Cuando tomó la palabra, agradeció, volvió a señalar el trabajo en conjunto y sorprendió con anuncio: la Ciudad también tomará medidas económicas para acompañar a los comerciantes que a partir del miércoles deberán volver a cerrar sus puertas.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, anunció el viernes pasado que además del esfuerzo económico de la Nación la Ciudad también generaría un aporte para sus vecinos. Hasta ahora, lo único que se había anunciado era la prórroga de impuestos pero, con este nuevo cierre, el esfuerzo de las arcas porteñas será mayor.

Según pudo reconstruir Infobae, en las próximas horas entrará el paquete de medidas a la Legislatura porteña y, entre sus medidas principales, se encuentra la exención del impuesto de ABL para los comercios no esenciales.

Según la estimación oficial, alrededor de 70.000 comercios deberán cerrar nuevamente a partir del miércoles, por lo que ahora están trabajando para saber el alcance de la medida sobre ese universo. Queda claro que quedaron afuera de cualquier beneficio los supermercados que hasta ahora no han cerrado nunca desde que comenzó el proceso de cuarentena el 19 de marzo pasado.

En las oficinas porteñas trabajan contra reloj porque aún hay detalles por definir. El primero de ellos es definir a quiénes alcanzará la exención impositiva. La decisión está tomada, pero ahora están revisando el costo fiscal de la misma para lograr definir el alcance.

En esa línea, los tres puntos en discusión son: a) desde cuándo, si desde junio o desde julio b) hasta cuándo y c) a qué tipo de comercios. No es lo mismo un restaurante con posibilidades de venta online y take away que aquellos que no lo tienen, o un kiosco con una zapatería. Estos puntos son los que está discutiendo en la previa a mandar el proyecto a la legislatura.

(Adrián Escandar)
(Adrián Escandar)

El otro punto en cuestión tiene que ver con los créditos del Banco Ciudad. Aunque ya está definido que será uno de los anuncios que hará Horacio Rodríguez Larreta, aún falta definir montos y tasas.

Un punto que también podría ser tratado en la Legislatura es un beneficio exclusivo para el sector gastronómico. Las noticias del cierre de históricos restaurantes porteños se reproducen y eso encendió las alarmas. Algún día la cuarentena pasará y la oferta de la Ciudad tiene que estar presente.

A partir de esto es que el proyecto de ley podría incluir la eximición de la tasa de uso del espacio público. Esto impactaría en polos gastrónomicos como los de Palermo y Puerto Madero donde los restaurantes y bares tienen acordado con la Ciudad el uso del espacio público.

Pero no sólo Rodríguez Larreta está por lanzar un paquete de medidas en busca de contener a los comerciantes. En la misma conferencia donde se anunció el cierre y la vuelta a Fase 1 en el AMBA, el gobernador bonaerense Axel Kicillof también hizo referencia a que la provincia también abrirá la billetera.

(Adrián Escandar)
(Adrián Escandar)

Con una situación económica y financiera más ajustada que la Ciudad, los ministros bonaerenses de Producción, Augusto Costa, y Economía, Pablo López, están terminando de definir lo que se espera que anuncie el gobernador Kicillof el miércoles a la mañana, horas después de que haya empezado los 17 días de cuarentena estricta a las que regresará la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y los 35 distritos del conurbano bonaerense que rodean a la ciudad.

Hasta ahora la provincia había tomado un camino similar al de la Ciudad, prórroga de impuestos -en especial los inmobiliarios- pero hasta ahora lo que se observa es que cae la recaudación, se acumulan las deudas y la situación no mejora.

Seguí leyendo: