Distancia y peajes entre Bogotá y su playa más cercana

Entre riscos y arena dorada se encuentra un conjunto de playas con pocos visitantes y mucho por descubrir

Compartir
Compartir articulo
A 10 horas de la capital colombiana se encuentran varias de las entradas al Pacífico - crédito @fredolabiele / Instagram
A 10 horas de la capital colombiana se encuentran varias de las entradas al Pacífico - crédito @fredolabiele / Instagram

Contrario a las capitales Lima, Caracas y Roma, Bogotá está lejos de la costa. De ahí que, en temporadas cálidas, solo algunos de sus habitantes se permitan soñar con visitar la playa o las islas nacionales.

Con océano de lado y lado de la frontera, las opciones no son limitadas. De hecho, los bogotanos y habitantes de otras ciudades en la zona centro del país pueden elegir entre las aguas cristalinas del mar Caribe –que limita con ciudades como Barranquilla, Cartagena, Santa Marta– o la inmensidad del océano Pacífico, por la costa chocoana.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel.

Sin embargo, a falta de una, existen dos razones por las que el centro económico y político de Colombia se encuentra a mitad de su territorio y no a la orilla del mar. Según Diego Salamanca, apasionado de la historia, “al momento de las revoluciones independentistas, Santa Fe (actual Bogotá) era la capital del virreinato de la Nueva Granada desde donde legislaba el virrey, las juntas virreinales y después los cabildos nacionales”.

En peajes, hasta el Chocó, será necesario contar con 95.000 pesos - crédito Booking
En peajes, hasta el Chocó, será necesario contar con 95.000 pesos - crédito Booking

Mientras, una segunda explicación es su localización estratégica: “La naciente republica no contaba con una armada para defender a una ciudad costera como Cartagena que, junto con Santa Fe (ahora Bogotá) ostentó una notable importancia en el virreinato por ser el mayor puerto de Sudamérica, pero era vulnerable a que el gobierno cayera ante el ataque de una potencia naval que pudiese tomar la ciudad, por lo tanto se decidió optar por una ciudad más central y alejada de la costa”.

Una pena, para los rolos aventureros de la época, pero este no tendría por qué ser un problema para visitar la playa, o al menos no en pleno 2024. Y es que, paraísos naturales como Pianguita, Ladrilleros o la playa Juan de Dios, se encuentran a 10 horas en carro, una en lancha y 95.000 pesos en peajes desde Bogotá.

Sin embargo, para quienes teman surcar las aguas, la playa de Buenaventura es una buena opción para ahorrarse el viaje en lancha y una hora de camino, siendo esta, una de las favoritas de los vallecaucanos.

Al llegar, sus visitantes no solo se encontraran de frente con el mar, sino también, con la posibilidad de recorrer los siete senderos que llevan a piscinas naturales y la Reserva Natural San Cipriano, según recomendó en uno de sus reportajes el diario El Tiempo.

Su arena, en tonos dorados, ofrece una vista panorámica al océano Pacífico - crédito playajuandedios.com
Su arena, en tonos dorados, ofrece una vista panorámica al océano Pacífico - crédito playajuandedios.com

¿Cuál es la mejor playa de Colombia?

Por quinto año consecutivo, el Parque Regional de Johnny Cay, ubicado en San Andrés, ha sido galardonado con el prestigioso premio Blue Flag (Bandera Azul), consolidándose así como la mejor playa de Colombia en 2023.

Este reconocimiento, otorgado por la Fundación para la Educación Ambiental (FEE), resalta el cumplimiento de la playa en diversos criterios ambientales esenciales que incluyen la calidad del agua de baño, seguridad, servicios, gestión ambiental, y educación e información ambiental.

El reconocimiento Blue Flag es un indicador globalmente reconocido de excelencia en gestión ambiental para playas, marinas y embarcaciones. Impulsado por organizaciones de renombre como la Organización Mundial del Turismo (OMT) y el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), el galardón destaca las iniciativas de sostenibilidad y preservación ecológica de los sitios turísticos.

De ahí que este reconocimiento llevara a la Corporación para el Desarrollo Sostenible del Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina (Coralina), a enfatizar en que este logro es un reflejo del intenso trabajo y compromiso por cuidar este atractivo natural, reconociendo el esfuerzo colectivo detrás de esta importante distinción.

Johnny Cay es un islote destacado por su biodiversidad y riqueza en ecosistemas marinos y costeros, razón por la cual en el año 2000 fue declarado Parque Natural Regional. Además, es uno de los destinos turísticos más visitados de la Reserva de Biosfera Seaflower, caracterizado por su belleza natural única que incluye playas de arena blanca, fondos arenosos y arrecifes de coral, junto con una diversidad de vegetación en tierra.

Según datos de la Gobernación de San Andrés, el parque brinda diversas actividades como caminatas ecológicas, snorkel, recreación náutica y ofrece opciones de comercio para los visitantes, beneficiando directamente a aproximadamente 100 familias de las islas gracias al turismo.

Para aquellos interesados en explorar Johnny Cay, el parque está abierto al público desde las 8:00 de la mañana hasta las 2:00 de la tarde, de lunes a domingo. Sin embargo, las autoridades locales recomiendan a los visitantes tomar en cuenta ciertas recomendaciones para asegurar una experiencia segura y respetuosa con el medio ambiente.