Por segundo año, Florida lidera el ranking de migración en Estados Unidos

Factores como clima agradable y políticas fiscales atractivas impulsan el crecimiento poblacional y económico en este estado

Compartir
Compartir articulo
Florida se destaca como el destino principal para migrantes en Estados Unidos, superando a otros estados en atracción poblacional. (Getty)
Florida se destaca como el destino principal para migrantes en Estados Unidos, superando a otros estados en atracción poblacional. (Getty)

Florida emergió como el estado líder en Estados Unidos en términos de migración de población por segundo año consecutivo, según un informe reciente de Florida of Tomorrow. En el año 2022, el estado experimentó una afluencia de más de 249,000 personas, convirtiéndose en un destino predilecto para residentes y empresas de todo el país. Este fenómeno, ampliamente conocido como la “gran migración de riqueza”, ha sido impulsado por factores como el clima favorable de Florida, la ausencia de impuestos sobre la renta estatales y un entorno económico en crecimiento.

La afluencia de población a Florida ha sido particularmente notable desde estados con altas cargas fiscales como Nueva York y California. Estos estados han experimentado una salida significativa de residentes y negocios de altos ingresos, quienes buscan un clima fiscal y empresarial más favorable. Según datos de la Oficina del Censo de los Estados Unidos, Nueva York, por ejemplo, enfrentó una pérdida neta de -244,137 personas entre 2021 y 2022, lo que contrasta marcadamente con el aumento poblacional de Florida.

El atractivo de Florida para residentes y empresas refleja un cambio en las tendencias de migración en todo el país. (Getty)
El atractivo de Florida para residentes y empresas refleja un cambio en las tendencias de migración en todo el país. (Getty)

El impacto económico de esta migración hacia Florida es considerable. Después de la pandemia, el estado registró una entrada de riqueza de USD 39.2 mil millones, lo que se traduce en un promedio de USD 4.48 millones cada hora. Los condados de Miami-Dade y Palm Beach emergieron como los principales beneficiarios de este flujo de ingresos, según el mismo informe de Florida of Tomorrow.

Este cambio demográfico no solo ha repercutido en la economía de Florida, sino también en la estructura social y política del estado. Con un aumento en la población de alto poder adquisitivo, se han generado nuevas oportunidades y desafíos en sectores como el inmobiliario, la educación y los servicios públicos.

Palm Beach emerge como un destino clave en la migración hacia Florida, atrayendo a residentes de alto poder adquisitivo. (Getty Images)
Palm Beach emerge como un destino clave en la migración hacia Florida, atrayendo a residentes de alto poder adquisitivo. (Getty Images)

En estados como Nueva York y California, donde se registra una mayor salida que entrada de personas, surgen inquietudes acerca de su habilidad para preservar un entorno de negocios competitivo. La disminución de residentes activos laboralmente, particularmente aquellos de ingresos elevados, podría repercutir significativamente en los ingresos fiscales y en la financiación de infraestructuras y servicios públicos a largo plazo.

A nivel nacional, 32 de los 50 estados de Estados Unidos experimentaron una migración neta positiva (más personas llegan a vivir allí que las que se van del lugar) , lo que refleja un cambio significativo en el panorama demográfico del país. Este cambio se atribuye a una variedad de factores, incluyendo las políticas fiscales estatales, las oportunidades de empleo, la calidad de vida y las condiciones climáticas.

La tendencia de migración hacia Florida destaca la importancia de factores económicos y fiscales en las decisiones de reubicación de individuos y empresas en Estados Unidos. Mientras Florida continúa atrayendo a una población diversa y económicamente poderosa, otros estados enfrentan el desafío de adaptarse a un panorama cambiante para retener y atraer residentes y negocios.