México está contra la pared (Foto: Twitter)
México está contra la pared (Foto: Twitter)

A pesar de un gol de Efraín Álvarez en los minutos finales, México cayó ante Italia 1-2 y puso en suspenso su clasificación a la siguiente ronda en el Mundial Sub-17 de Brasil.

La selección de Italia derrotó este jueves en un electrizante final a la de México, que desperdició un penalti en el primer tiempo y terminó con diez jugadores. Con la victoria, la azzurri avanzó a octavos de final de esta justa mundialista.

Los goles italianos fueron convertidos por el atacante del Inter de Milán, Degnand Gnonto, el potente delantero de origen marfileño de tan solo quince años y que suma tres anotaciones en sus dos presentaciones, e Iyenoma Udogie, que marcó en la agonía del partido después de que Efraín Álvarez, en el tiempo de descuento, había empatado parcialmente para México.

Desde el comienzo, el partido mostró fuerzas equilibradas, con Italia haciendo figura al portero mexicano Eduardo García y el combinado de México respondiendo, primero con un remate que se estrelló en el travesaño y después con un penalti sancionado con la ayuda del VAR y que el guardameta Marco Molla detuvo dramáticamente a Israel Luna, al minuto 38.

La atajada de Molla levantó la moral a los italianos, pero México no bajó la guardia y terminó el primer tiempo volcado en el ataque.

Para el segundo tiempo, el técnico mexicano Marco Antonio “Chima” Ruiz mandó al terreno a Álvarez, el jugador más promocionado del equipo y que llegó a defender a la selección de Estados Unidos, país donde nació y actúa profesionalmente en Los Angeles Galaxy, pero que optó luego por defender al Tri de sus ancestros.

La etapa complementaria siguió pareja, con los cancerberos García y Molla como grandes figuras frente a las arremetidas de sus rivales.

A pesar de la insistencia de ambos equipos, Italia consiguió mejores dividendos y a los 74 minutos, en una jugada de Iyenoma Udogie, el delantero Gnonto superó con potencia a la defensa y puso en ventaja al seleccionado italiano.

En el tiempo de reposición, Luna, otra de las figuras de México y que había perdido el penalti, desperdició la oportunidad de empatar en un mano a mano con Molla.

Cuando todo parecía sentenciado para el triunfo italiano, apareció la magia de Álvarez en la postrimería del partido para igualar la pizarra, aunque solo momentáneamente.

Y es que los mexicanos no terminaron de celebrar y en un descuido de la defensa, el sustituto Gaetano Oristanio dejó a Udogie libre y en posición para decretar el emocionante triunfo italiano.

Todavía el lateral mexicano Rafael Martínez recibió roja directa antes del pitido final del árbitro peruano Diego Haro.

A primera hora, en el mismo escenario, la selección de Paraguay superó con un lapidario 0-7 a Islas Salomón, que en sus dos salidas ha encajado doce goles y no ha convertido ninguno. Con la victoria, los guaraníes se acercan a su clasificación para los octavos de final.

El domingo, en la tercera jornada que cerrará del Grupo F, Italia y Paraguay jugarán en Gama y México e Islas Salomón disputarán su partido en Cariacica, en la región metropolitana de Vitoria, capital de Espírito Santo. El conjunto de Chima Ruiz se jugará su última carta en la justa mundialista.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: