¿Cómo elegir una tarjeta de crédito? Consejos para evitar una relación tóxica con tu dinero

Tener una tarjeta de crédito puede ser un instrumento financiero de mucha utilidad, sin embargo, si no se usa de forma adecuada y responsable, puede provocar desestabilidad económica en las personas.

Compartir
Compartir articulo
La imagen captura una tarjeta de crédito descansando sobre una tableta iPad, simbolizando la facilidad de las compras online. Representa la interacción entre las finanzas personales y el comercio digital, resaltando la importancia de las opciones de pago como débito y crédito en el mundo de las compras por internet. La fotografía enfoca en la conveniencia de acceder a promociones y aprovechar eventos como el Black Friday, todo desde la comodidad de dispositivos digitales. (Imagen ilustrativa Infobae)
La imagen captura una tarjeta de crédito descansando sobre una tableta iPad, simbolizando la facilidad de las compras online. Representa la interacción entre las finanzas personales y el comercio digital, resaltando la importancia de las opciones de pago como débito y crédito en el mundo de las compras por internet. La fotografía enfoca en la conveniencia de acceder a promociones y aprovechar eventos como el Black Friday, todo desde la comodidad de dispositivos digitales. (Imagen ilustrativa Infobae)

Aunque hay muchos prejuicios en el uso de la tarjeta de crédito, es un hecho que puede traer múltiples beneficios usarla (si se hace de manera correcta y responsable). Varias de las razones por las que las personas deciden no tener un crédito formal están ligadas a los intereses, al entendimiento de su funcionamiento, así como tener complicaciones para saldar los pagos mensuales.

Las complicaciones anteriores pueden surgir de un mal manejo de las tarjetas de crédito, así como del poco entendimiento de la herramienta financiera, así como clausulas abusivas de algunos bancos. Ante ello es importante tomar en cuenta algunas consideraciones antes de adquirir una primera tarjeta de crédito.

Antes de adquirir una tarjeta de crédito es importante tomar en cuenta que estos instrumentos financieros deben usarse de manera moderada y en función de los ingresos de cada persona.

(Imagen Ilustrativa Infobae)
(Imagen Ilustrativa Infobae)

Las tarjetas de crédito no son una extensión del sueldo o ingresos que se perciben de manera mensual. Quienes no entienden esta idea suelen tener problemas en el manejo de un plástico crediticio. Es importante tener presente la fecha de corte (fecha señalada por el banco como el fin e inicio de un periodo de registro de los consumos) y la fecha de pago (día límite para que cubras tu crédito sin que te cobren intereses).

Cómo elegir una tarjeta de crédito

La elección de una tarjeta de crédito (TDC) suele complicarse en parte por la incertidumbre si la publicidad que se muestra es verdadera o no. Y es que muchas veces no sabemos si aceptar la que nos ofrece alguna institución o irnos por la recomendación de algún familiar.

Elegir el plástico apropiado se vuelve un dilema, que se resuelve de manera sencilla. Si bien todas las tarjetas de crédito tienen las mismas funciones, cada una posee características que las hacen diferentes y adecuadas a cada perfil de usuario.

Un hombre trabajando como courier realiza entregas puerta a puerta de compras online internacionales, gestionando aduanas e importaciones para una tienda Amazon. Este proceso simplifica la adquisición de productos extranjeros para los consumidores. (Imagen ilustrativa Infobae)
Un hombre trabajando como courier realiza entregas puerta a puerta de compras online internacionales, gestionando aduanas e importaciones para una tienda Amazon. Este proceso simplifica la adquisición de productos extranjeros para los consumidores. (Imagen ilustrativa Infobae)

Los factores que se deben tomar en cuenta a la hora de contratar una TDC son los siguientes:

Tu forma de pago

De acuerdo con la Comisión Nacional de Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), la forma de pago influye en qué es lo que debes revisar al elegir una tarjeta. Si la persona puede pagar el 100% de las compras con tarjeta en cada fecha de pago, debe prestar mayor atención a la anualidad de la tarjeta que se adquirirá. Por otro lado, si cada mes se planea pagar únicamente el monto mínimo requerido del saldo de la deuda, conviene más tener en cuenta la tasa de interés.

