar al 1-888-628-9454 o al 1-800-273-8255, la línea del Servicio Nacional de Prevención del Suicidio, para hablar con alguien que te brindará apoyo gratuito y confidencial las 24 horas del día, los siete días de la semana. Los CDC también recomiendan sus propias políticas, programas y prácticas de prevención.