Jornada financiera: el mercado calibró los negocios con un dólar de 1.000 pesos y la Bolsa anotó otro récord

El dólar libre escaló 35 pesos o 3,7%, a $990. El mayorista saltó 5,9%, a $385 y el dólar “ahorro” superó los $1.000 en algunos bancos, los mismo que los dólares financieros. El BCRA vendió USD 119 millones en el mercado. El S&P Merval subió 5,4% a un máximo nominal de 941.829 puntos

Compartir
Compartir articulo
En 2023 las acciones argentinas acumulan extraordinarias ganancias en pesos y en dólares.
En 2023 las acciones argentinas acumulan extraordinarias ganancias en pesos y en dólares.

La gestión de Alberto Fernández será recordada por una incesante pérdida de valor del peso y una desbocada inflación durante cuatro años, lo que alentó una evidente dolarización de carteras por parte de inversores del mercado financiero doméstico.

Los negocios cambiarios y con activos bursátiles se movieron este jueves con selectividad en la última ronda antes del recambio presidencial, ya que el domingo asumirá el libertario Javier Milei luego de un feriado nacional este viernes 8.

Los agentes del mercado financiero calibraron los negocios con un dólar a 1.000 pesos, una cifra que refrendó las extendida expectativa de devaluación en el inicio de la presidencia de Milei.

Después de haber tocado un máximo intradiario en los 1.000 pesos, el dólar libre cerró este jueves ofrecido a $990 para la venta, con un alza de 35 pesos o un 3,6% en el día. En diciembre el “blue” sostiene una mejora de 85 pesos o un 9,4%, mientras que a lo largo de 2023 el ascenso es de 644 pesos o un 186,1 por ciento.

El dólar libre permaneció por debajo del dólar “ahorro” que con una carga impositiva del 155% promedió en bancos los $996,97 para la venta, impulsado por el salto de casi 6% en la cotización mayorista. En algunas entidades ya se paga holgadamente sobre los 1.000 pesos, como en el Banco Nación ($1.021,28), el Banco Santander ($1.085,03) y el HSBC ($1.045,50).

Dólar Libre
Compra$ 1,030
Venta$ 1,050
Variación 24hs1,94%

En la Bolsa el dólar MEP cerró a $1.001,32, con una ganancia de 55,40 pesos o un 5,9% a través del Bonar 2030 (AL30D) a 48 horas en el segmento PPT de ByMA, con negocios por 31,1 millones de dólares. El “contado con liquidación” con el mismo bono (AL30C) cerró a $1.019,15, mientras que el “liqui” con acciones quedó a $1.000,24 (+5,7%) y con Cedear, a 990,95 pesos.

El dólar mayorista experimentó una importante ganancia diaria de 21,30 pesos o un 5,9%, a 385 pesos. “Es la mayor suba intradiaria del dólar mayorista desde mediados de agosto pasado”, comentó Gustavo Quintana, agente de PR Corredores de Cambio. “En la semana que acaba de finalizar el tipo de cambio mayorista subió $23,90 respecto del cierre del viernes pasado”, acotó.

El Gobierno saliente del Frente de Todos deja una drástica estadística con un peso oficial devaluado en 83,5% y una inflación en torno al 930% acumulado desde diciembre de 2019, al margen de una pobreza cercana al 45%, elevado déficit fiscal y reservas netas del Banco Central por debajo de los 10.000 millones de dólares en rojo.

Este jueves el Banco Central tuvo que sacrificar USD 119 millones de sus reservas líquidas para compensar el faltante de oferta en la plaza mayorista, en una rueda con negocios por USD 220,5 millones en el segmento de contado (spot). En lo que va de diciembre la entidad acumula ventas por USD 484 millones, superando ya el rojo de octubre pasado.

El BCRA encadenó seis sesiones operativas con saldo negativo por su participación cambiaria. En las cuatro ruedas de esta semana -este viernes 8 es feriado- anotó un saldo vendedor de 377 millones de dólares.

La gestión de Fernández “perdió por goleada la guerra contra la inflación, el partido desde noviembre de 2019 a noviembre de 2023 terminó 929 a cero. Ninguna de las políticas que llevó a cabo, tanto en el plano fiscal como en el monetario, estuvieron direccionadas a reducir la aceleración de precios”, sostuvo Emilio Prado, economista de la Fundación Libertad y Progreso. Agregó que “los déficit fiscales y la emisión descontrolada de dinero fueron una constante en cada año de su Gobierno, sumado a los controles de precios que nunca dieron resultados”.

La Bolsa porteña mostró un sostenido avance del 5,4% en su índice S&P Merval, en un nuevo récord nominal de 941.829 puntos, para trepar un histórico 366,1% en pesos -y 61,7% en dólares- en el transcurso del 2023, al tiempo que los bonos soberanos subieron un fuerte 3% en su promedio en pesos. Destacaron las ganancias diarias de Banco Supervielle (+13%) y Transportadora Gas del Sur (+10%).

Los bonos en dólares en Wall Street ofrecieron un cierre mixto, con un riesgo país de JP Morgan que subía tres unidades para la Argentina, en los 1.911 puntos básicos a las 17:40 horas.

Una vez más las compras de activos como cobertura cambiaria se direccionaban a los atados a la devaluación y a la inflación como resguardo inversor.

“En nuestro escenario base para 2024, asistiríamos a un proceso de ajuste ‘clásico’ donde la estanflación en el corto plazo debería dar paso a una coyuntura con mejores fundamentals, mayor acceso al financiamiento externo y sostenida reducción de la nominalidad”, señaló la consultora Delphos Investment.

¿El final del control de cambios?

Las trabas cambiarias existentes desde hace más de cuatro años lleva a que los importadores traten de cubrir sus urgencias de diferentes maneras, una demandando escasas divisas al BCRA. La economía sufre por la inercia de la inflación, proyectada al 180% en 2023, esquivar una constante devaluación de la moneda, evitar una recesión inminente, deshacer la serie de controles de capital y reconstruir las golpeadas reservas.

Milei eligió al financista Luis Caputo como su ministro de Economía, y al economista Santiago Bausili para la titularidad del BCRA, a la espera de que hagan pública la estrategia cambiaria y monetaria que tomará la nueva administración política.

Los mercados de argentina permanecerán inactivos el viernes por el feriado nacional y reabrirán en sus horarios habituales el lunes con un nuevo Gobierno

“Sería una grata sorpresa que el Gobierno consiga financiamiento internacional para capitalizar el banco central, y lograr menos volatilidad en el precio del dólar, controlar un poco la inflación y tener una tasa de interés que se ubique en niveles sustentables”, afirmó el analista Salvador Di Stefano. “Caerán muchas regulaciones que impedían el libre acceso de los agentes económicos a la compra de dólares en el mercado”, afirmó.

La Argentina necesita un plan de estabilización “fuerte, creíble y con respaldo político” para abordar de manera duradera sus desequilibrios macroeconómicos, comunicó el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Con información de Reuters