Tu ingreso

Es importante reconocer cuál es el ingreso mensual que se tiene para identificar el tipo de tarjeta que puedes tener (clásica, oro o platino), así como para delimitar una línea de crédito adecuada a tus finanzas. También es importante que además del ingreso tomes en cuenta deudas y/o compromisos financieros ya existentes, como el pago de un vehículo, una hipoteca o algún pago inamovible que deba resolverse en un plazo determinado.

Lo más común es que la entidad financiera te otorgue una línea de crédito en función de tus ingresos, situación financiera e incluso historial crediticio.

Nueva información sobre el aumento de impuestos en México - (Imagen Ilustrativa Infobae)
Nueva información sobre el aumento de impuestos en México - (Imagen Ilustrativa Infobae)

Tus consumos

Hay que tomar en cuenta cuál es el uso que se le piensa dar a la tarjeta. En ocasiones, las tarjetas solo se piensan para alguna emergencia, para aprovechar alguna promoción a meses sin intereses o un descuento especial; en ese caso, se debe tomar en cuenta una tarjeta con anualidad baja o que no la tenga. Por el contrario, si la vas a usar para pagar cotidianamente todas tus compras y consumos del mes, toma en cuenta la anualidad, pero también las comisiones y costos aplicados en las operaciones que realices como: transacciones en línea, (domiciliación de pagos, traspaso de saldos), consultas de saldo en cajeros automáticos y disposición de efectivo.

De igual manera, identifica en qué gastas más y con qué frecuencia, por ejemplo, si tienes que viajar regularmente, probablemente te conviene elegir una tarjeta asociada que te otorgue millas de vuelo en cada compra que realices. Puedes revisar programas de lealtad y recompensas que ofrecen las instituciones financieras, tarjetas afines a ciertos grupos de interés como universidades, deportes, mujeres, entre otros. Considera que las tarjetas de afinidad suelen tener un costo financiero más elevado en términos de tasa y cuota anual.

Tu historial crediticio

Tener una buena relación con el dinero permite poder manejarse con mayor libertad dentro del mundo financiero. Aunque al sacar la primera tarjeta de crédito no hay un historial previo, es conveniente no tener retrasos en los pagos ni ausentarse en los mismos, ya que esto genera un historial crediticio positivo, lo cual permite acceder con mayor facilidad a diversos créditos.

Si tienes un historial de pagos negativo, la única manera de obtener una tarjeta de crédito es adquiriendo una tarjeta garantizada o asegurada. Una tarjeta garantizada se encuentra respaldada por el dinero que tú deposites en el banco, y generalmente el monto debe ser igual a la línea de crédito de la que quieres disponer. Después de un cierto periodo, y de mostrar buen comportamiento en tus pagos, el dinero es reembolsado y, entonces sí, puedes volver a manejar una tarjeta de crédito sin garantía.

El CAT

El Costo Anual Total (CAT), es un indicador que engloba la tasa de interés, la anualidad y las comisiones que cobra a sus clientes un emisor por la tarjeta. Es un número expresado en porcentaje, en términos anuales, que sirve para comparar todas las tarjetas del mercado, siempre y cuando tengan las mismas bases de cálculo (tasa de interés, monto de deuda, plazo, moneda, etc).

dinero, bills, dollars, finanzas, administración de empresas, negocios, revenue, rédito - (Imagen Ilustrativa Infobae)
dinero, bills, dollars, finanzas, administración de empresas, negocios, revenue, rédito - (Imagen Ilustrativa Infobae)

¿Cuáles son los beneficios de tener una tarjeta de crédito?

Las tarjetas de crédito tienen la principal ventaja de adquirir lo que deseas sin necesidad de pagarlo de contado, y con la facilidad de diferir ese gasto en mensualidades fijas, sin tener que pagar intereses. Por lo general, los establecimientos con esta promoción dividen el pago total en plazos que van desde los 3 hasta los 24 meses o más.

Proteges tus pagos y compras

Una de las mayores ventajas de utilizar tu TDC es la protección en las compras que ofrecen varias instituciones financieras, esto proporciona reembolsos por robo o daño accidental de una compra hecha con la tarjeta de crédito.

