El Mobile World Congress desborda Cataluña: los hoteles cuelgan el cartel de completo y el Prat prevé superar el tráfico prepandemia

El hecho de que gran parte de la demanda de alojamiento provenga de países que están a dos o tres horas de vuelo de Barcelona supone “estancias más cortas y gastos más ajustados”

Compartir
Compartir articulo
Mobile World Congress.
Mobile World Congress.

A menos de una semana del inicio del Mobile World Congress 2024, el principal evento de negocios de Barcelona, la ocupación hotelera en la capital catalana y su área metropolitana supera el 90%, con algunos días puntuales por encima del 95%. Por su parte, las previsiones de Aena contemplan que el aeropuerto de El Prat supere el tráfico prepandemia durante la celebración de esta cita tecnológica, que pese a las buenas cifras, ya acusa los efectos de la inflación.

“Tal y como ya ocurrió antes de la pandemia, tenemos un nivel de ocupación de casi el 100%, lo que obliga a algunos congresistas a buscar alojamiento en otros municipios cercanos, sobre todo para los que decidan acudir al evento a última hora”, apuntan desde la plataforma eBooking.

Te puede interesar: Sánchez acudirá este domingo a la cena inaugural del Mobile World Congress en Barcelona

El precio medio del alojamiento en la capital catalana y su área metropolitana se ha encarecido un 58%. Durante la semana del congreso, que se celebrará del lunes 26 de febrero al jueves 29 de febrero de 2024, el precio medio por noche será de 197 euros, en comparación con los 125 euros de media que cuesta este 2024 pernoctar una noche en Barcelona. La marcada subida del precio se explica por el pico de demanda de alojamiento que se produce en muy pocos días por parte de los asistentes al Mobile World Congress, tanto nacionales como, sobre todo, internacionales.

Pese a seguir siendo el evento de tecnología móvil más grande del mundo, ha perdido el efecto de novedad y de sorpresa que suponían para los congresistas las primeras ediciones en la ciudad, lo que se traduce en estancias más cortas y menos celebraciones paralelas. Así, en general, se ha reducido el “gasto superfluo y de lujo” en actos asociados al evento, que eran una tónica general en las primeras ediciones, como grandes fiestas, discotecas y restaurantes bloqueados en exclusiva para los congresistas o cenas multitudinarias para los clientes.

El hecho de que gran parte de la demanda de alojamiento provenga de países que están a dos o tres horas de vuelo de Barcelona supone “estancias más cortas y gastos más ajustados”, pese a que el perfil medio de los congresistas este año se corresponde más con directivos de rango superior que con técnicos de base o comerciales.

De esta manera, en la edición de este año no veremos congresistas que se alojan en Girona o en localidades cercanas a la ciudad, como Vilanova i la Geltrú, y tampoco los hoteles pedirán una estancia mínima, como ocurría en los primeros años. El producto más reservado son hoteles y apartamentos de gama alta próximos al recinto ferial y los establecimientos de Barcelona céntricos y bien comunicados con el recinto de Fira de Gran Via de L’Hospitalet. De las reservas de tres o cuatro noches, que era la tónica habitual hace unos años, ahora se ha pasado a poco más de dos noches de media.

Te puede interesar: Vodafone mostrará cómo las tecnologías digitales pueden crear una sociedad más inclusiva en MWC 2024

Esta edición del MWC coincide con una situación de emergencia por sequía en Cataluña, por lo que desde hace tiempo los hoteleros barceloneses han implementado medidas para mejorar la gestión del agua, como eliminar más del 30% de las bañeras de los establecimientos, que han sido sustituidas por duchas, o la introducción de sistemas de monitorización diario del consumo de agua.

El Prat prevé reeditar cifras prepandemia

El aeropuerto de Barcelona-El Prat prevé superar el tráfico prepandemia durante el Mobile World Congress 2024. El aeródromo realizará una operativa especial entre este viernes y el domingo 3 de marzo, y el encuentro se celebrará del 26 al 29 de febrero en el recinto Gran Via de Fira de Barcelona. Aena ha explicado que se prevén 8.470 movimientos, un 10,8% interanual más y un 2,97% más que en 2019, y que el día con más vuelos programados es el viernes 1 de marzo, con 932 operaciones, seguido del viernes 23 de febrero, con 910 vuelos.

En total, las compañías ofrecen 1,56 millones de asientos, un 12% más que en el año pasado y un 2,04% más que en 2019, y Aena ha asegurado que las principales aerolíneas que operan rutas intercontinentales “tienen previsto reforzar su operativa para satisfacer la demanda prevista”. Para hacer frente al aumento de tráfico, el aeropuerto incrementará también los servicios a los pasajeros para adecuarlos al aumento de afluencia en las instalaciones y reforzará la oferta para pasajeros VIP y Premium.