Dólar futuro: inversores apostaron fuerte a abril porque esperan que se acelere el ritmo diario de devaluación

Algunos se preparan para que el Gobierno abandone la suba de 2% mensual, algo que desde el oficialismo se sigue sosteniendo. Hubo pocos negocios y bajas leves en bonos y acciones

Compartir
Compartir articulo
Imagen de archivo de una persona con dólares. EFE/SEBASTIÃO MOREIRA
Imagen de archivo de una persona con dólares. EFE/SEBASTIÃO MOREIRA

Las reservas del Banco Central tuvieron una caída de USD 616 millones, en un día en que compró USD 77 millones en el Mercado Libre de Cambios (MLC). Esto implica que los pagos al exterior alcanzaron casi USD 700 millones. Una parte lo explica una deuda con el BID y la otra, el giro de una parte del depósito de USD 359 millones por la fianza a un tribunal de Inglaterra por el juicio que enfrenta la Argentina por fraude en el cálculo del PBI para evitar pagar los cupones que se emitieron en el kirchnerismo. De esta manera, las reservas finalizaron el día en USD 27.645 millones.

Esta noticia no incidió en el mercado que comenzó a trabajar con la teoría de que en abril se aceleraría el ritmo diario de devaluación. Hubo calma y los montos de negocios bajaron porque los inversores operaron en “modo Semana Santa”. Por caso, los dólares financieros subieron, pero con menos volumen de lo habitual. Hubo oferta y pocos compradores. De hecho, el MEP y el contado con liquidación (CCL) comenzaron la rueda con bajas, pero pronto vino el rebote.

En este sentido, el trader Nicolás Cappella de Invertir en Bolsa alertó por las cotizaciones a 48 horas que “son muchísimos días de tasa por el feriado”. Por eso, el MEP subió $14,15 (+1,4%) a $1.027,09, pero son pocos los que creen que aguante en ese nivel. El CCL aumentó $22,07 (+2%) a $1.101,71 y elevó el canje a 7%, un nivel muy elevado que marca la diferencia entre el MEP y el CCL. La brecha ahora está en 26,7%. El dólar libre ante la falta de compradores perdió $5 y cerró en $1.015.

La cautela del mercado se trasladó a los bonos soberanos que interrumpieron 8 ruedas consecutivas de alza. La caída fue leve y afectó al AL3D (-0,52%) y al GD30D (-0,59%), entre otros. El riesgo país soportó una suave baja de 9 unidades a 1.430 puntos básicos.

Los bonos que indexan por el CER tuvieron otra rueda negativa, salvo el TX25 que avanzó 2,30%. No hay que perder de vista en cada operación que, por la Semana Santa, estos bonos a 48 horas liquidarán sus posiciones el miércoles próximo. Según Cappella “esto significa que por devengado los títulos deberían haber subido 1,6% aproximadamente para igualar con la tasa del fin de semana largo. Pero no solo no lo hicieron, sino que muchos títulos cerraron negativos”.

Los bonos atados al dólar (dollar linked) tuvieron un comienzo con alzas importantes, pero luego apareció la venta que recortó las ganancias. Los bonos Duales (que ajustan por inflación o devaluación) fueron los de mejor comportamiento y se destacó el que vence en octubre con un aumento de 1,42%. El TV24 subió 1,08%.

En el MLC, según el informe de la consultora F2, donde se operaron USD 272 millones de los que el Banco Central compró USD 72 millones y los importadores y empresas, USD 195 millones “se negoció el segundo menor volumen del mes. La oferta de los exportadores no alcanzó para mantener al CCL por debajo de los $1.100″.

En el mercado de futuros, F2 señaló que “se operaron 1.163.908 contratos dejando ajustes en verde para todo el segundo semestre. Hubo interés por abril que sumó 131 millones al Interés Abierto (contratos no cerrados) y supera el récord desde agosto de 2022 y nos muestra a un mercado preparándose para un eventual abandono del crawling peg al 2% mensual”.

Las acciones tuvieron una rueda tranquila con escasos negocios por $16.924 millones. El S&P Merval, el índice de las acciones líderes) tuvo una leve baja de 0,32% afectada por la leve baja de las acciones de los bancos.

Los ADRs -certificados de tenencias de acciones que cotizan en las Bolsas de Nueva York- tuvieron bajas generalizadas encabezadas por Banco Supervielle (-5,7%), Despegar (-3,3%) y Loma Negra (-3,1%).

Para hoy se espera otra rueda de escaso movimiento. Nadie cree que las manos grandes estarán presentes. A partir del mediodía, el abandono de los grandes inversores será generalizado para optimizar el fin de semana largo.