Además, algunas tarjetas de crédito ofrecen garantías extendidas en los productos que compras, lo que significa que, si el producto se estropea después de la garantía del fabricante, tu tarjeta de crédito puede cubrirlo. Para mayor información pregunta a tu Banco emisor.

Flexibilidad de pagos

Las tarjetas de crédito ofrecen la flexibilidad de pago. Algunas instituciones financieras tienen convenio con los comercios para ofrecer a sus clientes compras a Meses Sin Intereses (MSI). En eventos especiales como el Hot Sale, El Buen Fin, Black Friday y otros similares son más frecuentes este tipo de beneficios.

Construcción de historial crediticio

Pagar con tarjeta de crédito también puede ayudarte a construir un historial de crédito sólido. Si utilizas tu TDC de manera responsable y pagas tus compras a tiempo, tu historial crediticio estará impecable. Esto puede ayudarte a obtener otro tipo de préstamos, nuevas tarjetas de crédito y más servicios financieros en el futuro.

Cliente firmando un contrato de préstamo monetario con su asesor financiero - (Imagen Ilustrativa Infobae)
Cliente firmando un contrato de préstamo monetario con su asesor financiero - (Imagen Ilustrativa Infobae)

Tu tarjeta de crédito incluye seguros

Las tarjetas de crédito suelen tener beneficios incluidos que se otorgan por tener la línea crediticia con el banco. Uno de los más comunes es el seguro, de los cuales se puede tener activo en las tarjetas algunos de los siguientes:

-Condonación de saldos deudores.

-Seguro por Accidentes en Viajes.

-Protección contra robo, extravío y clonación.

-Seguro de pérdida de equipaje.

-Protección contra robo y asalto a cajero.

-Seguro de automóviles en renta.

-Seguro de emergencia en viajes al extranjero.

Cashback o puntos de recompensa

El cashback (o dinero de regreso) son bonificaciones que se dan con las TDC al momento de realizar alguna compra. Al igual que estos existen los puntos de recompensa, los cuales se generan en cada compra. Estos beneficio usualmente pueden canjearse por viajes, tarjetas de regalo, descuentos en tiendas, reembolsos en efectivo, entre otros beneficios, mientras que el cashback es dinero en efectivo que puedes transferir a tu cuenta bancaria y retirarlo en el cajero automático.

Recomendaciones para el uso de tu TDC

-Evitar pagar sólo el mínimo, lo ideal es pagar la deuda completa cada mes o al menos el doble del mínimo.

-Tener cuidado con los meses sin intereses, siempre parecen una promoción atractiva pero pueden salirse de control. Recuerda que muchos pagos pequeños se vuelven un pago grande.

Esta imagen muestra un celular y una computadora con la pantalla del carrito de compras abierto, representando la era moderna de las compras online. Ilustra cómo la tecnología ha facilitado el acceso a productos y servicios, permitiendo a los usuarios realizar compras desde diversos dispositivos. Destaca la importancia de las opciones de pago, como débito y crédito, y cómo las promociones y eventos como el Black Friday han revolucionado el concepto de shopping online. (Imagen ilustrativa Infobae)
Esta imagen muestra un celular y una computadora con la pantalla del carrito de compras abierto, representando la era moderna de las compras online. Ilustra cómo la tecnología ha facilitado el acceso a productos y servicios, permitiendo a los usuarios realizar compras desde diversos dispositivos. Destaca la importancia de las opciones de pago, como débito y crédito, y cómo las promociones y eventos como el Black Friday han revolucionado el concepto de shopping online. (Imagen ilustrativa Infobae)

-Usa preferentemente tu tarjeta para adquirir bienes duraderos, no para pagar la despensa o como dinero adicional.

-Trata de no usar tu plástico para sacar efectivo de los cajeros automáticos, debido a que es un financiamiento caro por la comisión e interés que cobran.

-Recuerda siempre revisar tu estado de cuenta y conservar tus comprobantes.

-Puedes cancelar tu tarjeta de crédito cuando así lo desees, siempre y cuando liquides todo tu adeudo.